« El ABC de EvangelizarEl eslabón fundamental »

31.01.13

Ante las manifestaciones tempranas de comportamiento homosexual

A las 8:49 PM, por Fray Nelson
Categorías : Sociedad Occidental, Sexualidad

Hace unos días recibí esta difícil consulta:

Estimado Fray Nelson: Tengo dos casos muy cercanos, tanto en amistades como en la familia, de jóvenes que desde pequeños han sentido atracción por el mismo sexo y que hoy en día llevan un peso sobre ellos. En ambos casos se trata de gente que ha crecido en familias profundamente católicas, uno de ellos ha tenido la valentía de expresarlo a su familia, lo cual trajo mucho dolor para los padres y para el mismo joven ante la incomprensión de sus seres más queridos. La familia ha intentado negar el hecho y olvidarlo, pero eso no ha hecho más que traer problemas. En el otro caso, yo soy uno de los pocos que sabe sobre ese tema en su vida, he visto el sufrimiento, las lágrimas, el no comprender esa diferencia en cuanto al gusto, una vivencia que escapa a la razón, escapa al control. En este caso él se ha mantenido al margen de cualquier tipo de relaciones sentimentales, se ha vuelto muy tímido con el tiempo, ha tenido muchos conflictos con la vivencia de fe, en comprender y sentirse amado por Dios, en muchas ocasiones ha sentido que no puede ser parte de la iglesia, yo he intentado siempre de estar cercano y mostrarle la gracia de Dios, mostrarle que es un hijo de Dios y que él lo ama. Ahora bien, es dificil para él muchas veces aceptar esto.

En ambos casos, de no ser por la fuerte presencia de Dios en su vida, yo creo que ellos habrían tomado los rumbos del mundo. Por lo que yo he podido ver, esto no ha nacido como proceso de rebeldía o algo por el estilo, esto (el gusto por personas del mismo sexo) ellos lo han identificado desde pequeños y han tenido que confrontar una realidad compleja, luchando para parecer “normales” ante sus compañeros de escuela, la familia, etc. Yo no sé si debería referirme a ellos como homosexuales, ya que no practican la sexualidad con personas del mismo sexo. Esto más que una pregunta, es la petición de un consejo para poder ser luz para ellos, para poder alumbrarlos con la luz de Cristo. Yo no sé que deben hacer, ambos han estado con sicólogos pero los frutos parecen ser nulos, yo sé que antes que nada necesitan a Cristo.

PreguntasHay casos de manifestación tan temprana de la tendencia homosexual que uno estaría tentado de ver el hecho como algo congénito o connatural a la persona. El dilema moral que se plantea es: ¿por qué condenar a alguien que no escogió ser así? Incluso si no se toma una actitud agresiva contra la persona que tiene esa tendencia, se puede argumentar que se la está violentando al no permitirle desarrollar su mundo afectivo de la manera que le resultaría más plena y gratificante. El ejemplo que se da suele ser este: “Si Ud. siendo una persona heterosexual, estuviera en un país o región donde se le impidiera desarrollar su gusto por el sexo opuesto, Ud. se sentiría reprimido y violentado: así se sienten los homosexuales en una sociedad que rechaza o no acepta su tendencia.”

A ese modo de razonar hay que hacer varias anotaciones. Ante todo, liberémonos de la idea de que la afectividad es un asunto privado, en el sentido de que sólo afecta a las personas que se quieren o desean. Cuando se piensa ingenuamente que la homosexualidad es algo “entre ellos,” luego se piensa que todo se arreglará con un lenguaje y una legislación “inclusivos.” La verdad es muy distinta. La aceptación de los actos y expresiones afectivas tiene un inmediato efecto, positivo o negativo, en el conjunto de la sociedad, sobre todo por un hecho: una vez que se considera que es parte del amplio espectro de los afectos humanos el comportamiento homosexual, se sigue que en todo aquello que sea representativo de la sociedad debe haber explícita presencia homosexual. Como este es un hecho que mucha gente no se detiene a analizar, conviene destacarlo con casos concretos.

Aquí va un ejemplo, a partir de una comparación real con el tema del racismo.

Una vez que se admite, como es natural y justo que se haga, que las personas de raza negra son tan seres humanos como todos los demás humanos, y que por tanto deben gozar de los mismos derechos de los demás, se sigue que, por ejemplo, una serie de televisión que nunca presentara personas de raza negra sería calificada de discriminatoria y de racista. De inmediato se hace ese tipo de comparación con la homosexualidad: el “salir del armario” de ellos implica que la sociedad DEBE verlos en todas partes, de manera que la televisión y los medios de comunicación en general DEBEN acostumbrarnos a que el lesbianismo y las expresiones de afecto entre hombres, o con transexuales, o con travestis, no sólo son “normales” sino que ES ANORMAL que no las haya.

Cuando la gente ve de cerca una Marcha del Orgullo Gay, y ve el despliegue de manifestaciones exóticas, exhibicionistas o provocadoras, suele sentir algo de incomodidad. Y si son sinceros, no es el tipo de cosas que les gustaría que sus niños, sobre todo pequeños, vieran. Pero ya es demasiado tarde. Ya en sus colegios les están poniendo como tarea que escriban cuentos de familias con dos papás o con dos mamás. Al fin y al cabo, ¿no es esa la mejor manera de prevenir la homofobia? Por supuesto, si un papá no se siente cómodo con que su hija de siete años tenga que escribir un cuento de un niño que tiene “dos mamás” que “duermen juntas,” entonces ese papá debe ver su propia incomodidad como un atavismo que muestra lo poco desarrollado y democrático que él es. Y mejor que ese papá se autocastigue en su modo de ver, porque si no será el Estado el que ponga en riesgo la custodia de la hijita. ¿Puede haber algo peor que un papá homófobo?

Al hacer un análisis así se da uno cuenta que la afectividad NUNCA es algo privado. detrás de la afectividad está la adopción de niños; están los programas de educación sexual; están los criterios de contratación laboral; está la presión sobre los y las adolescentes. Esto último merece una mención más clara, y yo puedo dar un ejemplo que conocí personalmente.

PreguntasSi una chica de quince años dice que quiere tener un enamorado (pololo, novio… dicen en algunos países), o si hay un muchacho de 20 años interesado en ella, pocos papás encontrarán sustento moral o legal para impedir que se den algunos avances afectivos. Pero, ¿qué hacer si es una mujer de unos veinte o veintidós años la que empieza a seducir el corazón de tu hija de quince? Como sería homófobo impedir la relación, porque el único argumento válido sería que se trata de una mujer tratando de enamorar a otra mujer, entonces los papás, un poco a disgusto, van viendo como esta mujer mayor va conquistando a la niña. La invita a muchos sitios, la corteja de mil modos, empieza a enseñarle cómo complacerse ella misma o con otras mujeres. Yo he hablado con los papás. Ellos saben bien que su hija no era así. Y saben bien que después de esa experiencia, que duró unos cuatro o cinco años, la hija se volvió radicalmente lesbiana. Su única manera de impedir eso hubiera sido metiendo “odiosos” prejuicios “homófobos,” y como lo peor que se puede ser en esta tierra, o casi lo peor, es homófobo, entonces ahí tienen a su niña tratando de seducir mujeres, y cambiando de pareja cada año o año y medio.

Debe quedar claro que la afectividad NO es asunto privado: roza, toca y transforma todo en la sociedad.

Ahí no paran las cosas. ¿Cuál es el argumento para permitir o incluso apoyar las expresiones afectivas homosexuales? Que se trata de personas adultas, en principio dueñas de sí mismas, que desean eso. ¿Y qué pasa si no son DOS personas que desean eso, sino por ejemplo, TRES? El mismo principio “moral” que permite que dos adultos se traten como se quieran tratar afectivamente, sin que importe su género, debe permitir que el número no importe. ¿Qué hay de malo en que cinco o diez adultos de reúnan a disfrutar de sus cuerpos, si nadie violenta a nadie? ¿Y qué hay de malo, si se aman y tratan con respeto, en que se compartan las mujeres o los hombres? ¿Por qué no tener matrimonios de tres o más? ¿Por qué no oficializar el “swinging” o cauqluier cosa que se ocurra a la mente de “personas adultas, en principio dueñas de sí mismas, que desean eso"? Ya hay intentos legales en Brasily en Canadá, en esa dirección. Ya uno ve cuál es el siguiente paso. Nos dirán algo como esto: “Sólo una mentalidad traumatizada con la sexualidad puede oponerse a que la gente sencillamente se ame y obre en consecuencia con su sentir y amar.” El paso que sigue a ese es este: “¿Y por qué no pueden los niños conocer y explorar también su sexualidad? Son ridículas las leyes que ponen límites a las expresiones de afecto entre adultos y niños.” Es decir: legalización de la pederastia, la efebofilia, y todo tipo de comportamientos, muy para el deleite de las miles de industrian que se lucran con las adicciones sexuales. Ya hay intentos legales en Holanda, en esa dirección.

Quiero subrayar algo: si uno llega a admitir que la razón suficiente para que dos adultos se expresen afecto es que ambos así lo quieren, cosa que es el argumento para permitir que los homosexuales se traten efectivamente como parejas, lo demás que he descrito hasta ahora se sigue forzosamente, con la lógica implacable de una demostración geométrica. Por favor, que nadie se engañe en este tema.

Y entonces, como el origen de la tendencia homosexual no es lo más relevante, ¿qué debe hacer la persona que siente la tendencia homosexual, sea por educación, circunstancias de infancia, o por factores que parecen casi genéticos o de nacimiento?

PreguntasDebe hacer lo mismo que cada uno de nosotros debe hacer con las propias tendencias cuando no coinciden con el bien objetivo de la sociedad, de la Iglesia y finalmente de uno mismo: educarse en evitar lo que debe ser evitado para bien de todos. El hecho de que otros daños, causados por otras opciones y comportamientos, sea más inmediatamente visible, o que sea visible muy pronto en la persona que cae en él, no demuestra nada. Los legisladores sobre todo tienen el deber de preservar el bien mayor de la sociedad y eso requiere que todos, sea cual sea nuestra tendencia sexual, política o anímica, nos eduquemos y sepamos abstenernos de muchas cosas.

¿No hay acaso personas que desde su más temprana infancia tienen tendencias depresivas, sadísticas o mitómanas? Por supuesto, muchos se disgustarán de que yo haga esta comparación pero es que hablo desde el bien mayor de la sociedad, y hablo desde las consecuencias que siguen a partir del nefasto principio de que: “Lo que quieran los adultos no coaccionados es respetable ante la ley.” Ese principio, aunque parezca deleitable al que se vale de él, implica la ruina progresiva de la familia y la sociedad, y por eso debe ser cuestionado, rebatido y rechazado.

Dos últimas anotaciones:

(1) Para las personas con tendencia homosexual, cualquiera sea su origen, lo mismo que para los demás seres humanos, es más sencillo y factible superar las tendencias objetivamente desordenadas cuanto mayor sea su apego a los bienes que van más allá de esta tierra y de los deleites puramente corporales o mundanos. Una vida espiritual robusta, no como consuelo magro sino como verdadera fuerza que mira con gozo y esperanza a la santidad, es de inmensa ayuda.

(2) Nada impide que las personas que tienen esta clase de tendencias cultiven con especial ahínco el don de la amistad tanto con hombres como con mujeres. De hecho el don de encontrar amigos que comparten nuestros valores más firmes es uno de los más valiosos recursos para superar las limitaciones que todos tenemos.

- Fr. Nelson Medina, O.P.

[Actualización, a 8 de Febrero de 2013: De máximo interés estos testimonios de políticos “progresistas” británicos que NO están de acuerdo con la redefinición del matrimonio para incluir matrimonios del mismo sexo.]

54 comentarios

Es muy importante conocer que dentro de Nuestra Santa Madre Iglesia hay iniciativas de valosísimos profesionales (psiquiatras, psicólogos, orientadores, médicos, biólogos, sacerdotes,...) que trabajan por todo latinoamérica y España, ayudando a reconstruir a la persona herida en su integridad (física, psíquica y espiritual) por la gran mentira de la ideología de género. Os recomiendo, si conocéis algún caso concreto que necesite ayuda, que os pongáis en contacto con los profesionales de ES POSIBLE LA ESPERANZA. Muchas personas han conseguido salir de la Atracción por el mismo sexo y hoy disfrutan de paz en sus vidas, de un maravilloso matrimonio y están casados con hijos.

http://www.esposiblelaesperanza.com/

Cuando se sanan las heridas afectivas, cuando se superan los problemas neurólogicos si los hubiera y se va madurando la masculinidad y feminidad, tanto la Atracción por el Mismo Sexo (AMS), como la Adicción sexual (a la masturbación y a la pornografía - presente en casi la totalidad de las personas que sufren AMS), etc DESAPARECEN.

La AMS y la Adicción sexual no son sino síntomas de una falta de maduración de la persona en sus tres aspectos (físico, psíquico y espiritual).

Os recomiendo que os deis un paseo virtual por todos los documentos, textos, enlaces de Es posible la esperanza. Una minoría creativa de las que habla Benedicto XVI que está dando mucho fruto.
31/01/13 10:35 PM
No he podido evitar vomitar después de leer poco menos que la mitad de su post. Lamentable. Sin palabras.
31/01/13 10:36 PM
"Hay casos de manifestación tan temprana de la tendencia homosexual que uno estaría tentado de ver el hecho como algo congénito o connatural a la persona".

Está claro que siempre es tentador reconocer las evidencias. Si.
31/01/13 10:38 PM
Comentario de Fray Nelson
Bueno, van dándose las esperadas reacciones. Interesante que además de las reacciones se presenten argumentos.
31/01/13 10:38 PM
Comentario de Rogelio
Me parece muy bueno el comentario, y anticipa lo que se viene de no revertir el error de la ideología de género. El verdadero amor a la persona no puede estar divorciado de la verdad sobre la persona y la sociedad. Es falso entonces el pretendido amor que consiente el error. Sin embargo en esta ideología, términos como verdad y error pretenden ser negados o tergiversados.
Hace falta hablar mucho sobre este tema. Gracias Fray Nelson por su aporte.
31/01/13 10:53 PM
Los argumentos son muy sencillos, pedazo de [...]
31/01/13 10:54 PM
Te lo explico mejor, que ya veo que eres [...]
31/01/13 10:56 PM
Comentario de Fray Nelson
A ver, trata de hablar, J. Escribe un argumento sin insultar. ¡Tú puedes!
31/01/13 10:58 PM
Venga, ahí va:

Te pongo una manzana delante de tu cara. Y uno de tus amigos invisibles...
31/01/13 11:00 PM
Dicho de otra manera:

Te pongo en la cara a un niño con tendencias homosexuales que no ha podido adquirir en ningún sitio. Pero tu amigo...
31/01/13 11:01 PM
Comentario de Fray Nelson
Ya casi, J. Sólo te falta respetar una cosa que se llama fe, y que no es de amigos de los que tú dices.
31/01/13 11:02 PM
Vaya. Cómo te gustan los argumentos. Por lo menos te gusta borrarlos.

Bravo...
31/01/13 11:03 PM
Comentario de Fray Nelson
Sobre todo, J., porque en mi argumento yo no dije que ningún amigo, ni de los que tú dices ni de otros, me esté mandando lo que yo digo.
31/01/13 11:03 PM
Y a ti te falta otra cosa: y es respetar a la inteligencia.

Un post como el tuyo solo puede haber salido de ...
31/01/13 11:04 PM
Comentario de Fray Nelson
Aquí hay que educar a todos. Dale, intenta presentar bien tu argumento, sin insultar, sin despreciar, sin vomitar.
31/01/13 11:04 PM
Comentario de Fray Nelson
J., eres el típico ejemplo de la intolerancia grosera a la que seremos sometidos todos si la ideología de género prospera.
31/01/13 11:06 PM
¿Tan dificil es de entender que alguien que trate el tema de los niños con tendencias homosexuales con semejante...
31/01/13 11:07 PM
Comentario de Fray Nelson
En un momento dado estuviste cerca de construir un argumento sin insultar, J.

Dale. Tú puedes.
31/01/13 11:08 PM
Vaya, no te gustan ni mis comentarios respetuosos, eh?
Bien, bien.

"Hay casos de manifestación tan temprana de la tendencia homosexual que uno estaría tentado de ver el hecho como algo congénito o connatural a la persona. El dilema moral que se plantea es: ¿por qué condenar a alguien que no escogió ser así?"

Vuelve a releer esto que has escrito.

¿Qué clase de autoridad médica, biológica, sociológica, etc te crees para afirmar tal cosa?

Lamentable.
31/01/13 11:09 PM
ES UNA ...
31/01/13 11:11 PM
Comentario de Fray Nelson
J., ya que sólo he merecido descalificaciones de tu parte, parece claro que tu autoridad es mucho mayor que la mía, y que por lógica consecuencia debe ir por delante. Tu autoridad es desbordante y firme, consolidada e indiscutible, sólida y perenne.

¿Cuál es tu autoridad, J.? ¿Quieres darnos, por ejemplo, un enlace a tus PDFs, donde conste por qué puedes despreciar a los que no piensan como tu? Gracias.

Sólo un detalle: ahórrate nuevos insultos. No hacen avanzar la conversación. Simplemente, no funcionan. Hay conmigo unos cuantos que no nos doblegamos ante el vómito de otros.
01/02/13 3:20 AM
Comentario de Ana Maria
Que pena que no se pueda tocar un tema tan delicado como este, que afecta a tantos hermanos/nas, con una madurez sólida y una mirada compasiva , respetuosa y menos violenta. Yo agradezco padre por poner este tema, que generalmente es omitido. Como mujer, madre, abuela, tia y sobre todo hija de Dios, siento una gran pena al ver el trato que se da a estas personas, creo que no estamos libres de tener a un ser cercano a nosotros que sufra por esta confusión de identidad sexual. No se cuales son las causas, creo que no es culpa de Dios, los errores los cometemos nosotros, el hombre. Yo ruego al Señor y a la.Virgen santa por ellos y sus familias. Gracias y bendicion

Nota de fraynelson: Si todo se viera como que ellos están "sufriendo" la solución única iría por el camino de la comprensión y apoyo. Pero ya ves que la legislación no va por esa línea sino por la imposición d ela ideología de género.
01/02/13 4:20 AM
Comentario de jose manuel izquierdo garcia
Pues el tal J. nunca que presentó argumentos, sólo insultos. Y en Fray Nelson yo no veo insultos sino planteamientos para ayudarnos a analizar y reflexionar. ¿O de qué se trata pues?
01/02/13 7:32 AM
Comentario de P. Norverto
Fray Nelson felicidades por tus reflexiones. Y felicidades por tu paciencia en estos lados. Porque es muy comun por estos predios ciertos grados de intolerancias a la hora de enfrentar algunos con mas impetus agresivos, que argumentos. Bueno, que al fin el amigo Jesus (el que escribe aqui) no acaba de presentar su argumento. Y como tu conoces esto es muy común no solo en este ámbito. Siempre la forma mas rápida cuando no se tienen argumentos es descalificar o excretar ciertos sentimientos mas cerca de la irracionalidad que de la cordura y mesura de la reflexión. Felicidades de nuevo... pues con cosas semejantes ya también he topado en mi vida sacerdotal. Y muy acertada tu referencia de derrotero hacia otras formas tan "validas" como el Swingin. Ya he tenido que ver en alguna playa americana algo semejante. Ah te agrego que no solo ha sido en Holanda que ha habido intento de legalización de la pedofilia, también en Alemania han habido intentos con toda una alianza entre Movimiento LGBT, el movimiento Pedofilo y partidos de Izquierdas y Verdes para avanzar en tal sentido desde los anos 70's, luego en los 80's para cambiar el articulo 175 del derecho penal alemán. La Idea siempre ha sido además de la legalización de la sexualidad gay también exigir la impunidad 'consensual' de sexo entre adultos y jóvenes y los niños. En fin, el objetivo ha abolir toda edad de consentimiento para los niños, niñas y los adolescentes. Y para que no te sorprenda creyendo que esto ha estado lejos en Alemania por ejemplo, semejante peticion ha vuelto a tener planteamiento apenas en el ano 2010. Te dejo un links de un serio trabajo a tal propósito. Solo que el mismo esta en aleman. Lamento no disponer de tiempo para traducirtelo. http://www.dijg.de/paedophilie-kindesmissbrauch/normalisierung-allianzen-lobby/

Nota de fraynelson: ¡Gracias, Norverto!
01/02/13 7:53 AM
Comentario de gringo
Fray Nelson, ¿qué sabe ud. de sexualidad?.
El ejemplo que pone de la pobre niña seducida por una mujer mayor es patético.
"Los padres sabían que su hija no era así".
Vamos a ver, si una joven quinceañera realmente no es lesbiana, cuando una mujer de veinte años intenta seducirla lo único que hace es rechazarla y denunciarla por acoso si sigue insistiendo.
Yo no soy homosexual y si con quince años un hombre hubiera intentado seducirme, lo último que hubiera hecho yo sería acostarme con él y luego volverme homsexual y "cambiar de pareja cada año y medio".
La gente no se vuelve homosexual. No es algo que se pegue como la gripe.
Si esa chica se acostó con la mujer y ahora va de flor en flor es porque siempre fue lesbiana.
Admito que si un niño pequeño sufre abusos puede crecer con dudas sobre su sexualidad porque de alguna manera intenta interiorizar lo que le pasó. En ese caso si se podría decir que se trataba de un heterosexual que se volvió homosexual o que creyó se homosexual.
Pero en el caso de pobrecita adolescentes seducidas por malvadas mujeres, creo que ud. ha escrito un guión de serial rediofónico.

Nota de fraynelson: Yo quisiera que fuera un guión radiofónico. No lo es. Es tan real como la vida misma. Tu argumento de que "el que no es no se deja seducir" desconoce que precisamente una de las características de la minoría de edad y de la formación de la personalidad es la vulnerabilidad a influencias externas. Por eso precisamente hay un régimen legal distinto para los menores.

Es risible entonces tu conclusión de que "siempre fue lesbiana." Con esa lógica, la muchacha seducida primero y adicta al sexo después, "siempre fue adicta." La soledad, la inestabilidad y otros factores pueden conducir por pendientes oscuras, sea en casos homosexuales o heterosexuales. He citado lo que corresponde al título de mi post para que se entienda la idea central, a saber, que la afectividad no es un asunto puramente privado.
01/02/13 10:01 AM
Comentario de Ramontxu
"Que se trata de personas adultas, en principio dueñas de sí mismas, que desean eso. ¿Y qué pasa si no son DOS personas que desean eso, sino por ejemplo, TRES? El mismo principio “moral” que permite que dos adultos se traten como se quieran tratar afectivamente, sin que importe su género, debe permitir que el número no importe. ¿Qué hay de malo en que cinco o diez adultos de reúnan a disfrutar de sus cuerpos, si nadie violenta a nadie? ¿Y qué hay de malo, si se aman y tratan con respeto, en que se compartan las mujeres o los hombres? ¿Por qué no tener matrimonios de tres o más? ¿Por qué no oficializar el “swinging” o cauqluier cosa que se ocurra a la mente de “personas adultas, en principio dueñas de sí mismas, que desean eso"?"

Efectivamente: ¿Por qué no?

"... legalización de la pederastia, la efebofilia, y todo tipo de comportamientos... si uno llega a admitir que la razón suficiente para que dos adultos se expresen afecto es que ambos así lo quieren... lo demás que he descrito hasta ahora se sigue forzosamente, con la lógica implacable de una demostración geométrica."

Lo de la legalización de la pederastia no se sigue. Precisamente, la base del argumento a favor de la libertad sexual es que se trata de adultos consentientes. En el caso de la pederastia eso no se cumple.

Nota de fraynelson: Que no le veas inconveniente a la lista de males que citas indica que la discusión contigo hay que iniciarla varias galaxias antes, Ramontxu. No sé si haya de una y otra parte el tiempo y el deseo para algo así.

Dices que de una sociedad corrupta (es el nombre que le doy, para ti eso es normal) no se sigue un comportamiento amoral contra niños y adolescentes. Sirve que todos lean esto: Holanda propone legalizar p... infantil
01/02/13 11:02 AM
Comentario de Ramontxu
Por cierto, en relación con la consulta que da principio al post, si lo he entendido bien, su respuesta a esas dos personas es "que se aguanten" ¿no?

Nota de fraynelson: Sí, sabiendo que hay muchos modos de aguantarse, y que la razón tiene verdadero señorío sobre el ser humano, cuando le descubre bienes mayores. ¿No pasas tú por delante de bancos todos los días y sin embargo no diseñas planes para robarlos? ¿No es eso aguantarse? Todo esto en las razones. Y sépase bien que una sociedad en la que la gente no "se aguanta" se llama jungla del más fuerte.
01/02/13 11:04 AM
Comentario de voltaire
Fray Nelson: usted tiene un problema. Pida ayuda.

Nota de fraynelson: Me sale maravilloso esto de Infocatólica: cualquiera me diagnostica y varios me ofrecen tratamiento. ¡Sea por Dios!
01/02/13 11:06 AM
Comentario de Luis Fernando
Padre Nelson,

Comentarle que sus conclusiones y postulados de partida no tienen ni la más mínima base desde el punto de vista psicológico ni sociológico.
Todas las conclusiones que Vd. Afirma sobre las consecuencias sociales de la “no ocultación de la homosexualidad” no son más que opiniones propias sin fundamento en ninguna teoría social ni por supuesto se han producido en ninguna sociedad occidental.
Respecto a la aseveración de que la “Afectividad nunca es algo privado” no se sostiene en virtud de su propia definición. Las consecuencias de una afectividad sí, quizás… y en un círculo muy próximo. Pero lo que Vd. Afirma y casi impone es que se esconda, se tape. Por desgracias, aparte de condenar al homosexual a una prisión interna, lo que me parece de una crueldad inmensa, no se da cuenta Vd. De que no es útil; el agua, siempre se escapa por cualquier rendija.
Le escribo desde España donde, no se ha hundido la sociedad, no nos matamos por la calle, no existen leyes para matrimonios extraños ni nada parecido y donde la gente homosexual (me consta es más feliz).
Lamento que desde el catolicismo haya personas que prediquen la ocultación de una situación presente desde siempre antes que aceptar y atraer hacia el seno de la Iglesia a una cantidad muy respetable de personas que en muchos casos siguen más el mensaje de Jesucristo que los “de sexualidad correcta”.
Como católico, no se imagina lo que cuesta convencer a un homosexual de que la iglesia no lo desprecia y de que tiene los brazos abiertos para él, como hay que debatir, expresarle confianza, dar testimonio de que los católicos no somos bichos raros, de que hay tolerancia… Todo ello, para que luego se encuentren con un post como este en el que un sacerdote que escribe con uno de los textos más duros que me encontrado sobre homosexualidad en mi vida.
Cristo puso por encima de todo el amor, Padre Nelson. Dudo mucho que él les hubiera hablado de “evitar lo que debe ser evitado por el bien de todos”. Las personas están por encima de todo. Amor a los demás.
Quería argumentos, Padre. Ahí tiene el mensaje de Cristo, ¿le parece poco argumento…?

Nota de fraynelson: Luis Fernando, le hace falta leer bastante si esto mío es "de lo más duro" que ha leído. Su idea de "no ser duro" es permitir que las personas sigan lo que consideran sus inclinaciones, puestas bajo el rótulo de "lo natural." Esa no es la idea de Cristo, a quien en vano invoca Vd. aquí.

Los lectores todos pueden beneficiarse de las siguientes fuentes:


La orientación sexual y la identidad de género no son derechos humanos

Same-sex marriage ten years on: lessons from Canada

Homosexualidad y discriminación
01/02/13 12:38 PM
Comentario de Eduardo Jariod
Vamos a ver, lo que toda persona con tendencias homosexuales egodistónicas, es decir, que son vividas como una carga de la que desearía librarse, necesita es un entorno de respeto, comprensión, escucha y acogida. Solo creando ese ambiente, que nunca debe ser impostado sino genuino, podremos ir haciendo un trabajo útil de exploración de las causas de aquellas tendencias. Porque el homosexual SIEMPRE se hace, no nace. Y esas causas pueden ser conocidas e investigadas.

Pero nos enfrentamos a grandes obstáculos o resistencias, que son de muy diversa naturaleza. Por un lado, la persona homosexual que lucha contra sus tendencias es alguien especialmente atormentado. Ve la realidad que le rodea y a la que aspira como algo ajeno y lejano, deseable pero a la vez extraño; vive sumido en profundas vivencias de inferioridad e inadecuación. Seguramente ha sido humillado una y otra vez desde niño por sus compañeros de clase, etc. Queriendo ser como los demás, solo consigue ser lo que detesta.

Por otro lado, existe una dificultad no menor. El encontrarse con otro con sus mismas tendencias, más allá del posible deseo que los pueda unir, es una fuente extraordinaria de consuelo para su soledad, su dolor y su marginación. En estas situaciones es muy difícil pedir a la persona que se mantenga casta. Freud tenía razón cuando afirmaba que la terapia ha de desarrollarse en la abstinencia de todo aquello que el paciente más desee. Pero también hemos de ser sensibles no ya a la debilidad humana, sino a los montantes de angustia que puede cada persona aguantar. Ante todo, en efecto, perseguir la conducta casta; pero también no condenar si ella se rompe en alguna ocasión. En tal caso, todo puede ponerse al servicio de la terapia. Es impresionante las veces (muchísimas) que, homosexuales o heterosexuales, recurrimos al sexo por razones que nada tienen que ver con lo sexual. Se recurre a él buscando apego, compañía, algo de calor humano, ternura, consuelo, cierta vivencia de plenitud, por narcisismo, para olvidar, para emborracharse con el placer orgásmico que en no pocas ocasiones es el único momento realmente satisfactorio de una vida, etc., etc. Y esto hay que saber verlo también.

Así, los grandes obstáculos para resolver un cuadro homosexual en el que contamos con la colaboración de la persona es el enorme montante de sufrimiento acumulado y lo que Freud llamaba con acierto el beneficio de la enfermedad. La homosexualidad, siendo una cruz enorme, es menor que renunciar a ella si no se dan compensaciones adecuadas a otros niveles. La vida espiritual es, sin duda, un instrumento formidable para alcanzar en este proceso su renuncia, pero no podemos partir de la base de que todos puedan contar con ella. En buena medida porque ella más que un logro personal se trata de un don de la Gracia. No se puede poner como base lo que es en sí misma altura. Aunque podamos cultivar la semilla y regarla para que alcance la dimensión adecuada que exige toda vivencia espiritual.

Su respuesta, Fray Nelson, es perfecta como denuncia de aquellas posturas tolerantes que, aun siendo bienintencionadas en origen, propician el mal. Entiendo su celo apostólico y moral. Pero cuando tratamos con alguien en tal situación, lo primero que debemos hacer es acoger, para poco a poco ir conociendo las razones de su dolor. Cuando alguien está comido por el sufrimiento y a la vez por la tentación solo podemos acceder al comportamiento moral creando ambientes no persecutorios. Nuestro fin es llegar a la verdad de cada persona. Ese camino es moral. Y siendo el proceso moralmente bueno, bueno será su final.

Si les extraña la autoridad con la que hablo, solo decir que soy psicólogo psicoterapeuta.

Nota de fraynelson: Creo que tu comentario ilumina en más de un aspecto. Gracias. El propósito de mi post era más reducido, y modestamente creo que dentro de su ámbito logra el objetivo deseado. Tal vez lo único que no comparto de lleno contigo es la idea de que la gracia es "altura;" creo yo que en incontables historias es "bajura," precioso "abajamiento" de Dios, y en ese sentido no hay que posponerlo tanto como recurso y presencia. De nuevo, gracias.
01/02/13 2:05 PM
Comentario de Martha
Creo que el hecho que la homosexualidad, gracias al lobby gay, se haga tema, contribuye a buscar soluciones a un problema que ha estado presente a lo largo de toda la historia. Lastimosamente al ser una minoría, a muy pocos le importa (lo digo por mi) sólo hasta que toca a alguien cercano. De esto he aprendido que lo importante ante esto es conocer, para comprender, y comprendiendo poder ayudar.

Como padres, profesores y amigos, si profesamos el amor cristiano es importante que nos sintamos responsables por los demás, en este caso por el joven o niño que está mostrando esta tendencias, que como dijo Matt es la manifestación de heridas emocionales, del "desapego defensivo" del niño hacia el progenitor del mismo sexo. Hay que mirar en la familia, pues de la noche a la mañana no nace esto. Por tanto, creo que es importante compartir este enlace, es el libro del Doctor Joseph Nicolosi, se titula GUIA PARA PADRES PARA PREVENIR LA HOMOSEXUALIDAD. Si no abre el enlace solo digiten en su buscador y aparecen varios enlaces al libro. No podemos caer en las garras del lobby gay que pretendiendo genitalizar el amor, aparta a las nuevas generaciones de la verdadera dimensión del amor, donarse de tal modo que demos la vida por el amado.
01/02/13 3:57 PM
con esto de la ideologia de genero me asalta esta duda, si segun la teoria esta el que seamos hombres o mujeres es algo que la sociedad nos impone o condiciona entonces porque no el ser homosexual, transexual, lesbiana es algo que la sociedad te impuso o condiciono tambien para la ideologia de genero? es absurdo que nos quieran meter que el ser "gay" se trae en los genes pero el ser hombre o mujer no.

Nota de fraynelson: Supongo que ellos responderían: "Lo que queremos es una sociedad donde no se le imponga nada a nadie." Por supuesto, sin darse cuenta que ello significa la desaparición de la institución familiar.
01/02/13 4:19 PM
don Fray Nelson: hay personas que parece que su unico argumento para defender lo que creen es el insulto, el acoso y cuando se sienten mas fuertes y tienen el poder politico, economico, mediatico entonces vienen las represalias judiciales o politicas. Y todo esto es lo que hace el activismo gay que tanto pedia "tolerancia" ayer, hoy solo son mucho insultos, sarcasmos y amenazas y poquisimos o nulos argumentos.
01/02/13 4:30 PM
Comentario de Eduardo Mantilla
Estimado Fray Nelson,

Gracias por poner el tema sobre la mesa, no obstante las reacciones desproporcionadas de ciertas personas que no compartan la opinión de muchos.

Usted ha ido mucho más al fondo del problema en el análisis. El homosexualismo no es un problema de quien tiene más o menos derechos (matrimonio, adopción, etc...etc...). Este es un asunto de comportamiento moral que tiene un impacto en la sociedad. Si se acepta el matrimonio de los homosexuales porque no permitimos el matrimonio zoofilico (hombre y animal)o mejor a los que les gusta la necrofilia, porque no podrían adoptar? Son tan "humanos" como cualquiera y deberían tener los mismos derechos. ¿Cuál es la diferencia? Hablar de moral con alguién que carece de ella, es un asunto bien complejo.

Es triste que aquellos que abogan tanto por los derechos humanos, en lugar de enaltecer al hombre lo degradan a su nivel más animal o, porque no, vegetal.

No hay nada peor que el fanatismo ateo, es el más intolerante de todos y está dispuesto hasta matar al contrincante por no pensar como él (v.gr. Vean las amenzas de muerte a Monseñor Juan Vicente Córdoba, por expresar su opinión y la de la Iglesia sobre las adopciones de los homosexuales).

Oremos por ellos porque no saben lo que hacen

01/02/13 4:50 PM
Comentario de Catholicus
J.,

Eres un claro ejemplo de que determinados desórdenes acaban desordenando por completo a la persona.

La sodomía es el pecado nefando y uno de "los cuatro pecados que claman al cielo" suscitando la ira de Dios porque atenta contra el Principio de los Principios de lo que sustentó su acción creadora:

"Hombre y mujer los creó".

Expulsados del Paraíso todos tenemos la naturaleza dañada y todos tenemos que luchar contra ella si no queremos arder en el infierno eterno.

Ahí irán todos los que mueran sin confesar sus pecados y arrepentirse ante un sacerdote representante de Dios.
01/02/13 4:51 PM
Comentario de Javier
¿Que está bien y que está mal? ¿Que es bueno y que es malo? ¿Que es lo correcto y que no?
Una manifestación actitudinal concreta de la persona es un acto, que pasa a ser un hecho desde otro lado, no termina ahí no más tiene su injerencia, consecuencias, reacciones, frutos, ésta afecta a otros y tiene su desarrollo en cuanto que provoca otras manifestaciones actitudinales, abre puerta a otras.
Ahora la primera actitud si es buena, está bien y es correcta todo el avance que ocasione debería de ser o tener las mismas características. Si no la tiene o si en algún punto de su progreso es necesario abortarla, desestimarla, coartarla, es porque en ppio no lo fue o lo es.
Si es verdad que una cosa lleva a la otra y la homosexualidad practicada lleva a la permisión de alguna otra práctica que no se admite, entonces su práctica no debe admitirse, aceptando esto y empezando desde la persona que la posee.
Seguramente este pensamiento sea rebatible pero intento dar argumento desde el pensamiento del hombre, desde su razonamiento pobre y limitado. Porque desde la fe es necesario primero tenerla para aceptar el Camino, la Verdad y la Vida que es JesúsCristo y las exigencias que implica seguir al Señor. Por ello rezo para que muchos que necesitan reciban el Don de la Fe.
Y para terminar, me viene a la memoria aquello de que si no se quiere que el árbol crezca torcido, es necesario enderezarlo, guiarlo desde muy chico.
01/02/13 5:11 PM
Comentario de Maria-Ar
La falta de argumentos,por la otra parte, hacen la agresión.
Muy caritativo Fray Nelson!.Es hora de plantearse estos temas y no guardarlos en el armario.

Bendiciones!!
01/02/13 5:23 PM
Comentario de María
El artículo me ha gustado, yo también "tontee" con la homosexualidad en mi adolescencia y es un mundo que se cierra sobre sí mismo (sí ya es difícil encontrar pareja heterosexual, o buscas en un gueto una pareja homo o reduces en un 90% tud posibilidades...). El caso es que no responde a la carta y me parece importante hacerlo, porque pueden leerlo personas en la misma situación. LO primero les aconsejaría cambiar de psicólogo, no todos pueden o saben ayudar... Lo segundo no torturarse si no se encuentra pareja (porque no te gusta nadie del sexo opuesto): se puede ser plenamente feliz en solitario. Ponerse otras metas sociales, laborales, intelectuales, etc. para no frustrarse. Rezar y confiar en que Dios no nos manda nada que no podamos soportar y que vencer las propias inclinaciones también es una forma de santificarse que nadie debe despreciar, sino alabar.
01/02/13 7:32 PM
Comentario de Mariana
Hola, me gustaría hacer algunas breves observaciones:
1) Hay algunos estudios que sugieren que la tendencia homosexual si puede ser de origen, aunque no genético, si congénito. Por ejemplo, mujeres que han estado expuestas a altas dosis hormonales (por alimentos, fármacos, los mismos anticonceptivos) dichas hormonas interfieren en el modelamiento del cerebro del feto, de tal modo que aunque es hombre, llega a tener altas concentraciones de estrógenos, lo cual puede influir más adelante en su desarrollo sexual y comportamental. Te debo la fuente, pero hay que buscar, pues hay mucha información al respecto. 2) Ahora bien, del hecho de que la homosexualidad fuera de origen congénito (e incluso genético) TAMPOCO SE SIGUE que ésta sea natural. Igual hay gente que nace con tendencias psicópatas o sociópatas y no por ello sus acciones contra la sociedad estarían justificadas.
3) Creo que la homosexualidad se trata de una enfermedad psiquiátrica. Y por lo tanto debe ser tratada como tal. Con mucho amor, respeto, paciencia... y una terapia. Siento el artículo un poco confrontador, y bueno, tenemos resultados como los de Jesus... Creo que habría que buscar puntos de acuerdo, a nadie nos gusta que nos digan que estamos enfermos de la cabeza. Es decir el artículo está bien para mostrar argumentos en contra del matrimonio y la adopción homosexual, etc. Pero NO como un artículo para consolar a una familia y un pobre hombre que se siente atrapado en esta situación según se expresa en el testimonio del principio . Esa es mi humilde opinión. Saludos!
01/02/13 8:02 PM
Comentario de Roberto J.
J.:

Debes sentirte muy ... [Editado: No es necesario tratar mal a nadie; ni tampoco a los que maltratan.]
01/02/13 10:14 PM
Comentario de María de las Nieves
El primer nivel que nos expone el familiar y el de la fe ,que ambos son comprensibles en padres educados en una única realidad la heterosexual,por tanto que no lo aceptan los padres hasta aquí nada raro , aunque la tendencia es de niños, aquí es importante haber autoafianzado la sexuación corpórea ,su cuerpo es sexuado varón ,la energía interior que se manifiesta en emociones, afectos es siempre bipolar, el que le da contenido es la imagen del pensamiento

Y como está demostrado que los homosexuales no tiene alteración genética ,ni hormonal, ni congénita ,ya que no viene al caso de la sexuación ,ni connatural ¿ qué nos queda ? Ver que imagen tiene cada uno de si mismo ,ya que en la aspiración hacia el mismo sexo es posible que haya una baja autoestima varonil, bien por un padre muy autoritario o represivo ,en caso de la mujer al revés,

Cuando el afecto es negado la persona se vuelve introvertida y más si es negado por sus padres y amigos a los que aprecia,la tendencia homosexual se da en jóvenes que no tienen configurada su personalidad, ya que en prea-dolescentes ,las hormonas vuelven a sexuar el cuerpo en la pubertad y es típico de esa edad no estar configurado el deseo , ya que es un despertar, si que influye en esta edad ..

No pasar de la tendencia a las prácticas homosexuales ,ya que entonces el deseo se afianza y se configura con la imagen del otro y es más difícil después erradicar los errores ,

,Pero también el relativismo del todo vale, la relaciones sexuales precoces, hace que puedan aparecen más tendencias que no están configuradas y que se pueden afianzar si hay práctica homosexual.

No hay que tener un dilema moral, el principio es claro ,la sexuación es varón y mujer y en ambos está el plan de Dios que no se ha equivocado ,por tanto se condena el acto homosexual moralmente desordenado, pero se ama a la persona para que crezca y llegue a plenitud .

¿Ella no escogió ser así? O sí ,no es un asunto tan claro, todo es educable, menos el código genético y por tanto esa persona debe estar dispuesta a madurar,

¿Qué no quiere? Pues poner clara la verdad y no tener compasión con el error,

El mundo afectivo no es la perfección del hombre, es el amor, y el amor implica unidad ,si se le violenta ya que no se le deja escoger su deseo ,pero hay que saber que la afectividad es un cúmulo de deseos, que no todos se pueden satisfacer.

.Claro que hay repercusiones sociales, ya que se exagera la magnitud del problema por intereses partidistas, pero no se debe olvidar que los hombres sin ser homosexuales quieren estar juntos y las mujeres también, pero hay un respeto a la corporalidad de ambos .

La sexuación es un asunto corporal y visible es el cuerpo de varón o mujer, los deseos no sólo los sexuales sino cualquiera no todos pueden ser satisfechos a nivel público, ya que el bien común y social es necesario consensuar y estar acorde con la verdad de ser hombre o ser mujer, no 5 géneros que es una pura abstracción y ahí se diluye la persona.
Si los medios de comunicación se dedicaran a formar personas esto no pasaría Y el que quiera cambiar hay especialistas y el que no quiere madurará cuando no sea aceptado y vea que pasa en su interior ,ya que es en su interior dónde está el problema no en la sociedad ,ya que cada persona lleva otro tipo de problemas y tiene un nivel de tolerancia ,pero debe primar el bien común.
La afectividad ,deseos y emociones y todo el ser del hombre debe ser encauzado hacia Dios y hacer su Voluntad y todos comprendemos que lo que EL Señor nos presenta es corpóreo espiritual para nuestra perfección
.Alzemos los ojos a la verdad ,no es asunto de heterosexuales y homosexuales sino de personas.

Nota de fraynelson: En cuanto personas, todos personas; de acuerdo. Pero es necesario señalar que no todo comportamiento corresponde al bien de las personas ni al bien de la sociedad en su conjunto.
01/02/13 10:36 PM
Comentario de Mariano
Me parece un texto muy oportuno y valiente, realmente es aclarador y bien fundamentado. No tenemos que dejar de razonar una y otra vez sobre este tema.
04/02/13 4:08 AM
Comentario de Juan Mariner
Este tal J. es un... [Editado: No es necesario tratar mal a nadie; ni tampoco a los que maltratan.]
04/02/13 10:53 PM
Comentario de Eduardo Jariod
Bueno, quizá, Padre, no me he expresado con acierto. Lo que quería decir es que resulta muy difícil pedirle a alguien que lleve o procure una vida espiritual rica cuando vive sumido en conflictos internos muy fuertes, como los que supone luchar contra la propia homosexualidad.

Esa vida espiritual será más un punto de llegada que de partida. Aunque, por supuesto, si Dios lo quiere, puede ser no solo punto de partida, sino el instrumento exclusivo para la curación.

Pero como terapeutas hemos de contar con lo ordinario, lo que está a nuestro alcance. Lo extraordinario es imprevisible, solo Gracia.
05/02/13 12:21 AM
Comentario de César Fuentes
Gracias, Eduardo, porque eso he tratado de explicarlo por ahí con frecuencia-más orientado con atraer a los pecadores alejados de la Iglesia, de Dios- y tus palabras me llenan de esperanza por saber mejor hablar; aunque he de meditarlas y madurarlas más.

Un abrazo, amigo mío.
05/02/13 12:23 AM
Comentario de Eduardo Jariod
Un abrazo, César.
05/02/13 12:40 AM
Comentario de Ariel de Argentina
Lo que tiene que aclararse de una buena vez por todas, y para siempre, es la correcta noción de naturaleza. El pensamiento moderno asocia naturaleza con espontaneidad (Hobbes, Rousseau, etc.); mientras que la verdadera noción, que ya la había descubierto racionalmente Aristóteles, es la idea de "fin". La naturaleza de una cosa es su fin. Y otra cosa que tiene que recordarse una y mil veces, es que la naturaleza humana no está actualmente en el estado en que salió de las manos de Dios. Las fuerzas propias del hombre están debilitadas: en el entendimiento y en la voluntad. De allí que lamentablemente, como puede ser este el caso, naturaleza y espontaneidad no siempre coinciden -cada día menos-. Si así fuera, cuántos problemas nos ahorraríamos.
05/02/13 7:03 AM
Comentario de Saulo Medina F.
Desde mi experiencia profesional como psicólogo he podido constatar algunas cosas que me permito compartir aquí:

1. Como dice Juanjo, la población LGBT es mucho mas marginal de lo que nos quieren hacer creer.

2. En lo relacionado con la homosexualidad, en la casi totalidad de los casos, ha habido un evento desafortunado y reprochable de violencia afectiva y aveces física también.

3. La figura del papá (un hombre que ama sin deseo), es mas que relevante para la construcción de la identidad sexual de varones y jovencitas; así, que si no hay familia, o en cualquier caso, si no hay un papá presente que impacte positivamente ( como una autoridad que enseñe a ser autónomo) a sus hijos, automáticamente ellos pueden estar en riesgo de ser seducidos por otras propuestas afectivas, pues les faltará criterio para no dejarse llevar por "lo que hace todo el mundo".

4. Cuando un homosexual descubre que sus heridas afectivas están relacionadas con su identidad sexual, comienza a ver su atracción hacia personas del mismo sexo de una manera diferente.

Estoy de acuerdo con fraynelson en cuanto a que una espiritualidad y, en general, una vida afectiva que no mire la corporalidad de manera reverencial, es una excelente base para revisar la homosexualidad.
05/02/13 12:59 PM
Comentario de v-al-v
J.: si le dan ganas ... [Editado: Queremos desterrar el lenguaje agresivo de unos y de otros.]

Lea lo que dice el director del proyecto genoma humano: no existe el gen gay.
05/02/13 5:22 PM
Comentario de DavidQ
Fray Nelson: como ejercicio didactico, quiero presentar los argumentos opuestos a su artículo. No porque yo crea en ellos, sino porque creo que su respuesta puede ser enriquecedora, y después de 50 comentarios no ha tenido oportunidad de exponerla.

Voy directo al punto: ¿por que condenar a quien no escogió ser así?

"Señor Medina: empecemos aclarando que no creo en Dios. Si usted cree, lo felicito, pero si como ustedes dicen, la fe es un don de Dios, su Dios no me lo dio y por lo tanto no es mi culpa no creer en El.

Tengo 17 años. Desde que tengo memoria, mis padres me detestan. De mi padre jamás escuché una palabra de cariño y de mi madre muy pocas. Las chicas tampoco me quieren. Soy feo, gordo y no sé bailar. Hace un año conocí a un chico de mi edad en la misma situación. Empezamos siendo amigos, hablábamos de nuestras cosas y poco a poco nos dimos cuenta que éramos almas gemelas. Nos parecía raro ser tan cercanos, pero era lo único que teníamos, así que nos aguantamos. Un día nos entro la curiosidad de saber que se sentía recibir un beso y pensamos que podíamos hacerlo entre nosotros, a manera de experimentación. No le cuento lo demás, pero se lo puede imaginar.

Ahora dígame usted a quien le hacemos daño siendo como somos. A nuestros padres no, porque no les importamos, les daría lo mismo si estuviéramos muertos. A su Iglesia tampoco porque no creemos en ella. A la sociedad menos, porque la sociedad nos rechazó. Ahora sólo queremos que nos dejen en paz. No creemos en su infierno y si creyéramos en su Dios, tendríamos que creer que El nos hizo así y tiene que aceptarnos como nos hizo. Y si no, es su problema, no el nuestro.

Lo reto a que me demuestre que una ley que prohíba que nosotros estemos juntos es buena para su sociedad o es buena para nosotros.

Sinceramente,

Andrés. "

Nota de fraynelson: Puede tener interés, como ejercicio, responder a quien se expresa como tu hipotético "Andrés," pero realmente no coincide con el tema de este post. Lo de "Andrés" es el cuadro típico al que han aludido psicólogos como Saulo o como Eduardo.

Y sin embargo, en el post mismo se le responde a una parte de lo suyo, porque se muestra cómo la afectividad no es asunto que quede en el ámbito considerado "privado."
06/02/13 5:15 AM
Comentario de Néstor
Excelente, Fray Nelson, muchas gracias.
09/02/13 3:17 AM
Comentario de Yolanda
Magnífica aportación la de Eduardo Jariod. Y muy respetuoso su suave "tirón de orejas" a Fray N elson.

Destacar, en todo su largo, sólido y exquisito comentario, este párrafo:

"...lo que toda persona con tendencias homosexuales egodistónicas, es decir, que son vividas como una carga de la que desearía librarse, necesita es un entorno de respeto, comprensión, escucha y acogida. Solo creando ese ambiente, que nunca debe ser impostado sino genuino, podremos ir haciendo un trabajo útil de exploración de las causas de aquellas tendencias"

¿Sabe qué es lo malo del post de Fray Nelson? Que se le nota muchísimo su aversión a la persona homosexual, que su presunta caridad es visiblemente impostada, que no es nada creíble de lo que diga Fray Nelson cuando habla de este su tema obsesivo. En resumen, si pretende un acercamiento al problema desde una genuina visión católica, resulta contraproducente, agrava el problema, no sabe ocultar su aversión a las personas homosexuales y la impostura de sus "caridad"

Nota de fraynelson: ¿Sabes qué es lo malo de tu comentario? Que no me conoces, Yolanda. Que no sabes qué trato pastoral y de amistad he tenido con hombres y mujeres de tendencia homosexual. Que tus prejuicios son dignos de estudio de alguien como Eduardo Jariod.

De mi parte, sigo comprobando que todo lo que no lleve por delante un letrero grande que diga: "Te apruebo, y no trataré de cambiarte" automáticamente se considera aversión, y todo lo demás que Yolanda ha dicho.
09/02/13 5:22 PM
Comentario de Yolanda
¿Sabe qué es lo malo de su nota? [Editado: Las descalificaciones personales no añaden al tema.]
09/02/13 10:55 PM

Dejar un comentario


Tu dirección email NO será mostrada en este sitio.
(Los saltos de línea se conviertan a <br />)
(Nombre, email y página web)
  • No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.
  • Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.

Nelson Medina, OP

MNelson Medina, OP

Miembro de la Orden de Predicadores en Colombia; sacerdote desde 1992, por bondad de Dios. Mis dos motivaciones más fuertes han sido: (1) Comentar la Palabra de Dios, dejando que aparezca su permanente actualidad; y (2) Leer esa actualidad, o algunos de sus rasgos, queriendo descubrir ahí el paso y el poder transformador de Dios. En cuanto al mundo online, hago presencia con una página web, fraynelson.com, con una red social de Amigos en la Fe, un boletín diario de evangelización, y un canal de Youtube. Estoy también en Facebook y Twitter. Escribo además regularmente para Infocatólica y para Blogueros con el Papa.

En el mundo "offline," tengo algunas clases para nuestros estudiantes dominicos de teología, y he tenido ocasión de predicar numerosos retiros y conferencias a sacerdotes, religiosos, monjas, hermanas de vida apostólica y por supuesto también a nuestros laicos, en varios países. La gran mayoría de esas predicaciones luego enriquecen la presencia online. Tengo un programa de televisión, "Al Tablero con Fray Nelson" en el canal católico Cristovisión. Además, la Emisora Reina de Colombia y muchas otras en diversas partes del mundo hispanohablante utilizan clips en MP3 para presentar el Evangelio del Día, u otras reflexiones.

En este blog

Julio 2014
Lun Mar Mié Jue Vie Sáb Dom
 << <   > >>
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31      

Amigos

Quiénes somos | Contacta con nosotros | Política de Cookies | Aviso Legal y Condiciones de Uso