¿Qué harán mis hijos este "Halloween" en los EE.UU.?

Cada octubre, desde que nació mi hijo, le pido al Señor como el ciego Bartimeo en el Evangelio del XXX Domingo de Tiempo Ordinario: “Maestro, que pueda ver” (Mc. 10, 51). No se debe a que haya mayor falta de visibilidad o ceguera en los EE.UU. de repente en este mes en particular, sino a la necesidad de discernimiento sobre qué hacer al final del mes en el día que aquí se llama popoularmente “Halloween”.

La “Víspera de todos los santos”, o me temo que algo bastante diferente de lo que indica ese nombre, se celebra de una forma muy particular que culturalmente me es ajena, aunque no a mi esposo, que nació en los EE.UU. Para más información sobre “Halloween”, recomiendo “Cuando Halloween era católico (1)”, por el blogger Juanjo Romero.

No parece una cuestión religosa en este país, ya que se celebra indiferentemente en las escuelas públicas y en las católicas, pero he observado prácticas poco recomendables junto a otras muy comendables que recuerdo al decidir cada año lo que harán mis hijos respecto a esta fiesta, tan popular en este país.

———————————


Prácticas que he visto, que no recomiendo

1) “Mischief night”, o “Noche de gamberradas” (la noche antes de “Halloween"), en la que jóvenes (desde la edad de la escuela secundaria) van por la ciudad perpetrando vandalismos como tirar huevos sobre coches y casas o pintando sobre paredes… lo que se les ocurra.

2) Decorar las casas con monstruos, vampiros, fantasmas, lápidas, telarañas, calabazas con caras siniestras, brujas, momias, etc. bastante sofisticados tecnológicamente en algunos casos con música de películas de terror, escenas iluminadas, figuras infladas, etc.

3) Disfrazarse de demonios, monstruos, brujas, cosas relacionadas al mundo de las películas de terror, para ir de casa a casa diciendo “Trick or treat”, que significa que si alguien en esa casa no le da un “treat” (un caramelo u otra cosa buena), harán un “trick” (alguna gamberrada). Hay quienes tienen esa intención, aunque son poquísimos. En la práctica, muchos alumnos pequeños van a la escuela en sus pijamas con algún peluche porque es lo más fácil y cómodo para ellos (y para sus padres).

4) Incluír en calendarios, tarjetas, y en casi todo ilustraciones de las cosas mencionadas que tienen que ver con cosas de terror, tanto en escuelas públicas como en escuelas católicas.

5) Enseñar canciones (tanto en escuelas públicas como católicas) sobre monstruos, fantasmas y otras cosas por el estilo que a los niños les encanta, pero que no veo cómo ayuda a honrar los santos en “la Víspera de todos los santos”. Además, crear casas encantadas para recaudar fondos (tanto en escuelas públicas como católicas).


Ideas buenas que se han puesto en práctica en algunos lugares

1) Una celebración la tarde del 31 de octubre con actividades divertidas y juegos como en otras fiestas de niños, pero relacionadas de alguna forma a los santos de la Iglesia Católica. Hace años lo ví organizado en la parroquia en la que se fundaron los Caballeros de Colón (la iglesia de Sta. María, New Haven, Connecticut), pero no sé si todavía tienen esa celebración. Los padres llevaban a sus hijos a eso en vez de casa a casa y los niños se lo pasaban muy bien y se llevaban caramelos (para que no echaran de menos la otra costumbre de ir de casa a casa).

2) Decorar los pasillos y las aulas de las escuelas con trabajos sobre los santos y dibujos de los santos favoritos de los alumnos.

3) Un concurso de disfraces de santos en que los niños cuentan algo sobre el santo que eligieron.

4) Preparar una función sobre diferentes santos que presentan a la parroquia los niños.

5) Enseñar canciones a los niños inspirados por santos o relacionados a ellos.

—————————————————-

¿Qué hará mi familia?

Este jueves mi hijo de tres años puede ir a su escuela católica disfrazado de lo que quiera. Mi esposo y yo insistimos en que se disfrace de un santo si quiere ir a la escuela ese día. Como le encantan los bomberos, se disfrazará del patrono de los bomberos, S. Florián (que el blogger Bruno mencionó en un comentario hace tiempo), aunque más como un bombero que un romano.

También puede repartir algo a sus compañeros, o sea que llevará a la escuela un “goodie bag” [una bolsita de regalo, como se dan a los niños tras las fiestas de cunpleaños] con una estampa de S. Florián, una medalla de la Virgen Milagrosa, además de pegatinas de coches de bomberos y una bolsita de galletas.

Cuando me pregunta sobre fantasmas, le hablo sobre cómo tenemos cuerpo y alma. Si menciona monstruos que le asustan, le comento que los que ve en dibujos no existen, que alguien los dibujó. Cuando hacemos cosas malas, nuestras almas se quedan feas como monsruos, pero el Señor nos ayuda a limpiarlas si queremos. Le recuerdo que el demonio se quedó muy feo cuando hizo algo malo, cuando desobedeció a Dios, y ya no puede estar con Él. Pero, los santos son amigos especiales del Señor Dios que están con Él en el Cielo, donde nosotros también podremos estar si somos buenos.

El día en cuestión, mi esposo y yo asistiremos a Misa con los niños y visitaremos a mi padre, lo cual les encanta. El día siguiente, el 1 de noviembre, Fiesta de todos los santos, iremos juntos con él al cementerio. El 2 de noviembre. Fiesta de todos los difuntos, iremos a otro cementerio con la abuela de mi esposo. Cuando sean mayores los niños, seguiremos pidiéndole al Señor que nos ilumine para que vayamos tomando decisiones conforme a Su Voluntad, aunque por ahora hemos decidido que si quieren disfrazarse de algo, será de santos.

[Foto de caramelos: willc2]


Preguntas del día [Puede dejar su respuesta en los comentarios]
: ¿Qué opina sobre la celebración de la Vigilia de Todos los Santos en los EE.UU.? ¿Qué harían en esa fecha si vivieran con sus hijos en los EE.UU.? ¿Cómo lo celebran en su país?

Mañana: S. Simón Cananeo y S. Judas Tadeo – “Pero él gritaba más” (Mc. 10, 51)

42 comentarios

  
Norberto
ML

Me parece un programa de buenas actividades completísimo,marca de la casa,creo que si tradujeras al ingles el post de JJ,y,lo difundieras sería una cosa buena,sobre todo entre los docentes y responsables educativos,a los sacerdotes,y,a los padres.Por cierto ha añadido unas respuestas que yo,también incluiría.

Seguro que José irá hecho un buen mozo a los disfraces.
28/10/09 12:56 PM
  
María Lourdes
Norberto, no sé cómo reaccionarían la directora del colegio de mi hijo y la profesora de mi hijo si les diera una copia traducida del artículo... :) Les comenté el tema ya hace un par de semanas.

A la directora le sugerí que en el calendario del colegio cambiaran un dibujo de una niña vestida de una bruja por alguna ilustración que mejor representara la identidad católica del colegio. Su respuesta fue que el año pasado se quejaron algunos de que las ilustraciones eran demasiado religiosas (¡en un colegio católico!), pero que en el futuro lo tomaría en cuenta. También hablé con la profesora de mi hijo y basta decir que no compartimos el mismo punto de vista sobre "Halloween".

Parece una decisión muy simple celebrar la fiesta en relación a los santos, pero le diré que existe una gran presión social en este país para hacer lo contrario respecto a esta fiesta.
28/10/09 1:36 PM
  
Norberto
ML

Pues que mbas docentes se consideren suspensas en autenticidad cristiana y meritissum cum laudeen correct policy;así no vamos a ninguna parte.

Yo de todas formas intentaría lo de la traducción.

Un saludo.
28/10/09 2:16 PM
  
ode
Pues me gusta la idea de que tu hijo vaya vestido de santo,será original frente a tanta bruja y esqueleto ,lo de decorar las casas con monstruos...que tétrico me parece,ah yo tambien suspendo a las dos docentes !ala!saludos.Ml.
28/10/09 3:29 PM
  
María Lourdes
Norberto, he leído tantas cosas sobre "Halloween", de un punto de vista y otro y la verdad es que ya no sé qué pensar sobre la veracidad de sus orígenes.

Pero, creo que la información que presenta Juanjo Romero es muy equilibrada y de lo mejor que he leído sobre el tema, que ya se puede imaginar me interesa mucho. Cuando encuentre algo de tiempo intentaré traducirla y se lo mandaré a Juanjo Romero para que lo publique si quiere. Gracias por la sugerencia.
28/10/09 3:42 PM
  
María Lourdes
Norberto y Odet, no dudo las buenas intenciones de ambas docentes, teniendo en cuenta lo arraigado que está en este país celebrar ese día de cierta forma que poco recuerda ya lo cristiano. Me parece una lástima que se elija resaltar "Halloween" sobre el Día de todos los santos y el Día de todos los difuntos, por ejemplo.

Mi hijo sólo estará un par de meses más en ese colegio porque nos mudamos. No sé qué opciones tendremos en el nuevo lugar, pero me temo que las prácticas recomendables que he visto han sido excepciones que confirman la regla y que probablemente hablaré sobre el tema con otros docentes en el futuro, ya que no se queda tranquila mi conciencia si no digo nada. Mi esposo y yo hemos hablado muchísimo sobre este tema, como se podrán imaginar. Un saludo.
28/10/09 4:01 PM
  
Norberto
ML

Todo intento,por cansado que sea,es poco para intentar que el Día de Todos los Santos-nuestro día recordando el post dos lugares anterior-quede tapado por una fiesta pagana y frívola,con el consentimiemto de unos creyentes.

Bueno,gracias por tu compartir,me voy a Caritas que me esperan unas cuantas horas muy intensas.
28/10/09 4:24 PM
  
fan
Yo haría lo mismo que usted, hay que luchar contra el ambiente e ir contracorriente pero al final se nota la educación recibida; bien explicado como usted lo hace no traumatiza a nadie, eso deberían tenerlo en cuenta los colegios católicos.
Yo doy la mayor parte de las clases de inglés en mi colegio (público), tenemos el vestíbulo lleno de fantasmas y telarañas pero no voy a hacer referencia al tema que viene en el libro; una posible excusa, es una costumbre americana, no británica.
La Navidad, sin embargo, está desapareciendo de los libros de inglés.
28/10/09 5:23 PM
  
Kino
Esta mal llamada fiesta está entrando en España y haciendo daño a nuestra cultura. Olvidamos lo nuestro y absorbemos lo extraño. Los profesores de inglés han tenido bastante culpa en ello, al popularizarlo entre los niños. En nuestros tiempos cuando el inglés apenas tenía extensión (era el francés la lengua extranjera dominante), nadia conocía esta nefasta fiesta. El francés, como lengua latina, no contenía tanta influjo extraño.
En mi casa tuvimos mucho tiempo una chica marroquí y observé con envidia en esto, cómo los árabes se impermeabilizan ante las costumbres yanquis.
28/10/09 7:18 PM
  
catolico comprometido
muy bien lurdes por su comentario, son de gran calidad nos sirven amucha gente para seguir a cristo
en cuanto ala fiesta de esa yo no m egusta nada , esto va llegando a todos sitios
aqui en mi zona se sierra tb ha llegado mi hija se viste yo le dijo queso no es cristiano
lo de las gamberradas me parece fatal el otro año tiraron en mi casa hasta huevos fatal fatal muy bien por su comenttario que dlb
28/10/09 9:07 PM
  
Manuel
En mi casa no se celebra Halloween, no por tener nada en contra de esa fiesta, simplemente yo nunca la he celebrado y mis hijas y mi mujer tampoco. No tengo muy claro que sea una fiesta anticristiana. Me parece que el problema no es tanto la lengua como la descristianización de una sociedad. Es decir si Halloween fuera un recordatorio de la muerte, de la resurrección, del amor de Dios, del respeto a nuestros difuntos, de la comunión de los santos, entonces no tendría ningún problema en aceptar tradiciones ajenas a mi cultura. El problema es que si eso lo fué en algún momento, ya no parece serlo. He observado que en España esa fiesta se introduce sobre todo en familias que no viven cristianamente, quizás sea la casualidad de lo que me rodea, pero así es como yo lo he visto.

Por cierto, esos días nosotros en casa tenemos celebraciones tristes y alegres, celebramos aniversario de boda (y salimos a comer los cuatro) y también visitamo cementerios: mi padre en una ciudad y los abuelos de mi mujer en el cementerio de un pueblecito. Misa de difuntos y saludar a la familia que pueda ver.

Un poco de tristeza y un poco de alegría. Todo mezclado. Sin olvidar que para un católico la muerte de un ser querido no es del todo algo triste y desesperante, estamos unidos en la comunión de los santos, ellos piden por mi, yo pido por ellos. Me siento querido por ellos aunque no estén.
28/10/09 9:18 PM
  
María Lourdes
Norberto, espero que todo fue bien en Caritas. Imaginándome cómo se esfuerza, me animo a buscar tiempo también.
29/10/09 12:44 AM
  
María Lourdes
Fan, da buen ejemplo de cómo los docentes tienen cierta responsabilidad para elegir lo que enseñan y cómo se enseña, dentro del programa de estudios. Una razón que se da de por qué se trata el tema en colegios católicos es que los libros de religión dicen que es una antigua fiesta tradicional y divertida para los niños y se menciona que el Día de todos los santos es el día siguiente. Pero, una cosa es mencionar y otra cosa reenforzar.

La mayor parte de los libros de texto en los EE.UU. son producidos por grandes compañías que incluyen todo lo que pueden para vender más libros que se pueden adaptar a diferentes programas. Finalmente, la responsabilidad recae en los que dan catequesis y tienen cierta libertad dentro de lo que se aprueba por la diócesis de resaltar ciertos temas más que otros.

La primera vez que oí sobre "Halloween" fue en España, en el Instituto Británico al que iba. Enseñaban canciones de Halloween y decían que era una tradición en Gran Bretaña y en Irlanda, pero siempre nos sonaba raro a los alumnos. Nos parecía muy divertida la escena de E.T. en el que se veía a los niños disfrazados por las calles. Me alegro mucho de que usted esté eligiendo responsablemente lo mejor para sus alumnos.

29/10/09 12:59 AM
  
María Lourdes
Kino, como le comenté a Fan, aprendí sobre "Halloween" en un Instituto Británico en España, pero creo que toda cultura tiene cosas de las que se puede aprender y también aspectos que son mejor como curiosidad que como cosa a imitar. En eso cada uno tiene que hacer su parte para elegir lo mejor y no sólo aceptar todo lo que sea tradición porque lo sea.

Hay muchas cosas de la cultura china que no he asimilado ni pienso transmitir a mis hijos, pero otras que sí les enseño. Quizás será porque habiendo tantas tradiciones en mi familia (mi esposo no es chino) podemos elegir entre más tradiciones y nos damos mayor cuenta de que es nuestra responsabilidad elegir bien para nuestros hijos, que no tenemos por qué aceptar todo lo que se nos diga así por así. Hablo en este caso de costumbres humanas y no de la ley divina, que aceptamos según nos lo interprete el Magisterio de la Iglesia Católica. Un saludo, y me alegro de leerle de nuevo.
29/10/09 1:14 AM
  
María Lourdes
Católico comprometido, recién venidos a los EE.UU., mis padres no nos dejaron a mis hermanos y a mí participar en ir de casa a casa disfrazados. Por su cultura china, les parecía poco apropiado que sus hijos fueran "mendigando" de casa a casa cuando ellos nos podían comprar caramelos si queríamos. :) A mis hermanos y a mí no nos gustó esa decisión en ese momento cuando éramos adolescentes. Años después, viendo que todos lo hacían como parte de la cultura americana, dejaron a mis hermanos hacerlo.

A mí no me gustan nada las prácticas que menciono en el post que no recomiendo. Para mí como madre, el final de octubre son días muy intensos porque estoy particularmente vigilante para explicar lo que vean, oigan y preguntan mis hijos y para limitar en lo posible a que estén expuestos a malas influencias.

Me parece una lástima que se esté extendiendo tanto y que haya sufrido gamberradas. En algunos lugares de los EE.UU. hay tanto vandalismo la noche de gamberradas que mantienen bastantes ocupados a la policía local. ¿Cómo puede ser eso algo a imitar? Pero, comprendo que es más fácil aprender las malas costumbres que desaprenderlas. Me alegra verle pasar por aquí de nuevo. Un saludo.
29/10/09 1:28 AM
  
María Lourdes
Manuel, ¡feliz aniversario de boda! Comprendo perfectamente lo de mezcla de alegría y de tristeza - mi hija nació justamente en el XV aniversario del fallecimiento de mi madre. Visitamos a mi madre en un cementerio con mi padre y al abuelo de mi esposo con la abuela de mi esposo. Son días intensos, pero más llevaderos por estar llenos también de esperanza cristiana, como comenta.

No tengo muy claro tampoco los orígenes, pero no es la fiesta en sí lo que me preocupa, sino la mala influencia de las prácticas que veo en la sociedad americana, la mezcla entre lo pagano y lo cristiano tal y como se hace hoy en día. Es mi deber separar lo bueno de lo malo para mis hijos, pero es muy difícil hacerlo en estas fechas. Este es el primer año que mi hijo se disfraza porque acaba de empezar a ir a la escuela (aunque sea sólo unas pocas horas tres días a la semana). Pero, lo bueno es que mi esposo y yo estamos de acuerdo en lo que pensamos hacer.

Un saludo a su esposa también. Que el Señor siga bendiciendo su matrimonio, especialmente el día de su aniversario.
29/10/09 1:46 AM
  
JCA
A ver, esta vez sí hay respuestas, que son fáciles las preguntas:

1) Tal como se dan actualmente en EEUU, no me convencen nada. Son altamente supersticiosas y muy alejadas del catolicismo, aunque reconozco que pueden ser divertidas y por eso tienen cierto «gancho». Claro que lo mismo pasa con la Navidad del gordo de Papá Noel.

2) No tengo hijos (soy soltero) pero sí sobrinos a los que quiero mucho y consiento de vez en cuando —soy el tío gruñón—, y, además, dos de ellos nacidos en EEUU. A esos dos les tira un poco la fiesta a la estadounidense por cuestión de nacimiento (la tierra de nacimiento siempre marca un poco, aunque sea como distinción exótica, como mi bisabuela, nacida en cuba pocos años antes de la independencia por estar destinado unos años mi tatarabuelo allá, que, aunque catalana, siempre presumió de cubana). Como la fiesta de Todos los Santos está muy relacionada con la del día siguiente, la de difuntos, creo que se debería también hablar a los niños, si sobre todo alguno tiene la vena morbosa de preguntar sobre muertos y fantasmas (que siempre lo hay), de las Benditas Almas del Purgatorio y de la Iglesia purgante (aquí se puede dar una nota de color sobre las apariciones de almas en pena y hacerles ver que son manifestaciones permitidas para que intercedamos por ellos en su necesidad). Son los grandes olvidados actualmente —mucho me temo que engrosaré sus filas cuando me toque rendir cuentas a Dios— y desde aquí reivindico la devoción por ellos, que son los grandes necesitados de nuestras oraciones, y qué mejor para ellos que la oración de un niño. Actualmente se acuerdan de ellos las viejecitas rezonas de las parroquias que ganan indulgencias para ellos.

3) Se suele ir a los cementerios a dejar flores, arreglar las tumbas o nichos y ofrecer la misa por ellos.
29/10/09 2:36 AM
  
JCA
Ah! Se me olvidaba: la indulgencia plenaria es más fácil ganarla para otro que para uno mismo, por el detalle del aborrecimiento de todo desorden. Esto último no se aplica si se gana para otro.
29/10/09 2:47 AM
  
Arantza
Interesante la idea de que es a través de los profesores de Inglés sobre todo como se ha introducido esta fiesta (y las películas americanas añadiría).

Bueno, mi marido es profesor de inglés y británico, y tiene que soportar los materiales pésimos de Inglés que producen las editoriales -para el mercado español-, además de en colegio católico ver cómo se contratan profesores solamente por ser angloparlantes que no comparten ni aprecian, ni saben respetar, nuestros valores, cultura y fé. Nos dejamos alegremente meter elementos extraños de nuestra cultura que contradicen lo más valioso que tenemos. La culpa es nuestra. De los padres, de los profesores y la comunidad educativa, porque nos falta confianza en defender lo bueno que tenemos.

Muy interesante el artículo, pero en un colegio católico está de mas el Halloween. Además no hay que olvidar el aumento de prácticas de espiritismo y ocultismo que esto conlleva, y eso ya son palabras mayores.
29/10/09 3:12 PM
  
Ana
María Lourdes.¿otra mudanza?. dicen que la tercera equivale a un incendio. Es bochornoso que un colegio católico quiera no pasar por demasiado religioso.Lo que pasa es que esta fiesta es eminentemente religiosa por un lado las benditals almas del purgatorio y por otra nuestros antecesores en la fe, nuestros seres querdios que gozan de dios sin estar canonizados, los santos anónimos y un obispo ha dicho que eson dias para tratar con ellos.Es pena que un colegio católico no de ese mensaje.Para los paganos son fiestas de terror por los malos espíritus, nuestra fiesta es de paz y esperanza y en España de buñuelos, huesos de santo. hoy un sacerdote ha dicho que era una pena que abuelitas católicas cosieran disfraces de espíritus malos a los niños.Además una fiesta que no es nuestra.nosotros en Navidades cuando vienen niños del barrio a cantar se les da chucherias pero en Hallowing cuando aparecen con lo del truco o trato les decimos que vuelavan en navidades
29/10/09 6:39 PM
  
Gustavo
Me parece que se estan haciendo demasiado drama por lo que, finalmente, es un divertimento. La gran mayoria de la gente que participa en esta fiesta no cree realmente en demonios ni fantasmas ni las otras tonterias que se usan ludicamente para adornar la fiesta.
Buena la idea de disfraz de santo, bombero, maestrode escuela, medico, astronauta... ageguemos variedad ensalzando verdad, belleza y amor a esta divertida fiesta.
REcordemos siempre que Jesus nos dio muchas de sus enseñanzas mas hermosas en plenas fiestas.
Muchas Gracias
29/10/09 7:45 PM
  
JCA
Gustavo:

Esa fiesta ya existe y se llama Carnaval.
29/10/09 8:04 PM
  
Laurel
Un tema muy interesante, las celebraciones cristianas y las paganas o laicas. Quería aprovechar para hacerle una sugerencia, Mª Lourdes: en uno de sus comentarios anteriores nos habla de tradiciones chinas. ¿Podría contarnos algo en algún artículo acerca de algunas? Es una cultura muy diferente a la nuestra, y podría resultar muy educativo.
Muchas gracias
29/10/09 8:10 PM
  
Laurel
Ánimo con la mudanza. A ver si pasa todo pronto. Rezaré para que se les haga llevadero y encuentren buen colegio para los niños
29/10/09 8:12 PM
  
María Lourdes
Disculpas a todos por no contestar hasta ahora. He tenido bastante dificultad conectándome al Internet y agradezco la paciencia de todos.
30/10/09 4:38 PM
  
María Lourdes
JCA, le agradezco que recordó que podemos ganar indulgencias por las almas en el purgatorio. Soy una de "las viejecitas rezonas de las parroquias que ganan indulgencias para ellos", o al menos procuro hacerlo. :)

Mi hijo es de los que preguntan sobre los muertos y los fantasmas por curiosidad, supongo que todos los niños en algún momento se preguntan sobre eso, aunque leí en algún sitio que hasta que no tienen seis o siete años no entienden del todo la muerte y les sorprende cuando los personajes se mueren en los dibujos animados, por ejemplo, que no aparezcan de nuevo.

Los niños de la edad de mi hijo preguntan sobre todo y a mi hijo le encanta preguntarme sobre lo que significan las palabras en las oraciones como "siempre", "muerte", "gracia", etc. Un saludo.

30/10/09 4:53 PM
  
María Lourdes
Arantza, se puede imaginar lo poco que me gustó ver a una compañera de clase de mi hijo vestida de bruja en una escuela católica. El problem es que no es todo tan inocente hoy en día, como comenta. Los niños están expuestos a supersticiones y prácticas paganas y hasta satánicas desde muy jóvenes y la cultura actual es muy diferente en que hay bastantes jóvenes que se toman cosas así muy en serio y no de broma. A los once años hay quienes ya saben explicar lo que es un pentagrama según cultos satánicos (lo digo por experiencia enseñando en escuelas públicas en los EE.UU.) y no quiero que mi hijo esté expuesto a eso en la escuela católica.

También estoy de acuerdo en que se debería de tener más cuidado en la selección de profesores y me parece una lástima que los motivos económicos y prácticos de mantener la escuela abierta influyan tanto. Un saludo, y gracias por dejar su comentario cuando sé lo ocupada que debe estar educando a sus propios hijos.
30/10/09 5:20 PM
  
María Lourdes
Ana, me encanta esa respuesta de que vuelvan en Navidad. :) A mi esposo también le hizo gracia cuando se lo comenté.

En la escuela católica de mi hijo les enseñan las oraciones y bendicen la mesa antes de comer su merienda (sólo está allí unas pocas horas por la mañana) y les cuentan sobre al menos dos santos cada mes. Desde que tienen 6 años, más o menos, en primer grado, van a misa todos los viernes.

Eso dicho, me desilusionó mucho que como comenta, no se resaltaran más las fiestas tan importantes del Día de todos los santos y de todos los difuntos. No me gustó la pequeña celebración que tuvieron ayer en la clase de mi hijo, pero noté que la maestra se esforzaba en explicar a los padres lo que podría tener que ver con Dios (que nos dió la imaginación, por ejemplo). Después de la pequeña presentación, se me acercó la profesora para decirme que en noviembre se trataría el tema del agradecimiento a Dios y me dió una copia de las oraciones que les han estado enseñando.

Mi familia se muda a otro estado a comienzos de enero a algún lugar alquilado y nos mudaremos de nuevo cuando compremos casa el verano u otoño del 2010. Dios mediante, estaremos allí mucho tiempo y no nos tendremos que mudar de nuevo. Un saludo.


30/10/09 5:35 PM
  
María Lourdes
Gustavo, no es la fiesta en sí lo que me preocupa, sino lo que se resalta y lo que no se resalta (el Día de todos los santos y el día de todos los difuntos). Parte del problema es que no se crea en los demonios (que sí les enseño a mis hijos que existe) o que se les glorifique, quitando atención a los santos que nos muestran la luz de Dios.

Los evangelios no nos dicen que el Señor celebrara fiestas paganas de los romanos, por ejemplo. Las fiestas judías señalaban hacia el misterio de la Redención por Jesucristo. Las prácticas paganas y las menciones de vampiros, monstruos, momias, etc. quitan de la belleza de las fiestas litúrgicas. No son indiferentes.

Si mi hijo se disfraza de personas de diversas profesiones, lo hará consciente del santo a quien representa y podrá decir algo sobre ese santo a quien se lo pregunte. Aprovecho para enseñarle sobre la fe hasta en estas fiestas, pero como madre tengo la responsabilidad de educarle distinguiendo el bien del mal y de encaminarle hacia lo más santo. Le agradezco que compartió su opinión. Un saludo.
30/10/09 5:52 PM
  
María Lourdes
Laurel, aprecio mucho la sugerencia y la pondré en práctica. Muchas gracias también por sus oraciones. Un saludo.
30/10/09 5:53 PM
  
Manuel
Ayer comentaba que no celebraba el Halloween y hoy tengo que contradecirme. Unas vecinas han venido a pedir a mis hijas (11 y 12 años) que las acompañen para ir disfrazadas "de miedo" y la verdad es que no he puesto ningún inconveniente en dejarlas. Darán un paseo por el barrio (un barrio tranquilo). Una irá de "calabaza muerta o caducada" y otra irá de bruja.
Por primera vez, además, un grupo de niñas de la misma edad han pasado por las casas pidiendo truco o trato (no lo había visto nunca), vestidas de brujas y las hemos dado caramelos.
Si no comentara esto pensaría que estoy dando una imagen falsa de mi.
Soy consciente de que este tipo de actuaciones pueden frivolizar aspectos negativos que habéis señalado, satanismo, paganismo, etc... Pero también es cierto que puede verse simplemente como una fiesta de disfraces sin más, simplemente un divertimento.
Esto no impedirá celebrar el día de todos los santos, el de los fieles difuntos, la visita al cementerio, rezar por ellos, acordarnos en familia, etc...
En fin, así son las cosas.
30/10/09 9:01 PM
  
Manuel
Ahora me entero que han tirado huevos al portal. Es evidente que nos estamos volviendo locos.
30/10/09 10:03 PM
  
María Lourdes
Manuel, aprecio mucho su sinceridad respecto al tema. A mi casa pocos niños pasaban pidiendo caramelos porque enfrente de nuestra casa había muchas con las luces encendidas y con personas disfrazadas esperando a la entrada. No se molestaban en cruzar la calle porque los vecinos (judíos) no dejaban las luces encendidas.

No me parece bien que se esté usando el limitado tiempo escolar para dedicar a una fiesta de disfraces con brujas, etc. porque sabiendo cuántos días y horas escolares hay al año, no creo que interese estar animando tales cosas con un gran porcentaje de tiempo en un colegio católico, lo cual quita de tiempo en el que se podría explicar y animar las buenas prácticas que menciona. Siendo tan pequeños los niños, ¿cuántos se llevarán un mensaje inadecuado de todo eso? ¿Cuánto tiempo tendrán que dedicar en la escuela a que los niños desaprendan lo que es mejor que no hubieran aprendido en primer lugar?

Como madre veo las cosas diferente que como niña o adolescente, cuando no comprendía o no me había pensado bien muchas cosas. Muchas hubiera sido mejor que no las hubiera hecho y que hubiera dedicado mi tiempo a cosas mejores, también divertidas, pero mejores.

Es una lástima que estén tirando huevos en su vecindario. En los EE.UU. en muchas ciudades es ilegal para los niños menores de 18 años estar en las calles estas noches después de las 20h, excepto si un padre lleva al niño a alguna parte, por ejemplo, para limitar las gamberradas. La policía se hace más presente para que se cumpla esa ley. Un saludo.
31/10/09 5:12 AM
  
Arancha
ML, estoy encantada de volver a participar en tu blog después de varios meses, me fue imposible hacerlo antes. Además esta vez el tema es muy interesante y me he reído sola con algunos comentarios con los que me he identificado, y en general comprendo a todos.
En mi casa la fiesta de Halloween no se celebra. Y no se celebra porque mi marido y yo así lo decidimos, fíjate qué simple. Es tan fácil como decir un NO sin condiciones, sin más, sin comernos el coco, sin pensarlo demasiado.
A veces observo como a la gente le cuesta tanto ir en contra de las costumbres sociales, como si te miraran mal, como si fueras una especie de bicho raro. En España nunca se celebró esta fiesta hasta hace unos años, en que se importó de EEUU aunque es cierto que en las academias de inglés también la celebran con mucho entusiasmo. Pero lo que para muchos es una fiesta extranjera donde uno se disfraza para pasar un buen rato, en realidad es un culto a la muerte y eso ningún católico debía permitirlo. Cada uno es responsable de lo que hace y de lo que se celebra en su casa, y en la mía tenemos muy claro que esta es una solemne tontería a la que no damos mayor importancia.
Además nuestros hijos mayores van a un colegio católico donde no se celebra en absoluto, la indiferencia es total, y eso facilita que en casa nuestro criterio se imponga sin problemas.
Por otro lado en las grandes ciudades los niños no van por las casas pidiendo caramelos, más bien cada uno va a fiestas privadas.
En definitiva, en casa recordamos a nuestros seres queridos, sabemos que nos protegen desde el cielo y rezamos por su eterno descanso. Y también rezo particularmente a todos los santos anónimos que gozan de la vida eterna, todos esos valientes en la fe que se ganaron un camino directo hasta el cielo aunque sus nombres no sean conocidos. Y les pido que me ayuden con su fuerza a superar los momentos difíciles, a distinquir el bien del mal, y a vencer el mal que a veces entra en nuestras casas a través de una inocente fiesta de disfraces.

Por cierto, muchas gracias por preguntar por mi hijo Pablo tras mi última intervención. Cumple ya cuatro meses, y está precioso.
01/11/09 12:05 AM
  
Foix
Por aquí, por la vieja Castilla rural, el impacto de Halloween es limitado, impacto que crece según te acercas a las grandes ciudades. En el fondo Halloween demuestra que las gentes están ávidas por acercarse a lo misterioso, a lo desconocido, a lo que escapa de lo rutinario y cotidiano. Ese deseo por aproximarse a lo que no está a nuestra mano, a nuestro alcance, también a lo desconocido, a lo "completamente Otro" puede canalizarse hacia una correcta reflexión sobre la muerte, lo transcendente y Dios o puede reducirse, como sucede más normalmente, a supersticción, magia y entera estupidez. Pero Halloween nos revela un dato significativo: la gente está buscando, está necesitada de "algo más". Apuntémoslo.
01/11/09 2:01 PM
  
Arancha
Foix, estoy totalmente de acuerdo contigo: esta fiesta demuestra entre otras cosas el interés de la gente hacia lo desconocido, interés que por cierto comparto, pero hay que canalizar ese interés a través de opciones más serias. Por eso también demuestra la facilidad con que la sociedad acepta todo tipo de diversiones, cuanto más frívolas mejor, quedándose en lo superficial. Estemos abiertos a todo tipo de temas pero con responsabilidad hacia lo que hacemos, y celebremos estos días con esperanza hacia lo que nos espera cuando dejemos esta etapa terrenal de nuestra vida.
01/11/09 2:32 PM
  
María Lourdes
Arancha, ayer mi esposo y yo nos pasamos el día diciendo "No" a muchas cosas: "No, nuestros hijos no se van a disfrazar hoy"; "No, no van a ir a ver un desfile de Halloween con sus primos"; "No, no queremos juguetitos con vampiros y monstruos para ellos"; "No, no van a ir de casa en casa hoy"... estamos de acuerdo con lo de "solemne tontería" :) Fue fácil para nosotros decir "No" este día sin decirlo directamente a nuestros hijos porque hicimos planes para otras actividades divertidas para ellos (fuimos a la playa, donde jugaron con la arena, y a la casa de mi padre). Más difícil será cuando sean mayores.

En los EE.UU. prácticamente todos los colegios católicos lo celebran. En la Misa de ayer el sacerdote mencionó que cuando era párroco en otro estado intentó cambiar las cosas en la escuela parroquial organizando una fiesta de santos con niños disfrazados de santos y dijo que no lo pudo llevar a cabo porque muchísimos padres protestaron.

Mi esposo me ha comentado que los disfraces que ve hoy en día son muy diferentes de los que había cuando él era pequeño, que muchísimos se visten de personajes de terror que verdaderamente asustan, con disfraces muy sofisticados y tan realísticos y violentos que en muchas escuelas han tenido que establecer reglas para los disfraces (no llevar máscaras, armas, palos, etc.). Un saludo, y me alegro muchísimo por la salud de Pablo, que cumple 4 meses mañana.
01/11/09 3:22 PM
  
María Lourdes
Foix, justamente el post que estoy preparando tiene que ver con esa búsqueda de algo diferente: la santidad. Un saludo.
01/11/09 3:23 PM
  
Ana
Aquí en España , en nuestra parroquia y en algunas de la zona, quitaban la catequesis porque no iban los niños ya que estaban con lo del truco y trato y en mi barrio se vendían los cartones de huevos y los tiraban a los autobuses, los coches y colegios católicos. La fiesta del Bien la belleza, las maravillas que Dios actua en nosotros se sustituye por la fiesta de lo feo, de la muerte, malos espíritus, esqueletos etc. fiesta tétrica y tenebrosa.. Y los buñuelos y el chocolate a la taza de nuestra abuelas mucho mejor. En fin: estamos siempre criticando a los americanos pero nos encanta imitarlos y ahora nos da por esto
01/11/09 8:43 PM
  
María Lourdes
Ana, me parece una verdadera lástima que se imite de lo peor en vez de lo mejor, pero no me sorprende cuando las malas costumbres son tan fáciles de aprender y tan difíciles de corregir. Este es un comentario del "Directorio sobre piedad popular y la liturgia, 2002" de la Congregación del Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos sobre la celebración de fiestas de santos en general:
“Desde un punto de vista antropológico hay que notar que no raras veces sucede que individuos o grupos, creyendo que "hacen fiesta", en realidad, por los comportamientos que adoptan se alejan de su auténtico significado. La fiesta, ante todo, es la participación del hombre en el dominio de Dios sobre la creación y sobre su activo "reposo", no ocio estéril; es manifestación de una alegría sencilla y comunicativa, no sed desmesurada de placer egoísta; es expresión de verdadera libertad, no búsqueda de formas de diversión ambiguas, que dan lugar a nuevas y sutiles formas de esclavitud. Se puede afirmar con seguridad: la trasgresión de la norma ética no solo contradice la ley del Señor, sino que daña la base antropológica de la fiesta.” (233)
Muchas gracias por compartir su experiencia.
02/11/09 2:48 AM
  
Gustavo
JCA, muy sagaz tu comentario, :)
Maria Lourdes, como no creo en la existencia de demonios ni aparecidos ni vampiros ni momias, solo veo en esa fiesta un animo de divertimento. En cuanto a la asistencia de Jesus a las fiestas, no me parece que hubiese la solemnidad a la que refieres. Habia vino, comida y alegria, como toda buena fiesta. Y como siempre sucede donde hay alegria, hubo quienes acusaron a Jesus de comilon y borrachin por participar de ellas (Lucas 7, 34).
04/11/09 12:42 AM
  
María Lourdes
Gustavo, sin duda las fiestas son necesarias en la vida humana, pero siempre que la fiesta sea "buena", como dice. Las fiestas religiosas deberían conservar ciertos aspectos de su identidad como tales. Esto precede la cita que dejé para Ana en el anterior comentario:
"232. El "día del Santo" tiene un gran valor antropológico: es día de fiesta. Y la fiesta, como es sabido, responde a una necesidad vital del hombre, hunde sus raíces en la aspiración a la trascendencia. A través de las manifestaciones de alegría y de júbilo, la fiesta es una afirmación del valor de la vida y de la creación. En cuanto interrumpe la monotonía de lo cotidiano, de las formas convencionales, del sometimiento a la necesidad de ganancia, la fiesta es expresión de libertad integral, de tensión hacia la felicidad plena, de exaltación de la pura gratuidad. En cuanto testimonio cultural, destaca el genio peculiar de un pueblo, sus valores característicos, las expresiones más auténticas de su folclore. En cuanto momento de socialización, la fiesta es una ocasión de acrecentar las relaciones familiares y de abrirse a nuevas relaciones comunitarias.

"233. Sin embargo, no son pocos los elementos que amenazan la autenticidad de la "fiesta del Santo" tanto desde el punto de vista religioso como antropológico.

"Desde el punto de vista religioso, la "fiesta del Santo" o "fiesta patronal" de una parroquia, donde se ha vaciado del contenido específicamente cristiano que tenía en su origen - el honor dado a Cristo en uno de sus miembros - se convierte en una manifestación meramente social o folclórica y, en el mejor de los casos, en una ocasión propicia de encuentro y diálogo entre los miembros de una misma comunidad."
Un saludo y gracias por pasar por aquí de nuevo.
04/11/09 1:25 PM

Dejar un comentario



No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.