Santa Teresa de Jesús y el agua bendita

Segunda conversión de Santa Teresa. Convento del Carmen. Santiago de Chile (1694)

15 de octubre. Santa Teresa de Jesús. No me sale lo de llamarle «de Ávila», lo siento. Reformadora, escritora, poeta, mística, Doctora de la Iglesia…, ¿maestra de vida interior?. Sin dudarlo. Trató y conoció tanto al Amor de los Amores y la naturaleza humana que no pierde actualidad, sigue enseñándonos a quererLe.

Para las experiencias místicas más profundas y para los consejos ascéticos más rudimentarios. Tan universal que es reconocida como santa y «Maestra de la Fe» por los anglicanos. Un magisterio que supera el odio, puesto que fue canonizada en 1622 en plena Guerra de los Treinta Años, el mismo día que San Ignacio de Loyola, San Francisco Javier, San Isidro Labrador –me habría encantado asistir al acto, ¿a que sí?–

Quizá con un Papa como Francisco que predica tan insistentemente sobre la presencia y la lucha contra el Demonio, sea un buen momento para hacerle frente con una insistente recomendación de la santa: el uso del «agua bendita», que según su experiencia no sólo provoca su fuga, también impide el retorno.

El capítulo 31 de su «Vida», con el sugerente título de «Trata de algunas tentaciones exteriores y representaciones que la hacía el demonio, y tormentos que la daba. Trata también algunas cosas harto buenas para aviso de personas que van camino de perfección» está lleno de ejemplos, no lo reproduzco entero, es largo. Entresaco algunos:

Estaba una vez en un oratorio, y aparecióme hacia el lado izquierdo, de abominable figura; en especial miré la boca, porque me habló, que la tenía espantable. Parecía le salía una gran llama del cuerpo, que estaba toda clara, sin sombra. Díjome espantablemente que bien me había librado de sus manos, mas que él me tornaría a ellas. Yo tuve gran temor y santigüéme como pude, y desapareció y tornó luego. Por dos veces me acaeció esto. Yo no sabía qué me hacer. Tenía allí agua bendita y echélo hacia aquella parte, y nunca más tornó. (Vida 31, 2)

De muchas veces tengo experiencia que no hay cosa con que huyan más para no tornar. De la cruz también huyen, mas vuelven. Debe ser grande la virtud del agua bendita. Para mí es particular y muy conocida consolación que siente mi alma cuando lo tomo. Es cierto que lo muy ordinario es sentir una recreación que no sabría yo darla a entender, como un deleite interior que toda el alma me conforta. Esto no es antojo, ni cosa que me ha acaecido sola una vez, sino muy muchas, y mirado con gran advertencia. Digamos como si uno estuviese con mucha calor y sed y bebiese un jarro de agua fría, que parece todo él sintió el refrigerio. Considero yo qué gran cosa es todo lo que está ordenado por la Iglesia, y regálame mucho ver que tengan tanta fuerza aquellas palabras, que así la pongan en el agua, para que sea tan grande la diferencia que hace a lo que no es bendito. (Vida 31, 4)

O de sus cartas, también entresaco, porque hay muchas:

Este temor, que dice, entiendo cierto debe de ser, que el espíritu entiende el mal espíritu: y aunque con los ojos corporales no lo vea, débele de ver el alma, o sentir. Tenga agua bendita junto a sí, que no hay cosa con que más huya. Esto me ha aprovechado muchas veces a mí. Algunas no paraba en sólo miedo, que me atormentaba mucho, esto para sí solo. Mas si no le acierta a dar el agua, bendita, no, huye; y ansí es menester echarla alrededor. (Cta XXXIII, 8 Al mesmo señor Lorenzo de Cepeda, hermano de la Santa)

No se cansaba de aconsejar lo que vivía.

Es una pena que en muchas iglesias moleste o no pegue con la decoración. O quizá, más triste, que la pila esté vacía de mucho tiempo. No consigo entender el desprecio, ni en los autodenominados « cristianos adultos».

Reconozco que en esos casos suelo ser ‘malo’, mejor hacer algo que simplemente quejarse. Cuando tengo la ocasión acudo con un pequeño bote a la sacristía. Pregunto por el sacerdote y pido para llevarme a casa. Tengo comprobado que no suele haber mala fe, más bien dejadez, y que no sólo soy el único beneficiado de la acción.

Habrá quien piense que son cosas de niños, allá él.

29 comentarios

  
Carmen
En mi iglesia siempre estuvo un contenedor de agua bendita, vino un cura con ideas "modernas" y lo quitó,(era "moderno" en otras cosas también) pasado un tiempo se fue, pero no repusieron el agua bendita. Me molesta que no esté, hacía bien a mi alma santiguarme con ella al entrar y salir de la iglesia.
15/10/13 2:29 PM
  
José Luis
Desgraciadamente, esta resistencia o aversión sobre el agua bendita, el Maligno triunfa en quienes aún teniendo una pila de agua bendita, nunca lo ponga, alguien me dijo, "es que el sacerdote no le gusta que haya agua bendita", algo así. Y allí se ve, la suciedad de la pila, pero que en su tiempo parroquial, ni una sola vez he visto agua bendita.

15/10/13 3:14 PM
  
Rufus T. Firefly
Mucho se ha dicho sobre la falta de pilas con agua bendita para uso de los fieles. Yo, personalmente, recuerdo con cariño las que había en la, entonces, única parroquia de mi pueblo. Dos, de marmol veteado, pequeñas y desgastadas, del mucho uso. Cambió el párroco y no es que las dejara vacías. Es que las tenía tan descuidadas que en una de mis visitas tuve que advertirle de que en el agua había visto varios gusanos negros, vivos, nadando en ella y que si el agua, de por sí, es un bien que requiere atención tratándose de agua bendita y que los fieles usan más aún. No sé si me hizo caso porque al poco cambiaron de párroco y este ya eliminó las pilas porque "su estado resultaba anti estético". Como le dije yo: más vale pilas desgastadas que no tener agua bendita a mano, pero...
15/10/13 5:28 PM
  
victoria cerero
Recién llegada de la peregrinación a Ntra. Sra de Lourdes, donde llené una botella pequeña de cristal con agua de allí. Al terminar la Eucaristía (en mi ciudad posteriormente) pasé a la sacristía para que el sacerdote celebrante me bendijera dicha agua.Este me miró con cara de pena y me despidió con una sonrisa sin bendecir el agua.

Está dicho todo.
15/10/13 10:43 PM
  
Franco
El gusto es todo mio, Juanjo.
Un abrazo.
15/10/13 11:15 PM
  
MariCris de Jesús, Ocds
Pues, visto los comentarios anteriores, me debo llamar afortunada, puesto que en mi Parroquia Catedral de Merlo-Moreno, provincia de Buenos Aires, aún se conservan, y en buenas condiciones, considerando que datan de 1865, y lo que es mejor con agua bendita, limpia. Por otra parte, me parece que lo que mi Santa Madre aconsejaba no es que sólo úsasemos el agua de las pilas bautismales, sino que tuviésemos a mano en nuestra casa y/o aposentos una botella, o un cuenco, u otro recipiente con agua bendita.
Personalmente, siempre lo he tenido, pues comienzo cada día y ates de dormirme, saludando a la Ssma. Trinidad por medio de persignarme y desde luego con dicha agua. Y lo que es mucho más importante que la recomendación de Teresa de Jesús, lo recomienda la mismísima Virgen María. Nada más que agregar.
Salvo agradecer la nota que habla de mi Madre, Teresa la Grande.
16/10/13 3:20 AM
  
cristi
Muy agradecida por este artículo, ya que con estas palabras, seguimos creciendo en nuestra vida de fe.
16/10/13 3:59 AM
  
Isabel
Santa Teresa de Jesús, es con mucho y con todo el respeto para las demás, la santa a la que tengo más fervor y admiración.
Por cierto, ante los ataques que sufren los judíos en todo el mundo; (El Señor, La Virgen María, San José, los apóstoles, y los primeros cristianos encargados de propagar el Evangelio, fueron judíos. Y Dios mismo eligió el pueblo judío para nacer en él), y que siguen sufriendo; y que en su momento sufrieron los conversos, Santa Teresa de Jesús era hija de un converso. Por su sangre por lo tanto, corría sangre judía.

Hace muchos años estrenaron en televisión española una serie, "Teresa de Jesús", interpretada por Concha Velasco. La serie fue genial, al igual que ahora lo está siendo "Isabel", sobre la figura de Isabel la Católica. Cuando empezó "Teresa de Jesús", yo estaba pasando por unos momentos muy difíciles de mi vida, y recuerdo que a partir del primer episodio, empecé a tener síntomas como, falta de respiración; me ahogaba.
Después de muchas visitas a médicos y muchas pruebas que no daban con lo que tenía (esa sensación duró años y me daba de buenas a primeras, y yo sentía que me moría por falta de aire), al final me dijeron que lo que yo padecía eran ataques de ansiedad. Solamente quien los ha padecido sabe lo que son.
Siempre que llega Santa Teresa a mi pensamiento, al mismo tiempo me llega esa experiencia. Gracias a Dios los superé.

En la serie quedaba plasmada la profundísima fe de la santa, la coherencia absoluta con esa fe, y la profunda espiritualidad que la envolvía, además de una inteligencia superior. Todo ello me causa una grandísima admiración. Me encantaría sentir como ella y ser como ella. Para mí es un modelo perfecto para imitar.
Su vida no fue nada fácil, sino todo lo contrario. Desde sus continuas enfermedades, (en una de ellas la dieron por muerta y casi llegan a enterrarla), a los muchos problemas a los que se tuvo que enfrentar, entre otros a las envidias, decepciones y asechanzas de muchas personas, algunas muy importantes. Pero siempre la sostenía su profundísima fe. Es lo que nos hace falta por encima de todas las cosas en la actualidad.
Tuvo muchos problemas también con los directores espirituales, no daba con el que la pudiera comprender, y le ayudara en su camino de santidad. Y era muy simpatizante de los jesuitas, orden que era en aquel momento muy novedosa.

Cito de memoria, algunas frases que me parecen especialmente interesantes, no serán literales, pero se entiende lo que la santa dijo en su momento.
"Señor, qué mal tratas a tus amigos". "Toda alma necesita su desaguadero". "La princesa monja, demos la casa por perdida". Toda la serie es una maravilla, con detalles muy femeninos (fue dirigida por una mujer), como cuando, estando ya muy enferma, llega a uno de los conventos que había fundado, y al acostarse dice "Qué bien huelen estas sábanas".

Si tuviera que puntuar esta serie, la puntuaría con un diez, por el detalle con el que relata la vida de ésta gran santa, "Doctora de la Iglesia".

Saludos cordiales y Buenos días.

16/10/13 9:32 AM
  
Javiergo
Isabel, el problema de la serie "Isabel" - que sigo atentamente capítulo a capítulo - es que sus guionistas son descaradamente católicofóbicos y judeofílicos. Pero vamos, descaradamente. Y la imagen de Isabel la Católica, que ya debiera haber sido beatificada hace mucho tiempo, sale mal parada.

Tampoco me gustó el papel que hizo Cocha Velasco - socialista impenitente - interpretando a Santa Teresa de Jesús, a la que hacía pasar poc menos que como una 'feminista de la época'. En verdad, las series de RTVE sobre personajes relevantes de la Historia de España, no digamos si se trata de santas o de reinas católicas, son malas, malísimas, y nunca se ajustan a la realidad.
16/10/13 11:42 AM
  
Pepito
Pues sí, el agua bendita tiene propiedad de ahuyentar demonios. No estaría mal que fuésemos unos cuantos al Parlamento y rociar a sus señorías con cubos de agua bendita, a ver si así se iban los demonios que inspiran a nuestros diabólicos padres de la patria.

O por lo menos en la calle, cuando van entrando sus señorías al Congreso, darles unos cuantos hisopazos con agua bendita.

Y si el Padre Fortea les hace un exorcismo mejor que mejor. Creo que tenemos a los demonios en el mismo Congreso de Diputados. El Cardenal Rouco tendría que tomar medidas drásticas, pues el Congreso entra dentro su área episcopal.
16/10/13 1:19 PM
  
rastri
-A mi me extrañó que Santa Teresa de Jesús -de Ávila- fuera declarada doctora de la Iglesia en 1970. Y me extrañó, esto, porque desde antes de esta fecha yo ya tenía, y así tengo a esta mujer como doctora no ya de la Iglesia sino de las ciencias universales.

-Algo me ha sucedido con san Juan de Ávila.

16/10/13 5:12 PM
  
Luis I. Amorós
Por lo que cuentas, Juanjo, se ve que Santa Teresa de Jesús fue epiléptica...
16/10/13 6:51 PM
  
Cayetano Ripoll
Episodios que empiezan con una luz muy fuerte ("no alcanza la imaginación -por muy sutil que sea- a pintar ni tratar cómo será esa luz") continúan con parálisis ("..que del todo tiene absortas las potencias") , alucinaciones multisensoriales ("Hallose el espíritu dentro de sí, en una floresta y huerta muy deleitosa..., había música de pajarito! y ángeles"), confusión postcrítica ("Quedarse el alma recogida, y aún en lo exterior no poder tomar en sí, más quedan las dos potencias, memoria y entendimiento casi con frenesí muy desatinadas") y, en alguna ocasión queda la lengua "hecha pedazos de mordida"; ¿usted dirá? Pero "tal pinta" que así era.
16/10/13 7:16 PM
  
Juanjo Romero
Me alegra que tenga Vd fe en algo sr. Ripoll, porque su suposición no es otra cosa.

Quizá tenga referencia con los últimos estudios que establecen relación del ateísmo con una percepción distorsionada o parcial de la realidad

infocatolica.com/blog/delapsis.php/1110100528-el-ateismo-como-desviacion-me
16/10/13 7:21 PM
  
Luis I. Amorós
Cayetano, me encanta que lea textos de la Santa. Incluso aunque lo haga con ojos clínicos, y los interprete, a veces, de forma un tanto discutible. Quiera Dios que también puedas leerla con el corazón, fijándote menos en el aparato de la mística, y más en la sustancia.
A fin de cuentas, es usted contemporáneo de la mejor escuela occidental de mística, la española.
16/10/13 7:33 PM
  
AZUCENA YOLANDA GOMEZ
Por Dios que un cura no quiera bendecir el agua??? A DIOS gracias en mi pueblo, y pais Argentina , siempre y en cualquier momento o despues d misa el sacerdote bendice el aguea bendita.Yo siempre llevo en mi cartera una botellita con agua bendita , todos los dia s la uso en mi, en mihogar y trabajo.Es bendiciòn ,gracia y protecciòn su uso. Y es cierto, los malos los maligmos DISPARAN, DESAPARECEN cuando se tira el agua bendita!!!
16/10/13 8:38 PM
  
Isabel
Javiergo. Para mí, Isabel la Católica es la más grande figura política de la Historia, y siento una admiración especial por ella. Además se da la circunstancia de que soy de Granada, el último reino musulmán reconquistado precisamente por los Reyes Católicos, que están enterrados aquí en la Capilla Real. Así que mi temor era que la figura de la reina, durante décadas tan criticada, fuera distorsionada en la serie "Isabel", pero gracias a Dios no ha sido así. He leído muchos libros sobre Isabel la Católica y todos los capítulos están muy adaptados a la realidad. Además tienen un equipo de historiadores bastante bueno. En cuanto a que está contra los cristianos y a favor de los judíos, no se pueden ver las cosas de antes, con los ojos de ahora. Y es muy cierto que los judíos eran muy perseguidos en todos los reinos occidentales. Perseguidos y asesinados, y eso es historia. Quizás en España, fue en uno de los pocos países occidentales, en dónde mejor y por más tiempo fueron tolerados, aunque dependiendo de los reyes. Pedro I fue un gran defensor de los judíos y sin embargo su hermano bastardo Enrique de Trastamara, los odiaba, hasta el punto de que sabiendo que su hermano los protegía, durante las guerras que hubo entre los dos, en varias ocasiones, su ejército causó grandes matanzas entre los judíos.

En el campo de la ciencia y la economía, fueron muchos los reyes que los tenían como médicos, consejeros y tesoreros. Luego los Reyes Católicos decidieron expulsarlos al igual que a los musulmanes, aunque por distintas razones. Expulsaron tanto a judíos como a musulmanes que no se habían querido convertir al cristianismo; los conversos quedaron aquí. Ya he comentado antes que Santa Teresa de Jesús era nieta de judío converso.
Pero los Reyes Católicos querían unidad en la religión y en la política, porque creían que las divisiones en materias tan importantes no eran buenas y traían muchos conflictos.

En cuanto a la serie "Teresa de Jesús", también me pareció magnífica, y Concha Velasco como protagonista hizo, para mí, la mejor actuación de su vida, independientemente de su opción política. También la serie tenía grandes historiadores y asesores para que la serie plasmara la vida real de la santa.

Otra serie histórica que me pareció genial, y qué desgraciadamente no han vuelto a reponer fue "Pedro I", llamado "El Cruel" por sus adversarios, y "El Justiciero" por sus fieles, que los tuvo hasta su asesinato a manos de su hermano bastardo Enrique II de Trastámara. Ambos hermanos por cierto, tatarabuelos de Isabel la Católica, aunque ella era Isabel de Trastámara, por venir el apellido por vía paterna.

Las tres series a mi juicio, extraordinarias y muy bien documentadas.

Saludos.
16/10/13 9:55 PM
  
simeon
Para tipo Negredo, el 9 de la roja, no solo tiene tatuado en su brazo un rosario que besa cuando marca sino que sale a las entrevistas con un rosario al cuello y una camiseta con la imagen de la Virgen. Otro tipo estupendo.
16/10/13 10:09 PM
  
Cayetano Ripoll
Estaré encantado Sr. Romero de que aporte usted las pruebas contrastables y repetibles de que su dios existe, ya que no entiendo otras que puedan demostrar que el ateismo es una "visión distorsionada de la realidad" pero, si lo dice por mi, yerra ya que yo no soy ateo, no tengo ningún interés en negar la existencia de seres imaginados.
16/10/13 10:24 PM
  
Isabel
Cayetano Ripoll

Tú no tendrás ningún interés en negar la existencia de Dios, pero lo haces, desde el momento en el que dices que Dios es un ser imaginario.

Y por lo tanto, ¿a qué ese interés en entrar en una página católica? ¿Qué buscas? Simplemente que los demás compartan tu desesperanzada y por lo tanto vacía vida.

Lamentable.
17/10/13 11:23 AM
  
Cayetano Ripoll
Yo no he dicho imaginario sino imaginado, Isabel, lo que se imagina (se representa en nuestro cerebro) puede o no existir y su existencia dependerá, lógicamente, de que se demuestre la concordancia de la realidad con lo que se imagina y no, como algunos pretenden, del simple hecho de imaginarlo.

En cuanto a mi intervención, y por más que yo no tenga que rendirle cuentas de porqué lo hago, le diré que no tenía ninguna intención de hacerlo pero Luis Amoros ha hecho una alusión a una intervención mia en una entrada anterior y siendo un caso tan claro no pude por menos que aportar justificaciones en ese sentido.
17/10/13 6:03 PM
  
MR
D. Cayetano... ¿Como sabe ud. Que el cerebro existe? Porque yo, de lo unico que estoy seguro es de la existencia de mi mente, puesto que tengo conciencia de mi mismo... Pero a ver quien puede aportarme pruebas irrefutables de la existencia de la materia, a no ser la fe en mis propios sentidos, de los cuales sabemos por experiencia que nos engañan, como hemos podido comprobrar en estados de sueño natural. Al final, todo se reduce a una cuestion de fe, lo crea o no... Por cierto, claro que creo en la existencia de la materia, tanto como en la suya, pero solo lo creo aunque mi fe en ello sea lo suficientemente firme.
17/10/13 8:15 PM
  
Cayetano Ripoll
Bien, bien, MR, pero mire usted a ambos lados de la calle antes de cruzar no sea que los coches no crean lo mismo.
17/10/13 8:29 PM
  
MR
No se preocupe, eso hago... De hecho, el instinto de conservacion me lo impide -incluso se mantiene en estado onirico, ni en sueños se me ocurre a pesar de no existir peligro-, conque al no hacerlo, nunca lo podre comprobar debido a ello... Solo ha podido demostrar algo que pertenece a mi mente... La fe, D. Cayetano, la fe es lo que nos mantiene cuerdos, ya que es superior a la razon, pues es ella la que mueve al pensamiento y la razon.
17/10/13 8:43 PM
  
MR
"Me lo impide", quise decir el lanzarme a cruzar sin mirar, quise decir, evidentemente... Por cierto, y por acabar... El componente fundamental en la composicion del Universo es el espacio vacio, en un 99.9 por ciento, algo que no sabemos lo que es. Pero a escala atomica, son muchisimo mayores los espacios interatomicos que los propios atomos. E igual a escala subatomica, donde el nucleo es la diezmilesima parte del atomo, y los electrones son de masa despreciable frente al nucleo... Conque dese cuenta en que ponen su fe los que solo creen en la materia. En muy poca cosa...
17/10/13 8:54 PM
  
everardo lomeli
cayetano dime quien te trajo aqui,lo sabes.
entonces no preguntes por lo que no comprendes.
pidele fe a DIOS.
17/10/13 9:52 PM
  
Javiergo
Ya sé que este post está pasado y que es más que probable que Isabel no vuelva a aparecer por aquí. Pero es una REALIDAD INDISCUTIBLE, para cualquiera que viera ayer por la noche el nuevo capítulo de la serie 'Isabel', que la Iglesia Católica sale muy, muy, muy mal parada en dicha serie, con las hogueras de Torquemada, las intrigas arzobispales, los clérigos fanáticos, etc., y los judíos como santos varones, gente buenísima e inocente frente a unos malísimos católicos, chivatos y denunciantes. Esta serie se parece cada vez más al 'Águila Roja', de la misma cadena, con guionistas anticristianos. Es menester decir esto alto y claro.

A ver si alquien que viera íntegramente el capítulo de ayer de 'Isabel' es capaz de negarme todo esto que afirmo. Isabel, la serie que tanto celebras es una bazofia sionista y anticatólica, como ya te advertí, y no la recomiendo.
22/10/13 9:56 AM
  
gustavo pelaez
les comento que en mi parroquia que data de siglos pasados; iglesia de San Ignacio de Loyola-joya arquitectónica -además-siempre hay fresca y limpia Agua bendita en 2 pedestales de ángeles en mármol , las cualea son utilizadas por casi todos los fieles, igualmente al terminar las Eucaristías algunas personas aprovechan para que el sacerdote imponga sus manos y bendiga el agua, bien sea para tomar o esparcir.Dios los bendiga!
05/11/13 6:27 AM
  
Jota
A propósito, ¿alguien ha podido repetir el big bang?
17/07/14 5:01 PM

Dejar un comentario



No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.