¿Cómo motivar a niños a rezar el Rosario?

A lo largo de los años he intentado animar a mis hijos a rezar el Rosario con una mezcla de éxitos y fracasos, y por tanto admiro a las madres que me dicen que rezan el Rosario todas las noches en familia y también la labor de la Armada Blanca. Uno se podría pensar que quizá es demasiado pedir a niños pequeños rezar el Rosario todos los días, pero eso es precisamente lo que hizo la Ssma. Virgen María cuando se apareció a tres pastorcillos en Fátima. Cuando empezaron sus apariciones el 13 de mayo de 1917, Lucía tenía 10 años, Francisco 8 años, y Jacinta solo 7 años y no se pasaban todo el día en la iglesia.

¿Qué estrategias usó nuestra Sra. de Fátima para lograr que esos tres niños rezaran el Rosario cada día con devoción?

1) Dar ejemplo de cómo rezar, hasta antes de mencionar el Rosario. Antes de las apariciones de la Virgen, Dios mandó al Ángel de Portugal para decirles a los niños: “¡Orad conmigo!”. Les dio ejemplo y les enseñó simples oraciones, asegurándoles: “Los Corazones de Jesús y María están atentos a la voz de vuestras súplicas”. Cuando les encontró no rezando al aparecerse a ellos la segunda vez, les exhortó: “¿Qué estáis haciendo? ¡Rezad! ¡Rezad mucho!” y les reveló: “Los corazones de Jesús y de María tienen sobre vosotros designios de misericordia”. En su 3ª. aparición, les demuestra la Presencia del Señor en el Ssmo. Sacramento, postrándose ante Él. Ya les demuestra la necesidad de la oración y la actitud que deberían de tener, como podemos hacer los padres con nuestros hijos desde su infancia.

2) Insistir amablemente. En cada una de sus seis apariciones en Fátima, la Ssma. Virgen María repite su petición de que los pastorcillos recen el Rosario todos los días y que continúen a hacerlo. Si la Ssma. Virgen María no se contentó con decirlo una vez, no deberíamos de desanimarnos si hemos de insistir con cariño una y otra vez para que nuestros hijos tomen la costumbre de rezar el Rosario todos los días.

3) Demostrar que nos importa. La Ssma. Virgen María se mostró a veces triste, apelando a la compasión de los pastorcillos. Explica Lucía: “Delante de la palma de la mano derecha de nuestra Señora estaba un corazón rodeado de espinas que parecían clavarse en él. Entendimos que era el Corazón Inmaculado de María, ultrajado por los pecados de la humanidad, y que quería reparación.” (2ª. Aparición Virgen) Añade también que en su última aparición a los pastorcillos, la Ssma. Virgen María “tomando aspecto más triste dijo: -‘Que no se ofenda más a Dios Nuestro Señor, que ya es muy ofendido.” Si de verdad nos importa la oración, los niños se darán cuenta de ello.

4) Recordarles la necesidad de reparación para evitar el infierno. A veces podríamos pensar que hablar sobre el infierno y sobre los pecados podría asustar demasiado a los niños, pero la Ssma. Virgen María no se andó con rodeos y hasta les mostró una visión del infierno en su tercera aparición, pidiéndoles: “Cuando recéis el rosario, decid después de cada misterio: ‘Jesús mío, perdónanos, líbranos del fuego del infierno, lleva todas las almas al cielo, especialmente las más necesitadas’”. En su cuarta aparición insistió: “Rezad, rezad mucho y haced sacrificios por los pecadores, porque muchas almas van al infierno por no tener quien se sacrifique y rece por ellas". Si la más tierna de las Madres no les evitó a los pastorcillos pensar en el infierno, tampoco deberíamos de tener miedo de hacerlo con nuestros hijos, por su bien.

5) Recordarles que el esfuerzo será premiado.
La Ssma. Virgen María motivó a los pastorcillos también revelándoles lo que podrían obtener rezando el Rosario. En su primera aparición dijo que Francisco iría al Cielo, “pero tiene que rezar antes muchos rosarios” y les animó a todos: “Rezad el rosario todos los días para alcanzar la paz del mundo y el fin de la guerra". Dio el mismo fin en su tercera aparición, añadiendo además que se rezara para impedir mayores castigos. En sus cuartas y quintas apariciones prometió hasta la cura física de algunos enfermos. Les alentó con recompensa inmediata, apareciéndose su segunda y tercera vez tras el rezo del Rosario. Para que no se desanimaran, les aseguró: “Al final, mi Inmaculado Corazón triunfará” (3ª. Aparición).

La Iglesia Católica anima de la misma forma a los fieles, concediendo indulgencia plenaria al rezo del Rosario en la iglesia o en familia, según el “Manual de Indulgencias de la Penitenciaría Apostólica” (1986) bajo las condiciones usuales indicadas en las “Normas sobre las indulgencias” [Si no se cumplen las condiciones, la indulgencia es parcial]:

“1. Basta el rezo de sólo una tercera parte del rosario: pero las cinco decenas deben rezarse seguidas.
2. A la oración vocal hay que añadir la piadosa meditación de los misterios.
3. En el rezo público, los misterios deben enriquecerse de acuerdo con la costumbre admitida en cada lugar; en el rezo privado, basta con que el fiel cristiano junte a la oración vocal la meditación de los misterios. (48)”

De esta forma concreta los fieles están asegurados de que sus oraciones hacen una gran diferencia a sí mismos o a las almas en el Purgatorio (a quienes se les puede aplicar las indulgencias obtenidas). El mismo Señor concedió a la Iglesia por medio de sus apóstoles este poder como administradora de gracia, como se lee en el Evangelio del Domingo de Pentecostés [05.19.13]: “Recibid el Espíritu Santo; a quienes les perdonéis los pecados, les quedan perdonados; a quienes se los retengáis, les quedan retenidos” (Juan 20, 23).

Confiemos, pues, en los consejos de la Ssma. Virgen María de rezar el Rosario todos los días y también en el poder de su intercesión ante el Señor, como explica el Bto. Cardenal Newman:

“Esto es por qué la Ssma. Virgen es llamada Poderosa - no, a veces, Toda-poderosa, porque ella tiene más que nadie, más que todos los Ángeles y Santos, este gran, prevaleciente don de la oración. Nadie tiene acceso al Todopoderoso como Su Madre; nadie tiene mérito como el suyo. Su Hijo no le negará nada que ella pida; y aquí se encuentra su poder. Mientras ella defiende a la Iglesia, ni las alturas ni las profundidades, ni los hombres ni los espíritus malvados, ni los grandes monarcas, ni destreza humana, ni violencia popular, pueden servir para dañarnos; ya que la vida humana es corta, pero María reina en las alturas, una Reina para siempre.” [“Meditaciones sobre la Letanía de Loreto para el mes de mayo” (enlace en inglés, traducción mía)]

“Virgo Potens”, Virgen Poderosa, ruega por nosotros.

[Citas de las apariciones de las “Memorias de la Hna. Lucía” (.pdf de corazones.org)]

[Fotos del post de Wikimedia Commons: Videntes de Fátima, azulejo de la Virgen de Fátima en iglesia de los Remedios, Ceuta (Marek), Misterios del Rosario]


Preguntas del día [Puede dejar su respuesta en los comentarios]
: ¿Cómo animaría a niños a rezar el Rosario? ¿Hay alguna estrategia que le haya funcionado?

Siguiente post – Sta. Rita de Casia – “Paz a vosotros” (Jn. 20, 19)

19 comentarios

  
Luis Fernando
No me extraña que tu blog sea uno de los más leídos de InfoCatólica. Vas a cosas concretas que ayudan a los hermanos en la fe.

-----------------------

Luis Fernando, será porque soy madre que me interese lo práctico. :) Gracias por el apoyo. Un saludo.
20/05/13 9:06 PM
  
Raúl
Uno de los detalles que más me impresiona de la historia de las apariciones de María Santísima en Fátima es la respuesta que le da a Lucía, refiriéndose a Francisco, cuando pregunta si van a ir al cielo: "Sí irá, pero antes debe rezar muchos rosarios...".

Siempre me he preguntado que si un niño pequeño, un niño humilde y pobre, y religioso, como era Francisco, necesitaba rezar muchos rosarios para poder ir al cielo... ¿cuántos no vamos a necesitar hoy en día nosotros para conseguir que Dios se apiade de nosotros y nos conceda Su Misericordia...?

Es muy importante el rezo del rosario. Me parece muy acertado su post de hoy.

------------------------------

Raúl, vaya, no me lo había pensado de esa forma... si tan joven era cuando falleció Francisco... ¡cuántos pecados más he cometido en mi vida!

La idea del post vino de algo que dijo un sacerdote en su homilía en el colegio de mis hijos. Les dijo que hasta ellos tenían que rezar el rosario todos los días y podían hacerlo si la Virgen María lo esperó de los pastorcillos. Muy acertado el consejo de ese sacerdote.
20/05/13 10:00 PM
  
   
No es con el animo de abrir debate ni mucho menos, pero en mi muy particular punto de vista, no son los niños a quienes hay que animar a que oren con el santo rosario, son los adultos quienes más aversión tienen hacia esta oración; es a ellos a quienes hay que motivar. En otra ocasión cuento una historia pertinente que me ocurrió con un obispo.

-----------------------

Estimado/a comentarista, estoy de acuerdo en que los adultos necesitamos ser animados también. A veces mis hijos me han recordado que ese día no hemos rezado el rosario todavía y al ver lo tarde que es les digo que lo haremos el día siguiente. ¡Cuántas oportunidades perdidas!, que espero me perdone el Señor. No dudo que habrá familias en las que el interés de los hijos (preparándose para su Primera Comunión, por ejemplo) llevó a los padres a la oración.
20/05/13 11:17 PM
  
Ignacio Jonatan Hernández López
A mis hijos les encanta.
Un consejo es que les cuentes que cada Ave María es una rosa ofrecida a la Virgen. Desmonta un ramo de flores de esos artificiales o ves con los peques a cojer flores al campo. Cada noche, antes de irse a acostar, tras cada Ave María coloca una de las flores en una corona de cartulina con augeritos echos para meterlas.
Otro, es que cuando no quieran rezar, no te desanimes, y hazlo tú en su presencia. Que te vean hacerlo.
A mi me ayudó mucho decirles que quien nos dice que no recemos es el demonio, y nos lo dice poniéndonos en la cabeza ideas como que eso no vale para nada o que es aburrido; y que Dios nos dice que recemos, y les leo el paisaje donde Jesús enseña el Padre Nuestro. Después sólo tenía que recordarles cuando dicen que no quieren rezar, «Ah, ¿Tú haces caso al demonio? ¡Pues yo le hago caso a Jesús!»; Comienzo a rezar y de enseguida se unen.
Ya no es necesario, por que les gusta, les gusta mucho, a veces les he encontrado rezando a ellos dos solitos. Tienen 8 años y se llaman Derech y Didier.
Cuando tenían 3 años, un día noto que uno de ellos se fue a la habitación y se quedó depié, quieto, mirando a la pared... yo hice como si no me diera cuenta, tanto que me olvidé. Pasado más de media hora voy a la habitación, y lo veo allí, exactamente en la misma postura y le mismo lugar, no se había movido. Cuando me ve entrar me dice: «Cuanta pupa. Pobrecito Jesús. ¿Por qué le han colgado ahí?». Estaba mirando un cuadro.
Otra anétdota es que: El techo de mi salón es sobretecho de escallolas, y tiene incrustado cuatro altavoces próximos a las esquinas. Pues bien, ellos decían que Dios iva a meter la mano por esos augeros, y se los iba a llevar al cielo.
Para ambos, su oración favorita es: Sálvanos Señor despiertos, protégenos mientras dormimos, para que velemos con Cristo, y descansemos en paz.
La verdad es que no tienen ningún miedo a la muerte, y que están ilusionados con que algún día se irán al cielo. Son conscientes desde muy pequeños que para ir al cielo tienen que portarse extraordinariamente bien.
Es una gozada ir con ellos a Misa, se portan fenomenal. Los Domingos, que es cuando el Cura dice una homilía, yo les habiso cuando empieza y cuando termina la homilía, luego les pregunto sobre qué ha dicho el Cura en la homilía, y entre los dos me lo dicen a su manera, entonces les doy algún premio. Cuando no han estado atentos, no ha habido premio.
Cuando íbamos a cualquier sitio si pasábamos cerca de una Iglésia, siempre querían ir a la Casa De Dios, a saludarle.
Ahora están en Galicia, desde el 2010, yo en Girona: Caprichos de su madre. Me apena saber, -a no ser que haya cambiado-, que ella no va a rezar con ellos, y temo que se enfríen en la oración. Cuando estaban conmigo e iban con su madre los días que le tocaban, me contaban que rezaban ellos sólos cuando estaban acostados, antes de dormirse, pero su madre no quería, tenían que hacerlo sin que ella se enterara. Hablo del tiempo en que tenían sobre unos 5 años. Se sabían muchas oraciones, pero las que mejor se sabían son el Padre Nuestro, el Ave María, y su favorita, que he puesto. Por lo que os pido, que os unais conmigo en oración por la salud espiritual de mis hijos, Derech y Didier.
Gracias, y perdona si he soltado alguna sentimentalada de más...


-----------------

Ignacio Jonatan Hernández López, muchas gracias por haber compartido lo que le ha funcionado. Me alegra mucho saber que sus hijos han tomado gusto al rosario gracias a sus esfuerzos y que continúan a rezarlo por su cuenta.

Su anécdota sobre la muerte me recuerda a Sta. Teresita de Lisieux diciendo de pequeña que deseaba que su madre se muriera para que pudiera ir al Cielo. Le estaba desesando todo lo mejor.

El mayor de mis hijos tiene 7 años. El resto son niñas, o sea que creo que les va a encantar su idea de las flores. En adviento les encanta rezar con las velas de adviento, pero lo de las flores es bueno para el resto del año, sobre todo para la más pequeñita. Mis hijos todavía no están en la etapa de portarse "fenomenal" en Misa como los suyos... pero veo con el paso del tiempo y la madurez que van mejorando. Procuraré no desanimarme, pero me cuesta tanto... hasta que recuerdo que también me costaba de pequeña rezar el rosario con los mayores. :)

Tendré en cuenta a Derech y Didier (que tienen más o menos la edad de mi hijo) en mis oraciones. No se olvide de rezar también por los que pasamos por aquí.
21/05/13 12:47 AM
  
Ignacio Jonatan Hernández López
Perdona. Del comentario mío anterior, publica sólo lo que consideres oportuno... No quiero molestarte.


----------------

Ignacio Jonatan Hernández López, no hay nada que perdonar ni hay molestia alguna. Me parece muy interesante su comentario y buenos sus consejos, y me conmueve leer sobre la piedad de sus hijos. Me anima mucho y espero que también ayude a otros. Muchas gracias de nuevo.
21/05/13 12:49 AM
  
DavidQ
La verdad, aún no lo he logrado.

Empecé con el ejemplo y mi hijo mayor ya reza un Misterio habitualmente antes de la Misa, pero aún no he conseguido la devoción diaria.

Quizás temo mucho provocar rechazo -sobre todo en los adolescentes- si insisto mucho en el tema. Confío en que les llegará su momento, como me llegó a mí, aunque sea tarde en la vida.

------------------------------------

DavidQ, tampoco creo que lo he logrado del todo todavía, aunque por primera vez mostraron mis hijos interés esta cuaresma en rezar cinco decenas seguidas y en llevar la oración.

En mi parroquia, antes de una de las Misas dominicales se reza el Rosario. Sería una buena oportunidad para un cambio de ambiente para el rezo familiar.

Lo que dice sobre los adolescentes me recuerda cuando solía dar catequesis en algunas parroquias. Rezaba una decena en cada sesión y ante el Santísimo si nos reuníamos en algún lugar con acceso a la iglesia. Al principio daban muchas pegas y se quejaban mucho, pero al darse cuenta de que iba a ser parte de la rutina, no se quejaron tanto. Poco a poco, hasta querían mencionar sus propias intenciones y algunos mencionaban situaciones muy conmovedoras que animaban a los demás a rezar con más fervor por esas intenciones. Pero, en el fondo me parecía más fácil hacerlo todo con alumnos a quienes veía una vez a la semana. Es más delicado intentar animar a algún pariente a lo largo de los años, procurando evitar roces que pudieran amargar la relación. Pero, me anima pensar que se siembra la semilla, pero la semilla es del Señor, y el fruto también. Gracias por lo que ha compartido.
21/05/13 12:57 AM
  
Gregory
En mi caso lo aprendi a rezar cuando murio mi abuela yo era pequño aun y lo relacione con los difuntos. Un día vi que mi mamá lo hacia todos los días y entendi que lo hacia para orar con el Señor por medio de la Virgen y desde entonces respete mucho el Rosario y un buen día le dije que lo queria hacer con ella, debo decir que no le he preguntado que sintio ese día yo era un adolesente, lo quise hacer por una tía que habia muerto recientemente desde entonces lo senti más cercano hasta que empeze un buen día a hacerlo yo por mi cuenta era algo muy hermoso que me permitia santificar un momento del día.

--------------------------

Gregory, ¡qué alegría le habrá dado a su madre al pedir rezar con ella! Me recuerda cómo los apóstoles veían al Señor rezar y por fin se animaron un día a pedir que les enseñara.

El año pasado me regaló una tía de mi esposo un rosario de pétalos de rosas que perteneció a su madre, la abuela de mi esposo, que había fallecido hace tiempo. Al abrir la cajita, encontramos no solo el rosario, sino también una foto del esposo de esa abuela (que había fallecido muchos años antes que ella) que ella conservó allí. Nos conmovió mucho el regalo porque representaba también la piedad y fe de esa pariente. Nos anima (a mis hijos también) a rezar por otros. Espero que esa chispa de emoción encienda un fuego en el corazón de mis hijos como le ha sucedido en su vida al rezar por su tía (que en paz descanse).
21/05/13 3:06 AM
  
juan ()
Pues no me extraña L.F., pero es por más que contar cosas concretas que ayudan a la fe de los hermanos. También es más que simplemente por ser madre con interés prácticos.
Es mi opinión que es por algo bien sencillo, es simplemente que el Espíritu Santo se siente invitado en el corazón de ésta esposa y madre, y tú Luis Fernando, y yo y todos los demás así lo sentimos. No eres tú, me temo Maria Lurdes, es el Espíritu Santo que sabe siempre le dirás ¡Sí !, Sí Dios mío.
Doy gracias a DIos por ti y tu familia María Lourdes. Reza por nosotros también.


---------------------

Juan (), lamentablemente, tengo que decirle que se equivoca al pensar que siempre le digo: "¡Sí!" al Señor. ¡Más quisiera que así fuera! No tiene más que ver que no publiqué nada el año pasado ni la semana pasada (para no ir más lejos) para darse cuenta de ello. Empecé a preparar este post para la fiesta de la Virgen de Fátima (13 de mayo) y dos otros posts (cuyo material espero usar en futuros posts), pero ya ve que no llegué muy lejos. En lo que sí tiene razón es que el Espíritu Santo sopla donde quiere y puede hacer hasta que las piedras hablen. Le agradezco mucho sus oraciones.
21/05/13 4:50 AM
  
Juanjo Romero
Hola, soy un dibujante y diseñador gráfico católico que he creado un pequeño folleto sobre cómo rezar el rosario, está pensado para niños y mayores. Os dejo la extensión por si alguno se lo quiere bajar, lo ofrezco gratuitamente siempre que no sea usado tergiversadamente.
http://juanjohombrebueno.wordpress.com/2010/09/08/asi-se-reza-el-rosario/
-------------------------------

Juanjo Romero, le agradezco que haya compartido su testimonio del rezo del Rosario en su vida y también la descarga en ese enlace. Clarifico que aunuqe la tradición asocia a Sto. Domingo la difusión del rezo del Rosario, se piensa que la oración en sí le precede. Las promesas de la Virgen se suelen atribuir al Bto. Alano de la Rupe, a quien menciona, en vez de a Sto. Domingo.

Algunas variaciones del rezo del Rosario incluyen empezar con el Acto de Contrición y con el Credo en vez de la oración introductoria que incluye (siendo ambas formas aceptadas en la Iglesia), rezando tras el Credo un Padrenuestro, tres Avemarías y un Gloria por fe, esperaza y caridad o las intenciones del Papa, por ejemplo. rezando la jaculatoria de la Virgen de Fátima [mencionada en el post] en vez de la que incluye, etc. Lo menciono por si alguien lee su folleto y pudiera pensar que la forma en que reza el Rosario pudiera estar equivocado. La Iglesia acepta esas variaciones, por ejemplo, a lo que difunden en su página oficial sobre el rezo del Rosario (de la cual sacó su información). También se acepta el rezo tradicional de los misterios del Rosario sin los misterios luminosos propuestos por el Bto. Papa Juan Pablo II.

Gracias por su dedicación a difundir el rezo del Rosario. Acuérdese en sus oraciones, por favor, de los que pasamos por aquí.
21/05/13 8:01 AM
  
Odet
Que post más hermoso María.
Me has dado una idea para principios de curso,dedicaré algunas clases en enseñarles el rezo del Rosario.El movimiento Cursillo de Cristiandad lo fomenta y cuando finaliza, te regalan uno y un librito de oraciones,donde viene tambien el Rosario.Muy lindo el comentario de Ignacio Jonatan y muy buenas las sugerencias que nos dice.He leído que San Alfonso María de Ligorio casi centenario y enfermo,padecía de falta crónica de memoria.A poco de hacer algo,ya no se acordaba más de ello,"Hijos mios,decía-vamos a rezar nuestro Rosario cotidiano"-Ya lo hemos rezado,señor-le respondían,pasado un instante,los llamaba de nuevo con las mismas palabras y ellos le replicaban:Pero señor ya le dijimos tres veces que hemos rezado el Rosario.No extrañen,hijos míos-decía el Santo-las insistencias de un anciano desmemoriado,Perdonadlas,considerando que en este ejercicio cotidiano se cifra mi salvación.Hermosas y consoladoras palabras de un Santo que amaba la recitación del Rosario.

-------------------------------------

Odet, al rezar el Rosario se gana tanto en tan poco tiempo que sorprende que no todos nos esforcemos más en invertir en nuestra salvación lo que S. Alfonso de Ldigorio hacía con tanto gusto. Gracias por la anécdota.
21/05/13 3:44 PM
  
Juanjo Romero
Yo cogí la información de la página del Vaticano.

----------------

Juanjo Romero, sí, en mi comentario al suyo incluí un enlace a esa página del Vaticano sobre el rezo del Rosario. Me parece bueno el material que ha preparado y le agradezco que esté usando sus talentos para servir al Señor y a nuestra Ssma. Madre. Un saludo.
21/05/13 4:34 PM
  
susi
Muy interesante el post y muy buenos los comentarios, con los que se aprende sobre cómo amar a Dios y a su Madre Santísima.
Un buen truco es encomendar a los niños a sus ángeles de la guarda. El ángel puede hacer que lleguen a nuestra mente y corazón los buenos deseos, como el de honrar a la Virgen con esa corona del Rosario.


-------------------

Susi, ¡qué idea más buena! Dios mandó al Ángel de Portugal para disponer a los pastorcillos a la oración, pero a cada uno de nosotros nos ha concedido nuestro Ángel Custodio.
21/05/13 9:39 PM
  
Menka
Muchas gracias, muy útil.

-------------------

Menka, de nada.
21/05/13 11:06 PM
  
Norberto
Los niños que vean, desde pequeñitos, rezar el Rosario, querrán imitar a los mayores y se generará una tendencia natural. Así ha sido siempre, hasta que se rompió el eslabón principal de la cadena: la vivencia religiosa de la familia.
----------------------------

Norberto, lo que dice me hace pensar en eso de si vino primero el huevo o la gallina... la relación entre la oración y la espiritualidad.
21/05/13 11:26 PM
  
Norberto
Cuando se encierra a Dios en un cajón de trastos viejos y la vida familiar es el "salir".

Cuando las devociones se maltratan por parte de clérigos "sin alma" aunque muy autocalificados de posconciliares.

Cuando la religiosidad popular se desprecia en vez de trabajar para mejorarla.

Lo primero es la secularización, el resto cae por su propio peso.

El Rosario es el Salterio del pobre, del sencillo, que quiere orar a Dios, pero no está en un convento.


----------------------------------------

Norberto, leí que así fue el origen del Rosario, que empezó con 150 cuentas para rezar tantos Padrenuestros. No descontemos que gracias a sacerdotes y a religiosos como Sto. Domingo se ha difundido el rezo del Rosario por todo el mundo. Claro que es bueno que se acoja en las parroquias, pero también en la "iglesia doméstica" hace falta el trabajo que menciona en su comentario.
21/05/13 11:50 PM
  
Fran
Éste es el sistema que empleé para que mi ahijado Raúl rezase cada día el Rosario: en 1º de primaria, 1 misterio; en 2º, 2 misterios; en 3º, 3; en 4º, 4, y desde 5º, los 5 misterios. Rezamos juntos 3 misterios y los otros 2 los reza él solo. En el último misterio, entre cada avemaría hacemos peticiones breves. También se pueden separar las decenas en diversos momentos del día, con la ventaja de que se evita el tedio y se marianiza la jornada. De tiempo en tiempo hay que estimularse releyendo o visionando el mensaje de Fátima o haciendo comentarios sobre la importancia del mismo. Y siempre dando ejemplo personal. Funciona.

-------------------------

Fran, muchas gracias por tan buenos consejos que ha logrado poner en práctica con su ahijado. Aunque la Iglesia recomienda rezar cinco decenas seguidas para ganar la ingulgencia plenaria, es mejor rezar el Rosario a lo largo del día como recomienda que no rezarlo.

Pienso comenzar a leer las memorias de la vidente Lucía a mis hijos (enlace en el post), como sugiere. A ellos les encanta hacer peticiones... tanto que a veces tengo que generalizar ciertas peticiones para que se queden contentos y podamos continuar con el Rosario. :)

Le agradezco que haya compartido su experiencia. Espero que sirva de ayuda a otros.
22/05/13 1:14 AM
  
Ignacio Jonatan Hernández López
Quiero recomendarte también el método de decir tras Jesús en cada Ave María del decenio, las palabras que recuerdan el misterio que estás contemplando: Ejemplo, para el Misterio de la Encarnación, «Jesús Encarnado», para el de de la Visitación, «Jesús Santificador» o «Jesús que te visita», para el de Navidad, «Jesús Niño Pobre», para el de la Presentación, «Jesús Presentado En El Templo», para el de la perdida y hayazgo, «Jesús Santo de los Santos», para el del Bautismo, «Jesús Bautizado», para el de las Bodas de Caná, «Jesús Milagroso»... etc.
Puede serles un reto interesante, o una constante novedad... ¿Qué vendrá después?
También pídeles que hagan una petición en cada decenio, o en cada grupo de 5 Ave María, alternativamente, por turnos, una vez cada niño.
Si el problema es que les resulta demasiado largo, no pasa nada por que receis 5 Ave María en lugar de 10. Luego puedes rezarlo completo tu, si no te conformas.
Por último, también podéis hacer otras oraciones, como La Corona De Misericordia.
Es importante la constancia.

En cuanto a lo del huevo y la gallina... (clave humorística)
Vino primero el huevo, según los evolucionistas. Su razonamiento es que su especie antecesora ponía huevos, hasta que de uno de ellos salió una gallina: Luego primero está el huevo que dio lugar a la gallina a partir de otra especie.
Según la Biblia Dios creó a todas las especies, luego primero estuvo la primera gallina que pondría el primer huevo.
Yo como soy Cristiano, me fío más de la biblia... :-)

Un saludo.


---------------------------------

Ignacio Jonatan Hernández López, bueno, para mis hijos es ya un reto acordarse de los misterios del Rosario en orden y no distraerse al rezar las oraciones propias. :) En mi opinión, es preferible que se acostumbren a las 10 Avemarías seguidas, ya que así es el rezo del Rosario, aunque sea solo un misterio a la vez. Si uno no dispone de mucho tiempo, puede rezar las Avemarías o jaculatorias que desee, pero sería diferente del Rosario mariano tal y como se conoce por todo el mundo. Me parece mejor práctica para meditar el Rosario usar citas de las Escrituras relacionadas a cada misterio y leerlas tras anunciar el misterio. El Rosario es precioso y tiene un ritmo que ayuda a la meditación por medio de la repetición sencilla de las Avemarías.

Como sugiere, hay diferentes clases de oraciones y devociones que uno puede elegir si uno piensa que los niños no serían capaces de rezar un misterio seguido. La Coronilla de la Divina Misericordia que recomienda es sencilla y se tarda solo unos 5 minutos en rezar. Cuando estén mejor dispuestos los niños, como sugiere Fran, por ejemplo, se puede introducir el Rosario con sus decenas. En el colegio de mis hijos hasta los niños de 3 años son capaces de rezar una decena seguida, pero cada uno conoce mejor a sus propios hijos. Creo que fue S. Josemaría Escrivá el que recomendó "Ten pocas devociones particulares, pero constantes." Un saludo.
22/05/13 2:07 AM
  
María Lourdes
Una forma de ayudar a los niños a meditar los misterios es usar ilustraciones de cada uno al rezar el Rosario. En la catequesis solía usar carteles laminados, pero una madre que conozco me recomendó también imprimir o comprar ilustraciones de tamaño de un folio y meterlas en carpetas con foros protectores transparentes. Así se pueden cambiar las ilustraciones o hasta pedir a los niños que ilustren cada misterio en preparación para el rezo en familia, si les interesa el arte (y a los niños les suele encantar dibujar y mostrar sus dibujos).
22/05/13 5:28 AM
  
María Lourdes
Actitud de los pastorcillos antes de la primera aparición de la Virgen María:
"Nos habían recomendado que, después de la merienda, rezáramos el Rosario, pero como todo el tiempo nos parecía poco para jugar, encontramos una buena manera de acabar pronto: pasábamos las cuentas diciendo solamente: ¡Ave María, Ave María, Ave María! Cuando llegábamos al fin del misterio, decíamos muy despacio simplemente: ¡Padre Nuestro!, y así, en un abrir y cerrar de ojos, como se suele decir, teníamos rezado el Rosario." (I, 6)
Actitud después de la primera aparición de la Virgen María:
"Cuando llegamos ese día con nuestras ovejas al lugar escogido
para pastar, Jacinta se sentó pensativa en una piedra.
– Jacinta ven a jugar.
– Hoy no quiero jugar.
– ¿Por qué no quieres jugar?
– Porque estoy pensando que aquella Señora nos dijo que rezásemos el Rosario e hiciésemos sacrificios por la conversión de los pecadores. Ahora cuando recemos el Rosario, tenemos que rezar las Avemarías y el Padrenuestro entero." (I, 8)
[Citas de "Memorias de la Hermana Lucía" (.pdf de corazones.org)]
22/05/13 12:40 PM

Esta publicación tiene 8 comentarios esperando moderación...

Dejar un comentario



No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.