InfoCatólica / Eleuterio Fernández Guzmán / Categoría: Defender la fe

25.03.17

Beata Emilia Fernández Rodríguez, Emilia "La canastera". Primera mujer gitana en subir a los altares

LOGOOFICIAL01

Hoy sábado, 25 de marzo de 2017, se va a llevar a cabo en Almería la beatificación de 115 mártires. Entre ellos se encuentra la primera mujer gitana que va a ser beatificada: Emilia Fernández Rodríguez, conocida como Emilia “La canastera". 

Con motivo de tan magno y gozoso acontecimiento, traigo al blog un artículo que, en su día, publiqué sobre la ya beata de la Iglesia católica, convenientemente actualizado, porque siempre vale la pena recordar a los que, habiéndonos precedido, han alcanzado el Cielo como expresión de su fe y su misericordia.

Hoy traemos a la serie sobre el pueblo gitano a una mujer gitana que, por su actitud ante las circunstancias por las que pasó en vida, bien se la pueda calificar como mártir de la fe católica. Sin duda alguna su caso no fue, por ejemplo, como el del Beato Ceferino o del Siervo de Dios Juan Ramón (aquí traído en otro artículo) pero no cabe duda alguna de que hay formas diversas de ser mártir y no podemos tener a ninguna de ellas como de menos valor.

La Sierva de Dios Emilia Fernández Rodríguez es un símbolo de lo que puede llegar a hacer la fe en Dios Todopoderoso en los momentos difíciles por los que se puede llegar a pasar.

Ella, según se puede leer en aquello que está escrito sobre su persona, siendo mujer de fe llegó a una profundidad en la misma y a ser consciente de lo que suponía serlo en unas circunstancias muy difíciles por las que tuvo que pasar estando, además, en estado de gestación con lo que eso suponía en aquellos terribles años 30 del siglo XX.

 

Empecemos, de todas formas, por el principio porque es conveniente conocer los detalles más cercanos de la existencia de la Sierva de Dios.

Leer más... »

22.03.17

Dictadorzuelos de tres al cuarto a costa de la Santa Misa

Resultado de imagen de Tu cara me suena           Resultado de imagen de la misa de la 2

En España, como suele decirse, no cabe un tonto más aunque, no podemos negarlo, siempre puede salir alguno debajo de alguna piedra que haya gritado porque los discípulos de Cristo no hayan defendido su fe. 

Ahora se trata de la Santa Misa. Y, como era de esperar, son los de siempre los que han manifestado lo que se puede llegar a ser siendo como se es.

Ahí va esto: 

Artículo 16. 3 de la Constitución Española:

“Ninguna confesión tendrá carácter estatal. Los poderes públicos tendrán en cuenta las creencias religiosas de la sociedad española y mantendrán las consiguientes relaciones de cooperación con la Iglesia Católica y las demás confesiones.”

 

Al parecer, son intelectualmente analfabetos (como poco) aquellos que no son capaces de entender, primero, lo que quiere decir cuando se dice que hay que tener en cuenta, de parte de los poderes públicos, las “creencias religiosas de la sociedad española” que, nadie puede negar eso, en su inmensa mayoría, son católicas, CA-TÓ-LI-CAS. En segundo lugar que eso ha de tener consecuencias que no se pueden olvidar o tener por no puestas.

Leer más... »

31.12.16

A partir de mañana la esperanza no la perdemos

Resultado de imagen de Fin de año

Cuando llega este día, el último del año, se suele hacer balance de lo que ha pasado y, además, se piensa mucho en lo que ha de venir porque mañana todo empieza de nuevo. En realidad, no se trata más de fechas que el ser humano ha convenido que así queden establecidas y a ellas debemos remitirnos para poder, simplemente, vivir.

Los católicos sabemos que cada día que pasa, cada año que dejamos atrás nos acerca al definitivo Reino de Dios porque somos conscientes de que nacimos para morir e ir al Padre. Por eso no debe entristecernos que pase el tiempo como si fuese una losa que cae sobre nosotros con la pérdida de facultades físicas que acarrea el paso del tiempo. No. Nosotros gozamos sabiendo que pasa el tiempo, sabemos que vale la pena que pasa porque conocemos el destino de nuestra vida que es otra, pero eterna; otra, pero mucho mejor que la que vivimos en este valle de lágrimas.

Leer más... »

28.12.16

La inocencia de aquellos santos

Resultado de imagen de SAntos Inocentes

Tengo que reconocer que siempre me ha repateado aquello que, demasiadas veces, se hace en un día tan señalado como el 28 de diciembre. Y me refiero a las bromas que, so capa de un tal día, el de los inocentes, se llevan a cabo. 

En realidad, no debemos decir día de los inocentes sino, así, dicho, con mayúscula, los Inocentes. Y aquí poner las cosas como corresponden ser llamadas tiene mucho que ver con nuestra fe católica. 

Queremos decir que “inocentes” e “Inocentes” no son lo mismo: los primeros son los simplemente mundanos, aquellos que caen en determinadas trampas y bromas en un tal día; los segundos, sin embargo, son aquellos que, con total inocencia por tu parte, fueron los primeros testigos del Hijo de Dios que, apenas un par de años antes, había venido al mundo.

Leer más... »

24.12.16

Nace el Hijo de parte de Dios Padre

Imagen relacionada

Es bien cierto que los cristianos, aquí católicos, tenemos en el 24 de diciembre un recuerdo muy especial porque traemos al hoy mismo el nacimiento del Hijo de Dios y Salvador nuestro. 

Así, confirmamos nuestra fe y hacemos de tal fecha algo tierno y amoroso, llena de buenos recuerdos y pensamientos por los que nos dejaron para irse a la Casa del Padre (al menos queremos que ahí estén). 

Y es que nace el Hijo de parte de Dios Padre. 

Sin embargo, quizá deberíamos traer a colación algo sin lo cual no deberíamos vivir y es el hecho de que, a diferencia de tener la Nochebuena como una que lo es, espiritualmente perfecta para nuestro corazón, el resto de noches del año también deberían ser Nochebuena. 

Con eso no se quiere decir que no tengamos como importante la noche en la que recordamos el nacimiento de Cristo. Eso deber descartarse. Pero sí que deberíamos tener en cuenta, a partir del significado de tal momento que fue histórico qué representa para nosotros, los discípulos de Cristo, que viniera al mundo y que Dios se hiciera carne. 

¿Qué supone al nacimiento de Jesús para los que nos consideramos hijos de Dios? ¿Acaso es una simple rememoración, un simple recuerdo de lo que pasó? 

Leer más... »