Vamos a aclarar las cosas, de una vez. I

Cipriani

O, al menos, a intentarlo. Porque no se puede añadir oscuridad sobre oscuridad: tiene que hacerse la luz sin cálculos ni tapujos. Y eso solo se puede hacer con la verdad en la mano. Con la verdad completa, guste o no guste. Sin cuquerías. Sin falseamientos. Ni mucho menos pretender “ser más papistas que el papa"; porque esto hace tanto daño -como mínimo- como ir “contra” el papa: las dos cosas oscurecen, aunque pueda parecerle a algunos que no.

Por eso, hay que decir las cosas y mostrarlas a la luz. Y luego cada uno entenderá lo que tenga que entender: lo que quiera Dios que entienda, o lo que uno esté dispuesto a hacerlo o a rechazarlo. Porque el Señor no nos pide a todos lo mismo, pidiéndonos lo mismo a todos. Así, quiere que todos los bautizados, sus hijos, seamos santos, por ejemplo; pero no de la misma manera, sino cada uno en y desde su sitio, con sus circunstancias personales, que serán siempre las mejores circunstancias -las permite el Señor, y cuenta exactamente con ellas para ese fin- para que cada uno sea santo. Esta es su Providencia amorosa; porque cada persona es única e irrepetible: no somos fotocopias. Nunca y para nada. Y menos para Dios, nuestro Padre.

Pues a lo que iba. La división entre los miembros de la Jerarquía católica no solo es patente sino que, además, se hace cada vez más pública -también más evidente-, con el consiguiente desconcierto -cuando no algo más que “pequeño escándalo"-, entre los fieles, sus ovejas. Ejemplos tenemos todos los días y a todas horas.

Lo penúltimo que ha saltado a la palestra son las barrabasadas del card. Marx, doliéndose en su corazoncito -que se le desborda de enorme- porque la Iglesia Católica no sea “pionera en la defensa de los derechos LGTB"; ni lo sea ni lo haya sido: quizá se le escapa a este sr. cardenal que así, “derechos LGTB” tal cual, hasta antesdeayer no existía ni el nombre; y hasta 1994, por ley -civil- estaba prohibida la homosexualidad en Alemania. Pero bueno, “pelillos a la mar".

Lo último, unas declaraciones del cardenal de Perú en las que brillan algunas “perlitas” y descalificaciones -a lo directo, y con trazos más que gruesos- contra los 4 cardenales de las “dubia”, sus hermanos, se supone. Y puede estar en su derecho de hacerlo; derecho que no discuto. Pero, en todo caso, es el mismo que tengo yo para decir lo que voy a decir a continuación.

En primer lugar, señalar la contradicción en la que incurre. Y así, no duda en criticar y condenar a los cardenales de las “dubia” por “haberlas publicado", para añadir inmediatamente: “no me parece correcto, realmente no". Mientras, él, está “publicando” sus opiniones contra sus hermanos cardenales en Notimex, una agencia estatal de noticias en la ciudad de Méjico.

Por si no había quedado claro, lo remata: “Creo que cualquiera puede manifestar con gran franqueza lo que quiera” [que debe ser lo suyo por lo del primado, a la vez que se lo niega a los otros; con lo cual, ¿en qué quedamos? ¿se puede o no se puede?], “pero saltar a la prensa ya es otra cosa. Me parece que se equivocaron, aunque se trata de gente buena”: es todo lo más que va a decir en su favor. Y para dejar el asunto ya liquidado: “Hay que estar atentos, no seamos tontos, pero las cosas no deben ventilarse en los medios de comunicación".

Bueno, ya se ve que se ha dado bula a sí mismo para hacer exactamente lo contrario, de tal manera que, lo que niega tan ricamente a los demás cardenales, él si puede hacerlo con toda tranquilidad de conciencia, según parece manifestar. Debe ser cosa del “Primado” o así.

El otro punto, en mi opinión, es más de fondo. No se puede criticar a los 4 cardenales de las dubia, calificarlos de malos y de que han hecho mal, y luego no decir ni una palabra sobre los cardenales, también hermanos suyos -más hermanos suyos a lo que se ve que los anteriores-, que dicen burradas, cuando no “herejías", dicho esto último en lenguaje coloquial y no en lenguaje teológico.

Porque el cardenal de Perú lo enmarca muy fuertemente: “Esto lo digo con mucha claridad: el demonio tiene objetivos, busca dividir". Es tremendo: porque esto lo dice contra 4 cardenales que no han hecho más que lo que tenían obligación de hacer; y no por ellos, sino por los fieles y por la Iglesia. 

Por contra, en relación a los cardenales que propugnan -y practican: lo han dicho públicamente- dar la comunión a los católicos divorciados y recasados por sus pistolas; que defienden “los derechos” de los “practicantes” LGTBI -casi ninguno católico, fijo, ni ganas de serlo, supongo-, y propugnan, por tanto, una “discriminación positiva” -como ha pasado en el mundillo civil-, y les conceden de facto una “bula” que se niega a los demás católicos a los que sí se les recuerda la vigencia de los Mandamientos -al menos hasta hace una semana-, y cosas por el estilo…, ¿estos      -que también existen y están ahí largando en los medios- no dividen? ¿No hacen ni dicen nada malo? ¿Van de la mano con la Iglesia y hacen lo que tienen obligación de hacer? ¿No están tentados o engañados por el demonio? No me negarán que es más que fuerte.

Entonces, y aunque no lo haya pretendido ni lo pretenda: si el cardenal primado señala con el demonio a los cardenales de las “dubia", y calla clamorosamente respecto a los que son envenenadores de conciencias y demoledores de la Doctrina y de la Fe católicas, está poniendo de manifiesto algo demoledor: que los que defienden la Doctrina y la Fe son los malos, y los que la atacan y la derriban, los buenos. Y se cumple en él mismo, a pesar de que lo denuncia en los demás, otra contradicción: “no buscarle tres pies al gato", porque -sigue diciendo- “la obligación de todos los fieles es mostrar cercanía al líder católico". ¡Acabáramos!

Pero aquí vuelve a fallarle la objetividad y la lógica al bueno del cardenal primado. Y le pregunto sinceramente -aunque ya sé que todo esto no lo va a leer y, por lo tanto, no me va a contestar, ni lo pretendo-: ¿cargarse, como hacen Marx, Kasper & cía, la Doctrina y la Fe bimilenaria de la Iglesia, “es mostrar cercanía al líder católico"?

Yo, personalmente, nunca me lo hubiese imaginado; pero, tal como están las cosas, ya se ve que todo es posible…

Y seguiré, claro; esto hoy ya se ha alargado demasiado, pero no lo puedo dejar aquí, porque hay más. De fondo. naturalmente. Insisto.

28 comentarios

  
Sacerdote
Uf Padre! Menos mal que lo ha dicho. Y clarito. Porque yo empezaba a pensar que era el único en el mundo en ver así las cosas. Con esa claridad. Y así de tristes las veo, que estoy en perpetuo estado de perplejidad.
30/07/17 11:02 PM
  
Trabucaire
Tengo muy buena opinión del Cardenal Cipriani, pero hay que estar a las duras y a las maduras con los tiempos que corren y al igual que otros muchos está pecando de tibieza o miedo de ser misericordiados...Bueno, lo de Marx no tiene nombre, al apoyar el gaymonio. Creo que ya es patente que es un Apóstata. Por cierto, Padre, para que lo sepan los lectores, la última de la Jesuita Civilta Romana es que han publicado un artículo donde se dice que la Religión viene del miedo. El mismo argumento de todos los Ateos y Materialistas desde Lucrecio hasta Dawkins. También es evidente que buena parte de esta Orden ha caído en la Apostasía.
31/07/17 12:17 AM
  
Silvia
Padre: ayer leí las declaraciones de Mons Cipriani. Me decepcionó!. Se de su integridad y buena doctrina. También de su accionar valiente contra Sendero Luminoso.
Ignoro el por qué de sus declaraciones. Quizás, evitar complicaciones, no lo sé. Si sé que apoyar Amoris Laetitia porque se hace demasiado rollo con todo, porque no sabemos "ver" la continuidad con el magisterio anterior es desconcertante en los labios de este cardenal. Recemos por el y por muchos, porque el miedo de ha colado en ellos, para defender la Verdad.
31/07/17 4:15 AM
  
UNO MAS
Gracias mil. Por favor siga con la luz encendida. Si no¿ qué haremos los débiles?
31/07/17 8:04 AM
  
Echenique
Una pena que todo un cardenal del Opus Dei, que seguramente habrá convivido en sus tiempos mozos con el santo fundador, se haya olvidado de las tres campanadas de san Josemaría Escrivá, que aún resuenan en el oído de tantos y que están más vigentes que nunca, hasta el punto de poderse calificar de proféticas.
31/07/17 8:53 AM
  
Manolo
Tú sabrás lo que haces y dices, pero me gustaría más verte trabajando en la parroquia que "aclarando" declaraciones de cardenales, majo.




Para Manolo:

No sé quién eres, ni a qué te dedicas, ni si hemos comido alguna vez juntos y tenemos esa confianza que te hace llamarme "majo"; pero si tienes mando en plaza, en la que sea, y te sobra una parroquia, me la das, que yo, contento oyes.

No intento "aclarar" las declaraciones de cardenales, y menos del Perú, sino defender a la gente sencilla que está muy sola y a expensan de tantas y tantas opiniones cruzadas; amen de tanto desbarre, sin una voz que, teniendo la obligación de no dejarlas solas, las abandona a su suerte. Hablo en general, y no lo digo por el cardenal de Lima, que no es el caso.
31/07/17 1:50 PM
  
Néstor
Excelente, Padre.

Saludos cordiales.
31/07/17 2:10 PM
  
Néstor
Qué pena lo del Card. Cipriani. Hay que rezar.

Saludos cordiales.
31/07/17 2:11 PM
  
Néstor
Parece que el Papa está por visitar Perú.

Saludos cordiales.
31/07/17 2:14 PM
  
Martinna
Leyendo lo que escribe siento mucha solidaridad con usted y rezo porque siga aclarando con verdad y sosiego lo que es catolico y lo que no lo es. Muchos más debieran hacerlo, pero sacerdotes como usted, el P. Jorge y algún otro, son sacerdotes vocacionales, con fe, servidores de Dios y su Iglesia, muchos otros no se sabe de qué van, pero también oramos para que el Señor les ayude y les recuerde para que fueron llamados.
Que Dios le colme de bendiciones y le aumente en todo según Su Voluntad.
31/07/17 3:44 PM
  
Ptolomeo
Por una vez ha estado excelente el Cardenal Cipriani
Mi enhorabuena para él.
31/07/17 4:18 PM
  
Manolo
Pues perdone el exceso de confianza, porque no nos conocemos. Que un cura critique públicamente a unos cardenales me parece contraproducente, pero estaré equivocado. No le molestaré más. Paz y bien.



Para Manolo:

Yo no he criticado a ningún cardenal, en el sentido peyorativo del término. Eso sí he dado mi opinión, argumentada, sobre lo que han dicho algunos cardenales. Y unas cosas me parecen bien, y lo digo, y otras mal, y lo digo también. Y tengo perfecto derecho a hacerlo, en la Iglesia y fuera de ella.
Por si no lo sabes, "crítica" significa en primer lugar "juicio". Y "juzgar" -"emitir un juicio o una crítica": "enjuiciar" o "pronunciarse"-, que es la verdadera operación de la mente, es lo más humano que existe. Menos de eso se es una vaca. Por eso, lo estamos haciendo continuamente: hoy hace calor, esto es blanco, no me gusta, qué bien, esto es una burrada, etc.; todo esto son "juicios" o "críticas"; o sea: "pronunciamientos intelectuales", fruto de tener "entendimiento". Que es lo propio y específico de la persona humana.

Es cierto que, en un mundo de tolerancia y de buenismo, donde se puede imponer hasta la obligación de ser homosexs desde el parvulario, la palabra "crítica" se puede hacer casi "in-tolerable". Pero eso es el fruto maduro y buscado de la "cultura" de la ESO y de la fuerza de las "ideologías"; que, como no tienen nada que ver con "la verdad" son, por eso mismo, esencialmente in-humanas.

Un cordial saludo.
31/07/17 6:13 PM
  
Clara de Argentina
Gracias Padre José Luis
31/07/17 7:18 PM
  
El gato con botas
En un estado normal de las cosas, es decir sin graves enfrentamientos, yo también pienso que la discreción es una buena norma de conducta. Cuando hay comportamientos que parecen querer hundir la barca de Pedro, con el silencio de su sucesor, ya no, porque tenemos delante a gente decidida a hacerlo y el publicarlo es dar la alarma, y dar la alarma nunca es falta de prudencia.
01/08/17 12:14 AM
  
Daniel Lagos de Perú
Fui uno de los principales defensores de Mons Cipriani en Redes Sociales desde el 2009.
Pero lo que hizo hace unos meses cayendo en idolatría, llamando al papa poco menos que fuente del Espíritu Santo y lo que Dijo hace poco en una entrevista que hasta Religión Digital la puso de Titular (a que nivel habrá descendido Cipriani que Religión Digital lo puso de titular y referente), no solo es indefendible sino muy criticable. Pues Cipriani sabe cómo nadie lo qué pasó en Aparecida con el documento herético que no solo no quiso firmar sino que hizo que se regresará a Lima, y además sabe cómo nadie EN QUÉ A CONVERTIDO SS FRANCISCO LA PUCP Y LO QUE PASÓ DETRÁS DE CÁMARAS.

Que ahora diga lo que dice del Papa, solo se entiende desde la óptica de quién no quiere que le acepten la renuncia por edad que está próxima a presentar.
01/08/17 12:59 AM
  
Juan
Lo importante es que los cardenales visten la púrpura cardenalicia en señal de estar dispuestos a morir en defensa de la Fe y del Papado. Aunque eso pueda suponer el poder ser misericordiado de un cargo, pese a la ambigüedad en la defensa de la fe, como le ha sucedido al propio Muller. La ambigüedad frente a las dubia reales que plantea Amoris laetitia y las interpretaciones contradictorias de cardenales y episcopados, dicha ambigüedad en la defensa de la fe frente a esta confusión no librará a nadie de ser misericordiado, ni de aceptársele la renuncia a la diócesis en cuanto cumpla la edad. Lo importante es morir con la conciencia clara y tranquila, como el cardenal Meissner: el Juicio De Dios es el que importa.
01/08/17 7:56 AM
  
José Luis
Diversas universidades "católicas" alemanas y la propia conferencia episcopal han sido durante el siglo veinte importantísimos financiadores de muchos seminarios americanos, especialmente en el Perú. Yo seguiría la pista del dinerito.
01/08/17 8:36 AM
  
Jack el Negro
Los que dividen son los que critican las opiniones dudosas: curiosa idea, sí... Me recuerda a esos que dicen que criticar la corrupción hace daño a la democracia: ¿Qué hace más daño, la denuncia o la propia corrupción?

Pero no me gustan esos comentarios que buscan razones de interés personal en las opiniones del cardenal peruano... Da la impresión de que todo el que no opina como yo lo hace por avaricia o por ambición, lo cual es, al menos, poco respetuoso...
01/08/17 11:41 AM
  
Hugo Z. Hackenbush
Si Ptolomeo, si
Cipriani ha estado bien
De hecho se ha quedado corto.
Es muy significativo ver como los que maniataban la boca de teólogos de prestigio modernos en la época de JPII piden ahora libertad de expresión.
Hay que hacer con ellos como Cristo con los fariseos: no contestar.
Si los dubitativos siguen dudando probablemente es que no saben leer.
Y si no, que pregunten a Schonborn
01/08/17 12:18 PM
  
Carlos Bockor
Manolo... Cómo se nota que no sabés nada de Apologética. El paz y bien tuyo es acomodaticio. Nada tiene que ver con defender la Verdad. El Paz y Bien no reniega del COMBATE. Hombre déjate de joder con la pelota (o sea con tus chiquilinadas)

" es increíble que sepas respirar" BOB DYLAN PREMIO NOBEL LITERATURA 2016
01/08/17 1:11 PM
  
Forestier
Un buen pastor el cardenal Cipriani, pero si ha dicho lo que aquí se expone, no estoy de acuerdo con él en estas consideraciones sobre los cardenales de la dubia. Bien D. José Luis, las cosas claras y el chocolate espeso.
01/08/17 1:48 PM
  
luis
El cardenal Cipriani tiene una fuerte vocación por no terminar como Monseñor Livieres. El miedo tiene razones que la misericordia no conoce.
01/08/17 7:44 PM
  
Hermenegildo
El decano de Teología de San Dámaso considera que los ‘dubia’ no entran en el modo de pensar de Benedicto XVI. Gerardo del Pozo no puede “imaginarse al Papa emérito participando en una estrategia contra Francisco”. Lo pueden leer ahora mismo en Religión Confidencial.

¿Cómo se puede decir que el planteamiento respetuoso de dudas por parte de varios personales constituye "una estrategia contra Francisco"? Es indignante.




Para Hermenegildo:

Es lógico que el decano de teología de san Dámaso no pueda "imaginarse al Papa emérito participando en una estrategia contra Francisco". Ni él, ni yo, ni nadie en su sano juicio católico.
Luego, su opinión -la del decano- sobre los "dubia" y sobre los "dubia y Benedicto", eso ya es harina de otro costal.
Y que plantearle los "dubia" al papa Francisco sea "una estrategia contra Francisco", ahí muestra su opinión personal, que no necesariamente coincide con la realidad; más bien coincide con el "oficialismo" que se ha instalado en la Iglesia en torno la papa Francisco.
02/08/17 12:11 AM
  
Agapito
No se inquieten ...hay que tener diplomacia....no te puedes enfrentar al stablishmen actual porque te barren. Pablo VI dijo que el humo de satanas había entrado en la iglesia. Ya se ve que no se ha ido. Además cada vez está más alto...Cipriani tiene que hacer un poco la pelota...pero él tiene buena doctrina. Lo siento por los 4 cardenales que se han jugado todo por la fe. Tienen la bendición de Cristo: el que no se avergüence de mi delante de los hombres...hay que seguir rezando. Parecía imposible que después de san Juan Pablo II y BenedictoXVI pudiera venir esto...pero lo tenemos, el primer papa que como se decía antes ha perdido completamente el oremus...
02/08/17 3:42 PM
  
ana
Vaya con cuidado Padre, no sea que lo excomulguen como al colombiano Dr Galat por decir verdades como puños
02/08/17 4:25 PM
  
Chimo de Valencia
Señor Hackenbush. Serénese y no suelte exabruptos. En la época de Juan Pablo II no se "maniató" la boca de "teólogos de prestigio modernos", si acaso con S.S.Benedicto XVI se les suplicó que no hicieran el ridículo hablando de lo que desconocen y soltando además herejías. En cualquier caso esa clase de gente tienen el respaldo del mundo y de poderosas editoriales para despotricar en sus libelos contra la Doctrina y el Magisterio de la Iglesia. No sé de qué se queja Vd. El sr. Cipriani ha perdido los pápeles. Y Vd., señor con nombre de personaje de Groucho Marx, debería de controlar su papolatría compulsiva.
03/08/17 9:33 PM
  
Yady
Dios lo bendiga Padre, todos los que queremos seguir a Jesús de forma radical somos perseguidos y criticados por este mundo relativista, lluvia de Bendiciones y adelante que a Dios es a quien tendremos que rendirle cuentas.
04/08/17 12:05 AM
  
Ángel
Señor Aberasturi, tengo que felicitarle por haber tenido las....narices de contradecir en público a todo un cardenal, perteneciente a la misma institución que usted. Porque no es una norma de conducta muy habitual entre ustedes (ya se sabe, la unidad ante todo). Sepa usted que, si no le hacen una corrección fraterna (siquiera encubierta), muchos, especialmente los de arriba, le van a mirar mal. Es lo que opino.
Le reitero mi felicitación por su valentía y honestidad.
07/08/17 6:23 PM

Dejar un comentario



No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.