Madres de sacerdotes al Papa: “Proteja el celibato”

Del Vatican Insider

“Santo Padre, evite que nos roben el gran tesoro del celibato”. Es el clamor que un grupo de madres biológicas y madres espirituales de sacerdotes hizo llegar al Papa. En su carta, las mujeres pidieron a Francisco declarar que no existe “puerta abierta” a modificaciones en la norma de la soltería para quienes siguen la vocación al presbiterio y reaccionaron así a otra misiva enviada al pontífice por 26 novias o amantes de curas.

Papa Francesco durante la messa per l'ordinazione di dieci nuovi sacerdoti della diocesiEl documento, del cual Vatican Insider tiene copia, lleva la firma de 332 personas que forman parte de un colectivo denominado “Maternidad Espiritual de Sacerdotes”, con presencia en España y otros países del mundo. Uno de los firmantes es Raúl Berzosa, obispo de la diócesis española de Ciudad Rodrigo. Aunque salió a la luz ahora, el texto está fechado el 19 de junio.

“Santo Padre: si tuviéramos noticia de la aventura de un hijo o un hermano casado con una mujer distinta de su esposa nunca podríamos aceptar los argumentos de la nueva novia como una causa lícita para romper el matrimonio canónico. Igualmente, tampoco podemos admitir los argumentos –erróneos- de las 26 novias de sacerdotes que le han escrito solicitando el celibato opcional”, indicó.

La carta se refirió así al mensaje difundido en mayo y en el cual las amantes secretas de sacerdotes católicos solicitaron a Jorge Mario Bergoglio que ponga fin al celibato. “Nosotras tenemos, hemos tenido o quisiéramos tener una aventura amorosa con un sacerdote del que nos hemos enamorado”, señalaron entonces y agregaron: “algo podría cambiar, no sólo para nosotras, sino también por el bien de toda la Iglesia”.

En su respuesta, las madres advirtieron tener la responsabilidad que sus hijos y la Iglesia “no se mundanicen”. “Le suplicamos, Santo Padre, que cuide nuestra casa y evite que el gran don y tesoro que es el celibato pueda sernos hurtado, le suplicamos que declare a la mayor brevedad –es muy importante el daño que la campaña mediática de esa carta ha hecho- que para la Iglesia latina ni existe una puerta abierta al celibato opcional de los presbíteros, ni va a existir para la ordenación de los varones casados. Y le suplicamos, también, que rechace públicamente, con la decisión con la que ha de rechazarse toda tentación, las peticiones de las 26 novias de sacerdotes y todas las que haya recibido en el mismo sentido”, solicitaron.

Esta última petición no resulta casual. Desde la llegada de Bergoglio al pontificado y la expectativa que su elección ha despertado, en la Santa Sede se han recibido muchas solicitudes de sacerdotes casados que piden recuperar formalmente sus funciones ministeriales o dan por hecho una inminente abolición del celibato. Este fenómeno lo reveló el mismo Papa, durante un encuentro con obispos del Consejo Episcopal Latinoamericano que tuvo lugar el 28 de julio de 2013.

Ese día, improvisando en su discurso exclamó: “Con el inicio del pontificado uno recibe cartas, propuestas, le hacen llegar inquietudes, propuestas y deseos relacionados con los nuevos aires que puede haber (y piden): ¡Qué se casen los curas! ¡Qué se ordenen las monjas! ¡Qué se de la comunión a los divorciados!”.

Más adelante en su misiva, las madres espirituales recordaron que la Virgen, a pesar de haber experimentado el mayor de los sufrimientos, “no se rebeló contra Dios padre”, ni animó a Jesucristo a que “dejara la cruz a mitad de la Vía dolorosa”.

“Conservamos en nuestro corazón su petición ‘orad por mí’, le prometemos que intensificaremos nuestra oración por usted, y solicitamos finalmente su bendición paternal para todos los firmantes de esta carta, con nuestras familias y comunidades”, apuntaron.

Junto con la carta le enviaron al Papa un ejemplar del Decenario al Espíritu Santo, escrito por “una sencilla costurera española”, y su inscripción en la Obra de las Misas Perpetuas en honor a la Santísima Trinidad.

10 comentarios

  
Gregory
La carta de las amantes de sacerdotes, o en su defecto quienes desearía ser amantes de sacerdotes es de una verguenza absoluta. Esta espectativa creada entorno a los "nuevos aires de pontificado actual" es un serio problema sobre todo al no cumplirse esas especctativas creadas o alimentadas por personas y grupos externos de la iglesia, sin quitar que también dentro existen quienes las crean y fomentan el mes de Octubre con el sinodo surgiran voces de todo tipo yo por mi parte pedira la suaver brisa del Espiritu Santo.
31/08/14 12:29 PM
  
Gregory
Por otro lado felicito a estas madres de Sacerdotes que valoran la vocación y el servicio de sus hijos Dios les bendiga.
31/08/14 12:30 PM
  
Yolanda
¡Pobres mujeres! Estas sí que dan pena, y no las 26 *@#&~^₩!@)?"#!*"@₩>=%#...

De todos modos, deberían estar tranquilas. A un sacerdote ya ordenado no creo que un hipotético cambio en ese sentido pudiera afectarle.

Y ahora, medio en broma medio en serio, pero con mi sincera solidaridad, a esas madres, pobrecitas, ¡cómo las comprendo! Yo soy madre de dos varones, y si después de que Dios me bendijera con la feliz ausencia de nueras, escucho rumores de que... oooh no, no, no, noquiero ni imaginar el soponcio que me daría. Ni razones teológicas ni el bien de la Iglesia ni nada: me movería el más estricto egoísmo de seguir siendo la feliz madre de hijos que no traen a su madre una nuera cada fin de semana y cada Navidad a casa.

Fin de la medio-broma.

En serio, me sumo fervientemente a esa petición.

31/08/14 1:29 PM
  
Rinaldo26
Pues honestamente que madres tan egoístas. Pedir que sigan sufriendo más hombres lo que ya sufrieron sus hijos no tiene paralelo. La carne es terrible. La decisión de dejarla para siempre la toman muy jóvenes. Yo creo sinceramente que hay mucho que analizar pero no aventarse como estas madres que no hablan en su nombre sino decidiendo la vida de otros.
31/08/14 11:43 PM
  
rastri
“Nosotras tenemos, hemos tenido o quisiéramos tener una aventura amorosa con un sacerdote del que nos hemos enamorado”, señalaron entonces y agregaron
________________

Esto más que una aventura amorosa se me antoja ser la indecente y libidinosa ambición que ciertas mujeres empachadas de macho cabrío, sin vergüenza propia y ajena, suelen querer tener...Y que a veces por personal debilidad moral suelen poseer







01/09/14 5:04 AM
  
Yolanda
Ribaldo:

¿Sostiene usted entonces que el matrimonio es para calmar la carne y nada más?

Pues si esos curas quieren "casarse" al cabo del tiempo porque "la carne es terrible y la decisión de dejarla para siempre la tomaron muy jóvenes", y pretenden casarse por ese motivo, les va a costar encontrar esposa. Hay que valorarse muy poco a una misma para casarse con un tipo que te va a utilizar solo para calmar sus ardores. Eso, o ser una ninfómana.

Porque vamos, no sé qué idea del amor conyugal tiene usted. ¿Alguna mujer sensata confiaría en la fidelidad de un marido que rompió su promesa de celibato por puro rijo? Por el mismo motivo romperá la promesa de amar fielmente a su esposa en cuanto "la carne" de otra le llame la atención.

Mire, las decisones importantes se toman en la juventud. La elección de profesión y de estado todo el mundo la toma siendo joven. Si al cabo del tiempo no pueden con ello, que se secularicen.
01/09/14 8:36 PM
  
María Estela
¿Por qué evita ser contundente al respecto el Papa Francisco? ¿Qué es lo que realmente piensa sobre este asunto, el de los homosexuales, los divorciados vueltos a casar y su ecumenismo? Va a pasar a la historia como el Papa que dejó la posibilidad de abrir varias puertas,dejando a su sucesor la decisión de abrirlas o cerrarlas. No se vale. ¡Benedicto XVI! ¿por qué renunciaste?
01/09/14 10:46 PM
  
antonio rivero
Yo lo que pediría es que los formadores en los seminarios donde se forman esos futuros sacerdotes trabajen mucho este aspecto de la afectividad y sexualidad con los súbditos, para que realmente se vea claro quién está llamado a vivir como Cristo en castidad perfecta, como sacerdotes. Quien no arregle este campo no debería ser promovido a la ordenación diaconal ni sacerdotal. Los directores espirituales tienen una misión muy delicada para cerciorarse con respeto pero con claridad quién de sus dirigidos tiene realmente la llamada al sacerdocio, que implica NECESARIAMENTE el acoger y aceptar el celibato para toda la vida. Si no son capaces de vivir así durante los años de formación en el seminario, se les debe decir con bondad, pero con verdad: "este no es tu camino de felicidad y realización". El sacerdocio es un llamado de Dios, no una elección mía. Y yo al aceptar este llamado, tengo que acoger todo el paquete que eso supone, en la libertad y en el amor y con alegría. Si no, ya sabemos lo que pasa. Punto.
01/09/14 11:19 PM
  
Gregory
Es curioso lo que dice Rivaldo: acusar de egoistas a unas madre que apoyan la opciòn de sus hijos, es cierto estoy de acuerdo para ser tan solo seminarista en esto tiempos hay que tener valor y para ser sacerdote mucho más valor. En estos tiempos que vivimos es muy raro que a un niño le siembren la vocación sacerdotal y en el seminario la formación es rigida y no faltan las deserciones o mejor dicho los que descubren que el llamado del Señor es otro. Por cierto el que un hombre y una mujer solo vivan de la carne eso solo tiene nombre: es patológico.
02/09/14 12:14 AM
  
mjbo
Mi hijo no es tan joven: 34 años cuando fue recientemente ordenado... Y él tenía su buen trabajo... Su vida estupenda...: Sabe perfectamente dónde se ha metido... Y ni él ni ninguno de su casa vemos con buenos ojos abandonar la castidad completa... Eso sería andar hacia atrás...
02/09/14 9:56 AM

Los comentarios están cerrados para esta publicación.