InfoCatólica / Cor ad cor loquitur / Categoría: Cristo

28.05.17

Haced discípulos, bautizándoles y enseñándoles

Evangelio en la Solemnidad de Ascensión del Señor

Los once discípulos se fueron a Galilea, al monte que Jesús les había indicado. Al verlo, ellos se postraron, pero algunos dudaron.  
Acercándose a ellos, Jesús les dijo: «Se me ha dado todo poder en el cielo y en la tierra. Id, pues, y haced discípulos a todos los pueblos, bautizándoles en el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo; enseñándoles a guardar todo lo que os he mandado. Y sabed que yo estoy con vosotros todos los días, hasta el final de los tiempos».
Mt 28,16-20

El Señor concluye su ministerio terrenal enviando a sus discípulos a hacer proselitismo. Es decir, les manda a hacer nuevos discípulos, bautizando y enseñando a guardar los mandamientos de Cristo. Y para tal fin contarán con la asistencia indispensable del Espíritu Santo. Así lo vemos en la primera lectura de hoy:

Recibiréis la fuerza del Espíritu Santo, que descenderá sobre vosotros, y seréis mis testigos en Jerusalén, en toda Judea y Samaría, y hasta los confines de la tierra.
Hech 1,8

Leer más... »

23.05.17

Acusará al mundo de pecado, de justicia y de juicio

Evangelio del martes de la sexta semana de Pascua:

Ahora voy a quien me envió y ninguno de vosotros me pregunta: «¿Adónde vas?» Pero porque os he dicho esto, vuestro corazón se ha llenado de tristeza; pero yo os digo la verdad: os conviene que me vaya, porque si no me voy, el Paráclito no vendrá a vosotros. En cambio, si yo me voy, os lo enviaré. Y cuando venga Él, acusará al mundo de pecado, de justicia y de juicio: de pecado, porque no creen en mí; de justicia, porque me voy al Padre y ya no me veréis; de juicio, porque el príncipe de este mundo ya está juzgado.
Jn 16,5-11

No creer en Cristo, que es exactamente lo mismo que no creer en Dios, es pecado. Lo dijo Él mismo a sus apóstoles. En la primera lectura de hoy, San Pablo y Silas respondieron al jefe de la prisión de la que fueron liberados por un terremoto cuando les preguntó cómo podía salvarse él mismo:

Leer más... »

22.05.17

Cuando venga el Paráclito dará testimonio de mí

Evangelio del lunes de la sexta semana de Pascua

Jesús dijo a sus discípulos:
Cuando venga el Paráclito, que os enviaré desde el Padre, el Espíritu de la verdad, que procede del Padre, él dará testimonio de mí; y también vosotros daréis testimonio, porque desde el principio estáis conmigo. 
Os he hablado de esto, para que no os escandalicéis. Os excomulgarán de la sinagoga; más aún, llegará incluso una hora cuando el que os dé muerte pensará que da culto a Dios. Y esto lo harán porque no han conocido ni al Padre ni a mí. Os he hablado de esto para que, cuando llegue la hora, os acordéis de que yo os lo había dicho.
Jn 15, 26-27; 16,1-4a

Cristo nos muestra al Padre y el Espíritu Santo nos muestra a Cristo. De hecho, fue el Espíritu Santo quien obró en la Encarnación del Hijo. Así le dijo el arcángel Gabriel a la Virgen María:

Leer más... »

19.05.17

Esto os mando: que os améis los unos a los otros

Evangelio del viernes de la quinta semana de Pascua:

Jesús dijo a sus discípulos: “Éste es mi mandamiento: que os améis los unos a los otros como yo os he amado. Nadie tiene amor más grande que el de dar uno la vida por sus amigos.
Vosotros sois mis amigos si hacéis lo que os mando. Ya no os llamo siervos, porque el siervo no sabe lo que hace su señor; a vosotros, en cambio, os he llamado amigos, porque todo lo que oí de mi Padre os lo he hecho conocer. No me habéis elegido vosotros a mí, sino que yo os he elegido a vosotros, y os he destinado para que vayáis y deis fruto, y vuestro fruto permanezca, para que todo lo que pidáis al Padre en mi nombre os lo conceda. Esto os mando: que os améis los unos a los otros".
Jn 15,12-17

Gracias a Cristo pasamos a ser parte de la familia de Dios. Y como tal debemos comportarnos, considerando hermanos a todos aquellos que han sido redimidos por el Señor.

Leer más... »

18.05.17

Si guardáis mis mandamientos permaneceréis en mi amor

Evangelio del jueves de la quinta semana de Pascua:

Como el Padre me amó, así os he amado yo. Permaneced en mi amor. Si guardáis mis mandamientos, permaneceréis en mi amor, como yo he guardado los mandamientos de mi Padre y permanezco en su amor. Os he dicho esto para que mi alegría esté en vosotros y vuestra alegría sea completa.
Jn 15,9-11

Nuevamente el Señor nos recuerda que existe una premisa irrevocable que indica que el amor a Dios es cosustancial con el cumplimiento de sus mandamientos.

Leer más... »