Cristiada: la “conjura del silencio”

México tiene un “tabú” religioso en su historia. Se trata de la Cristiada, el movimiento en defensa de la libertad religiosa que surgió como respuesta a una feroz persecución anticatólica. En su primera parte duró de 1926 a 1929 y dio a ese país numerosos mártires, tanto santos como héroes. Por años la historiografía oficial ignoró completamente ese capítulo incómodo, sobre el cual acaba de echar luz una película con actores de Hollywood, un filme que es ya un éxito de taquilla.

Se llama igual que el movimiento, “Cristiada” y entre sus protagonistas cuenta con personalidades de fama internacional: Andy García, Eva Longoria y Peter O’Toole, además de las actuaciones de Karyme Lozano, Rubén Blades o Néstor Carbonell. En la semana de su estreno se colocó como la cinta más vista en México, con 270 mil espectadores.

La película ofrece, con las debidas licencias cinematográficas, un relato convincente de la gesta protagonizada por algunos de los líderes “cristeros”: católicos que se levantaron en armas contra la cancelación de todos los actos de culto público impuesta por el “supremo gobierno”. Al grito de ¡viva Cristo Rey! Un grupo de campesinos lucharon por su fe y por tener la libertad de profesarla en público.

El choque entre las fuerzas del gobierno, encabezado entonces por el presidente Plutarco Elías Calles, y la resistencia católica dejó numerosas víctimas en ambos bandos (se hablan de más de 70 mil). La mayoría de los cristeros perecieron después de 1929 y como consecuencia de unos acuerdos de alto al fuego, suscritos por las autoridades con dos obispos y con un pretendido aval de la Santa Sede. Los arreglos se convirtieron en una trampa mortal para los disidentes, que en lugar de recibir la amnistía fueron literalmente cazados y asesinados.

Para uno de los máximos estudiosos de ese periodo, el sacerdote español Fidel González Fernández, los acontecimientos ligados a la Cristiada captan cada vez más atención porque se trata de una “historia dramática, obligada y condenada al silencio por el poder durante más de 70 años (y que ahora) está explotando como un tsunami incontenible, arrollando esa muralla de hierro con la que se ha pretendido no sólo silenciarla, sino incluso borrarla de la memoria histórica de la gente en México y fuera”.

En un libro de dos tomos y mil 700 páginas titulado “Sangre y corazón de un pueblo. Historia de la persecución anticatólica en México y sus mártires”, González Fernández recopiló cientos de testimonios sobre los cristeros. Relatos enterrados en el corazón de un pueblo eminentemente católico pero que, durante gran parte del siglo XX, fue gobernado por masones y laicistas agrupados en el Partido Revolucionario Institucional (PRI).

En este contexto la defensa de la libertad religiosa se volvió un tabú. Por eso como lema de la película Cristiada se eligió la frase: “La historia de México que te quisieron ocultar”.

“Creo que ese subtítulo sintetiza muy bien el fondo de una historia opresivamente silenciada. Esta es la auténtica revolución mexicana, la que vio como protagonista a todo un pueblo. Se trató de un fuerte movimiento popular ante la hostilidad ciega y cruel del Estado radical masónico que llevó su ideología hasta el fin. La sublevación fue masiva y unánime en los pueblos del centro-oeste. Hombres, mujeres, niños confluían como para una peregrinación, seguros de obligar al gobierno a capitular. El ejército los recibió a tiros, con fuego de ametralladoras o con bombardeos aéreos. Y el gobierno, empecinado, continuó su represión”, aseguró González.

Y agregó: “por todo ello el Estado oficial se empeñó en tapar los hechos, y fue seguido por toda una amplia historiografía oficial e ideológicamente alineada con él. No era ‘políticamente correcto’ hablar del tema que o se ocultaba o se negaba. Por su parte la Iglesia mexicana temió por mucho tiempo las represalias y trató de seguir la línea de una conciliación posible a base de un propio resignado silencio. Preferían vivir en una paz efímera y evitar que continuasen corriendo ríos de sangre. El tema es todavía hoy objeto de contrastes en el campo de la discusión histórica. Pienso que esta película, con actores famosos, puede contribuir a romper este tabú. O conjura del silencio”.

18 comentarios

  
Hermenegildo
¿Cuándo se estrena esta película en España?
09/05/12 7:51 PM
  
Andrés Beltramo
Hermenegildo

La puedes ver en el marco del próximo Congreso Mundial de las Familias de Madrid, a finales de este mes. Será una proyección promocional. Saludos.
09/05/12 8:29 PM
  
Ricardo de Argentina
¿Este conflicto se inició porque el gobierno prohibió las misas y todo acto público?
Agradeceré a quien me ilustre.
09/05/12 8:50 PM
  
Omar de México
Muy acertado lo que has dicho, Andrés. En México vivimos una dictadura partidócrata por más de 70 años; todavía es el PRI el partido con mayoría en el Congreso, aunque a diferencia de antaño, ahora hay pluralidad política.
Me resulta particular cómo es que el candidato del PRI que es el abanderado para ganar la presidencia de la répública, se haya hecho una imagen de católico, cuando por ejemplo llevó a su novia (actriz mexicana que abandonó su familia y ya le anularon el matrimonio) ante el Papa en Roma. ¿Acaso desconoce la historia del PRI y su odio acérrimo a la Iglesia durante Plutarco E. Calles?

Te comento que en México, tierra de masones, pero mucho más de María, hay un dicho entre los viejos: "priísta y católico hasta la muerte". Me deja pasmado esta frase. Y es por eso que Cristiada nos ofrece esa etapa de la historia mexicana silenciada por el poder masón laicista.

Defándamos, no importa si es preciso dar la vida, a nuestra Mater et Magistra, a la Esposa de Cristo, a su mismo Cuerpo Místico, de todos aquellos cuervos que la quieren atacar en legión.
09/05/12 9:23 PM
  
Sergi
Hola Andrés, ¿sabrás cuándo se estrena en el resto de América Latina? ¿En Venezuela?
09/05/12 10:07 PM
  
Andrés Beltramo
Ricardo

El desencadenante de la Cristiada y de otras acciones de resistencia llevadas a cabo por los católicos mexicanos (no todos tomaron las armas) fue la aplicación a ultranza, de parte del gobierno de Plutarco Elías Calles, de la Constitución de 1917. Además de una serie de leyes durísimas contra la Iglesia católica, puestas en práctica primero por el antecesor de Calles, el militar Álvaro Obregón. Con Calles se hizo tan extrema la persecución que no sólo se suspendió todo acto público, también se cerraron seminarios y casas religiosas, se persiguió a obispos, sacerdotes y monjas. No era posible tener manifestaciones públicas de fe, muchos pagaron con la vida por ello.

Los católicos reaccionaron de diversas maneras, algunos se fueron al monte e hicieron la guerrilla. Muchos otros decidieron boicotear ampliamente sectores de la economía. Además se organizaron misas y celebraciones clandestinas. Por ejemplo en la Ciudad de México se abrió un seminario clandestino adentro de un cine, los seminaristas estudiaban en el auditorio y vestidos de civil, si irrumpía el ejército ponían a proyectar la película. Historias como esa abundan, por eso sorprende que exista tan poca bibliografía al respecto. Ojalá todos queramos abundar en capítulos de la historia como este. Saludos.
10/05/12 1:14 AM
  
Ricardo de Argentina
Muchas gracias Andrés.
¿Querés que te diga una cosa? Sin presumir de sabihondo, y sin ser especialista ni mucho menos, conozco de Historia. Pero hete aquí que, aún habiendo conocido en detalle cientos de referencias a la Cristiada, vidas de santos mártires de la misma y crónicas de la época, resulta que leo tu post y me pregunto: Caramba, ¿cómo cuernos fue que se inició todo esto? Y me sorprendí de no poder responderme satisfactoriamente. Entonces decidí publicar mi pregunta.
Para mí ésa es la demostración más elocuente de la "conjura de silencio" que mencionás. Casi sin darme cuenta, yo ignoraba cuestiones esenciales de esta atrocidad que clama al cielo.
Se podrán decir muchas cosas de los masones, pero no que son ineficientes!
10/05/12 1:37 AM
  
Ana
Andrés, excelente crítica.
Omar de México: muy acertado su comentario, además es realmente preocupante que aquí en México seamos tan cortos de memoria, principalmente los católicos, y darle alas a este candidato del PRI que a simple vista se nota la deshonestidad y es el vivo retrato de los priistas de antaño, masones y mentirosos. Los católicos debemos pensar muy bien por quien hemos de votar el próximo 1 de julio.
10/05/12 4:31 AM
  
Alvaro Martinez.
A este respecto aunque se que es dificil consegirlos les recomiendo 2 libros muy buenos sobre este tema y son "America Peligra" de Salvador Borrego y "Entre las patas de los caballos" diario de un cristero.

Ahi se profundiza mucho sobre esta realidad historica y que en tierras como Durango (de donde son mis padres), se vivieron terriblemente, a mi papá por ejemplo lo bautizaron clandestinamente en la madrugada por un sacerdote, que disfrazado de arriero viaja por los pueblos de nuestro rumbo, pues la Iglesia estaba saqueda y clausurada por el gobierno. Luego les comparto algunos detalles más de lo que el gobierno llevo a cabo en esa zona, como obligar a los soldados (muchos de los cuales eran católicos)a realizar acciones de saqueo, persecución y fusilamiento de sacerdotes o gentes que los protegían u ocultaban, pero que si no hacian lo que les ordenaban, el gobierno los fusilaba.

Saludos...
10/05/12 5:55 AM
  
Luis López
México/Méjico es un país en permanente contradicción. Hispano o indígena, católico o priista o masón, revolucionario o institucional (¿?), pagano o cristiano, Cortés o Cuauhtemoc, venerador de la Guadalupana o de la santa muerte...

Y a veces los equilibrios entre fuerzas tan contrarias son imposibles. Con las medidas brutales del masón Calles, la contradicción más profunda de todas, entre la verdadera fe y la verdadera mentira (la masonería, doctrina de lazos abiertamenta satánicos), reventó por todas sus costuras, resultando un brutal baño de sangre.

Lo dice la Biblia, y lo cita uno de los personajes de la película: hay un tiempo para la paz y un tiempo para la guerra.
10/05/12 9:54 AM
  
Esteban
Umm, hasta donde yo se la película es extremadamente parcial, es una lástima que no se pueda hacer una película objetiva sobre este conflicto, aun cuando hace décadas que ocurrió, y ya no existe la situación que había entonces.

Oh tenemos por un lado aquella de La guerra santa, y ahora Cristiada, las dos claramente inclinadas hacia un lado u otro
10/05/12 5:23 PM
  
Ángeles
Pues la persecusiòn continúa en México, en el Distrito Federal el PRD ha impuesto el aborto, la eutanasia, los "matrimonios" entre los gays. Y cuando nuestros Cardenales se han manifestado en contra los han demandado judicialmente con todo el poder del Estado, los ridiculizan e insultan, han profanado la Catedral varias veces, interrumpiendo la Santa Misa, rompiendo imágenes etc. pero eso sí la mayoría de sus votantes son católicos y todos muy tranquilos. Óremos para que en estas elecciones el Espíritu Santo nos ayude a elegir "lo menos peor" porque no hay mucho de donde escoger.
11/05/12 12:19 AM
  
Esteban
"México/Méjico es un país en permanente contradicción. Hispano o indígena, católico o priista o masón, revolucionario o institucional (¿?), pagano o cristiano, Cortés o Cuauhtemoc, venerador de la Guadalupana o de la santa muerte..."

Perdón, señor Luis López, pero ni la mayoría de los mexicanos somos priístas, ni la mayoría de los mexicanos creemos en la "santa muerte",principalmente en este caso hay que decir que ese "culto" es minoritario

Y perdón, pero es una verguenza que se cite a sujetos como Salvador Borrego, un simpatizante del nacional socialismo (NAZI)
11/05/12 6:19 AM
  
Luis López
Esteban, bueno, Vds. no serán priistas pero el PRI hasta hace algunos años arrasaba en todas las elecciones. Y reconocerá que aunar en un lema lo "revolucionario" con lo "institucional" es, si no contradictorio, al menos chocante.

En cualquier caso lo que quiero destacar es que, a mi juicio (y con todas las reservas de ser un juicio personal desde fuera), México no ha terminado de asumir con absoluta normalidad que su verdadero espíritu es hispánico y católico, y que de algún modo buena parte del país sigue viviendo en una extraña esquizofrenia histórica indigenista y pagana.

Y que siento verdadera lástima que en todo el Distrito Federal no exista ni una sola estatua al hombre que en el sentido más literal fundó esa gran y querida nación hermana que es México. El hombre que, a juicio de Salvador de Madariaga, no sólo ha sido el mexicano más importante de la historia sino también el más grande español de todos los tiempos.
11/05/12 12:40 PM
  
Esteban
Hola Luis Lopez

EL PRI no arrasaba en "todas las elecciones", las elecciones eran una farsa, en el que el Partido oficial llenaba las urnas, casi nadie en realidad iba a votar cuando los tiempos del PRI y cuando iban a votar (ganaba la oposición) y el PRI simplemente se robaba las elecciones (todavía lo hace actualmente), es mas, en cualquier caso Luis puedes acusar a los mexicanos de entonces y a algunos de ahora de apatía, por permitir al PRI hacer y deshacer.

"México no ha terminado de asumir con absoluta normalidad que su verdadero espíritu es hispánico y católico, y que de algún modo buena parte del país sigue viviendo en una extraña esquizofrenia histórica indigenista y pagana."

Creo que eso de "hispánico católico" e "indigenista y pagana" suena a racismo. Mexico es producto de la mezcla de la cultura indigena y de la cultura española, y nuestro catolicismo es producto de esta inculturización. Y no entiendo porque tenemos que asumirnos como "españoles" cuando no lo somos.

"Y que siento verdadera lástima que en todo el Distrito Federal no exista ni una sola estatua al hombre que en el sentido más literal fundó esa gran y querida nación hermana que es México. El hombre que, a juicio de Salvador de Madariaga, no sólo ha sido el mexicano más importante de la historia sino también el más grande español de todos los tiempos. "

Creo que la nación mexicana, es algo que todavía no se termina de concretizar, pero no se quien sea para usted el "fundador" de la nación.?
11/05/12 8:15 PM
  
PABKLO ETCHEVEHERE
+ CRISTIADA +



Voy a cantar un corrido
con tonada de corneta
en memoria de mi Jefe
Don Enrique Gorostieta

Viva la Virgen María
Guadalupana y mujer
vivan los mártires todos
siempre viva Cristo Rey

Nos mandaron batallones
fusilería y granadas
encolumnaron camiones
por las sierras mejicanas

Blindaron trenes enteros
con cañones y metralla
pero mi General Cristero
les ganó varias batallas

Los rojos y los ateos
a ellos los ayudaban
juntos peleábamos todos
con San Miguel y su lanza

Hace muchos, muchos años
se luchó en la Cristiada
no la pudieron vencer
a nuestra guadalupana.-
17/05/12 8:21 PM
  
Juan R.
Nunca hubo tal persecusión anticatólica. Esta película no se apega a los hechos históricos. El gobierno nunca persiguió a los católicos ni cerró iglesias. El alto clero a manera de huelga cerró las iglesias y culpó al gobierno y uso a muchos feligreses de fe ciega como carne de cañón para levantarse en armas y pelear en contra de la separación iglesia estado. Antes de la implantación del estado laico era la iglesia la que gobernaba y no había suprema corte de justicia, solo la "Santa" Inquisición. El alto clero se negaba a perder mas privilegios y se fue por la vía de las armas, el gobierno tuvo que hacer valer la ley.
http://youtu.be/QAP4COXR9bQ
22/01/13 7:20 AM
  
Rodrigo
Juan R., todavía están las fotos de las masacres Callistas y los cristeros colgados de los postes de telégrafo. Negar la realidad no lleva a nada bueno.
26/07/13 7:02 PM

Los comentarios están cerrados para esta publicación.