19.07.17

Entrevista a mi padre espiritual: el P. Horacio Bojorge, SJ

Mucho es lo que un hijo espiritual le debe a su padre en Cristo.

El R.P. Horacio Bojorge, SJ, nuestro padre espiritual hace ya algunos años, ha sido no sólo una guía segura y un fino maestro del discernimiento, sino también un ejemplo apostólico a seguir que impide cansarnos al momento de tener que arar en este maremundi.

Su lucha por mantener un auténtico espíritu ignaciano, su humildad y su fortaleza para combatir el error, siguen siendo asombrosos a pesar de sus más de ocho décadas de vida.

Siempre dispuesto a aconsejar, ha sabido transmitirnos que  la caridad en la verdad debe vivida y predicada desde los tejados y desiertos, a pesar incluso, de la incomprensión de los “buenos".

Hay sólo un pecado que Dios no le perdonará: el haber aceptado aconsejarme espiritualmente… En fin. Nadie es perfecto.

Venga entonces la entrevista que accedió a concederme hace unas semanas para,

Que no te la cuenten…

P. Javier Olivera Ravasi


 1)      ¿Cómo descubrió su vocación sacerdotal y a la Compañía de Jesús?

Respondo: No diría que la descubrí yo, sino que me la mostraron. Me fueron preparando para que al mostrármela, la reconociera y siguiera.

Me resulta muy difícil responder a esa pregunta en forma breve. Porque es una historia que no puedo resumir. La he puesto por escrito cuando hace unos años me pidieron la historia de mi vocación para un libro con historias de vocaciones que luego no se publicó. Se encuentra aquí

               

2) Ud. se formó en Holanda en plena época de efervescencia y se ordenó durante el Concilio Vaticano II. ¿Qué recuerdos tiene acerca de esa época tempestuosa de la Iglesia? ¿Cómo debemos evaluar lo que sucedió en la Iglesia con el Vaticano II y después de él?

Leer más... »

17.07.17

Alegato en honor de los Cristeros: a propósito de un artículo

Publicamos aquí el texto que un lector de la página, el mexicano José Mauro González Luna Mendoza, nos hiciera llegar a partir de un texto periodístico aparecido en el diario “La Jornada” de México, el 3 de Julio pasado bajo el título La guerra de los curas.

!Viva Cristo Rey!

Que no te la cuenten…

P. Javier Olivera Ravasi

 


ALEGATO EN HONOR DE LOS CRISTEROS

Por José Mauro González Luna Mendoza

 

Es un libelo más contra la Iglesia católica y los católicos al intentar fallidamente desprestigiar a la resistencia cristera a la que llama rebelión. Es una sobada expresión del odio de la izquierda desfondada contra la Fe católica de la mayoría del pueblo, mediante medias verdades y falsedades. Cita R. Barajas algunos párrafos no entrecomillados de un ensayo de Luc Abramson sobre la obra de Meyer, sacándolos de contexto para su propósito descalificador.

Leer más... »

16.07.17

Moral conyugal: tabúes, licitudes y pecados según la doctrina católica (2-2)

c) Los actos preparatorios y complementarios 

Hemos indicado que los elementos subjetivos del acto conyugal son el placer pleno masculino, el femenino y la simultaneidad entre ambos. Puede haber muchos factores que dificulten alguno de ellos, como frigidez masculina o femenina, intemperancia masculina o simplemente dificultad para lograr la simultaneidad. Por tal motivo, tienen relación con el acto sexual conyugal otros actos que se denominan “preparatorios” y “complementarios”[1], y que tiene como fin el capacitar al varón, a la mujer o a ambos para realizar el acto conyugal, o bien simplemente fomentar el amor entre los esposos.

Por regla general, se dice que es lícito todo cuanto se haga en orden al debido fin del acto conyugal y que sea necesario o conveniente para facilitar ese acto con tal que se cumplan dos condiciones: 1º) no envuelva peligro próximo de polución y, 2º) se haga con intención de realizar el acto principal o fomentar el amor conyugal. De modo más concreto podemos decir:

Leer más... »

15.07.17

Moral conyugal: tabúes, licitudes y pecados según la doctrina católica (1-2)

Moral conyugal: tabúes, licitudes y pecados según la doctrina católica

(P. Dr. Padre Javier Olivera Ravasi)[1]

 

A raíz de diversas consultas acerca de un tema tan delicado como la moral conyugal, nos hemos visto, luego de casi una década de ministerio sacerdotal, en la necesidad de confeccionar estas breves páginas con el triple fin de clarificar las conciencias, dar un poco de luz y sanar ciertos posibles escrúpulos en cuanto a las relaciones conyugales.

Resumiendo el pensamiento de los autores más autorizados, intentaremos exponer la doctrina siendo conscientes de que, en los cursos pre-matrimoniales, estos temas son pasados por alto la mayor de las veces, ya sea por ignorancia, falta de tiempo o simplemente un pudor mal entendido.

El texto, creo, podrá servir tanto a los matrimonios como a los confesores que deseen repasar la doctrina (al final del segundo post se entregará el texto completo).

Que no te la cuenten…

P. Javier Olivera Ravasi

26-2-2017

 

Leer más... »

13.07.17