La verdad sobre la "entrevista" Scalfari-Papa

Desde el principio fue una bomba periodística. El 1 de octubre el diario italiano “La Repubblica", liberal y siempre muy crítico al reportar temas católicos, publicó en primera plana una “entrevista” de su fundador, Eugenio Scalfari, con el Papa Francisco. El texto cayó como un balde de agua fría en el mundo católico especialmente por algunos pasajes atribuidos directamente al pontífice y citados entre comillas. Por semanas aquel texto provocó encendidos debates en la Curia Romana y muchos interrogantes respecto a cuán confiable era. A casi dos meses de su publicación Scalfari finalmente contó su verdad y reconoció que varias frases atribuidas por él a Bergoglio, el pontífice jamás las pronunció.

sclfr09_eugenio-scalfari“El Papa: así cambiaré la Iglesia” fue el título de ocho columnas del periódico aquel martes. Aunque el artículo fue presentada como “coloquio” y nunca como una entrevista, la redacción del mismo cumplió con todos los requisitos de este último género periodístico. Construido con preguntas y respuestas, con muchos entrecomillados, su contenido causó inmediato desconcierto y dio batería pesada a los detractores del obispo de Roma.

Algunas frases despertaron preocupación, puertas adentro del Vaticano. Citas sobre conceptos del líder católico respecto de la conciencia de los ateos, el bien, el mal y el eurocentrismo de la Curia Romana (que era calificada como la “lepra” del papado). La dureza de algunas oraciones hizo a más de uno dudar respecto de la veracidad de las mismas. Al menos en los términos en los que eran referidos por el periodísta.

Ayudó a quitar credibilidad al relato de Scalfari un pasaje en el cual Francisco refiere que vivió una gran angustia y un breve momento “místico” antes de aceptar el papado. Pero la reconstrucción no coincide con la realidad, por todos conocida, del 13 de marzo. En pocas palabras: el artículo no cuadraba.

Esto llevó a los vaticanistas a indagar respecto de la modalidad del encuentro entre el Papa y el fundador de “La Repubblica". ¿Había sido grabada? ¿Las preguntas habían sido pautadas? ¿Fue leída y, en su caso, corregida por el entrevistado antes de su publicación?

Los detalles los conocían muy pocas personas. Ni siquiera el portavoz de la Santa Sede, Federico Lombardi, estaba al corriente de los mismos, tanto que en un primer momento consideró que el coloquio había sido grabado. Pero no fue así. Aunque desde el principio el jesuita abrió el paraguas al asegurar claramente que el valor de ese texto no era el mismo, por ejemplo, que aquel de la entrevista a la “Civitltà cattolica".

Tanta confusión y duda causaron aquellas palabras (sin hablar de la molestia de quienes trabajan en la Curia al sentirse llamar “lepra") que hace unos días el escrito fue quitado de la página web oficial del Vaticano.

Tras semanas de gran polvareda, finalmente Scalfari pudo aclarar el panorama. Lo hizo este jueves 21 durante un encuentro informal en la sede de la Asociación de la Prensa Extranjera de Roma con unos 15 corresponsales internacionales, entre los cuales se encontraba el autor de estas líneas.

El periodista aclaró que lo suyo fue la “reconstrucción de un coloquio” y no una entrevista propiamente dicha. Y sin la menor rémora confirmó que a su encuentro con el Papa acudió sin nada: ni grabadora, ni pluma y, mucho menos, un bloc de notas. Por lo tanto nunca registró la conversación, ni siquiera tomó apuntes y las frases reportadas fueron producto de su memoria. Incluidos los entrecomillados. La memoria de un anciano de casi 90 años. Se justificó sosteniendo que escribe desde hace 49 y siempre actuó de la misma manera, incluso en coloquios con personajes como Francois Mitterrand, ex presidente francés. “Intento captar a la persona entrevistada y después escribo las respuestas con palabras mías", explicó.

En realidad aquello sonó más a la confesión de un “modus operandi". En este espacio ya hemos escrito, más de una vez, que “La Repubblica” se caracteriza por un tipo de periodismo que infla las noticias hasta distorcionarlas completamente. Así quedó de manifiesto durante la cobertura al escándalo “vatileaks". Por eso su nivel de credibilidad baja considerablemente. Ahora se entiende por qué. Si el fundador del periódico actúa así, cómo será el resto.

Pero Scalfari fue más allá y agregó capítulos a su confesión. Reconoció que puso en la boca de Francisco cosas que él nunca dijo, aunque no indicó cuáles. Pero advirtió que se lo hizo saber y hasta obtuvo un “doble ok” para su publicación de parte del secretario del Papa, Alfred Xuereb.

“Yo fui, tuvimos una larga conversación, no tomé ningún apunte. Duró una hora y 20 el encuentro. Al final le dije: Santidad ¿usted me permite dar noticia pública de que hemos tenido esta reunión? Ciertamente, me respondió. ¿Me permite relatar del contenido del coloquio entre nosotros dos? Claro, cuéntelo. Como usted comprende, le mando la copia. Me parece tiempo perdido, añadió. Le dije que no era tiempo perdido, porque yo reconstruyo lo que nos dijimos pero puede ser que a usted no le guste, en ese caso usted rompe todo y como si no haya sido escrito. O mejor, hace todas las correcciones. Pongo este texto en sus manos. Dijo: está bien si usted insiste mándemelo pero repito, perdemos tiempo. Yo confío en usted”, contó Scalfari.

Agregó que una vez escrito todo el relato, se lo envió al Vaticano con una carta de acompañamiento en la cual le especificó que la suya había sido una “reconstrucción” en la cual había incluido algunos elementos ajenos, para indicar a los lectores qué personaje es el pontífice.

Esa carta de anexa traía una advertencia: “Tenga en cuenta que algunas cosas que usted me dijo yo no las reporté y algunas cosas que yo le hago decir a usted entre comillas, usted no las dijo, pero yo las puse porque considero que haciéndole decir ciertas cosas, el lector entendiese mejor usted quién es. Por eso, lea bien esta reconstrucción”.

Continuó: “Después de tres días me llamó don Alfred (Xuereb), que me comunicó el ok a la publicación. Pero yo le pregunté, ¿leyó esta carta? Esto no me lo dijo, me respondió. Por favor pregunte al Papa si leyó el relato. Pero esa mañana el Papa estaba fuera, entonces quedó de llamarme más tarde. Me devolvió la llamada después de las 2 y su frase fue: el Papa dijo ok. Yo le repliqué si había confirmado la lectura, pero don Alfred me dijo que el Papa insistió: ya te dije en la mañana que ok, díselo de vuelta”.

¿Conclusión? El fundador de “Repubblica” nunca supo si el pontífice había leído su “entrevista creativa". Pero igual siguió adelante y la publicó.

Sobre algunos de los otros pasajes más controvertidos, que se atribuyen al pontífice en su “coloquio", hubo dos precisiones. Se le preguntó respecto de la frase de Francisco: “Cada uno de nosotros tiene una visión del bien y también del mal. Nosotros debemos incitarlo a proceder hacia aquello que él piensa sea el bien". Pocas palabras, explosivas. La respuesta de Scalfari fue simplemente: “Eso fue lo que él dijo”. Se mostraba seguro, también sobre aquello de “la lepra del papado".

La cereza del pastel fue la confesión de que, pese a la perplejidad abiertamente manifestada del secretario Xuereb respecto de un paso concreto de su escrito, a él no pareció importarle, hizo caso omiso al señalamiento y lo difundió sin más. Aunque el principal colaborador de Bergoglio le dijo que estaba mal.

Se trata del bendito “momento místico". Según el artículo original cuando el Papa fue elegido, “antes de aceptar pedí poderme retirar por algunos minutos en la habitación junto a la del balcón sobre la Plaza". Pero todos saben que el elegido debe aceptar inmediatamente y que no existe tal cuarto junto al balcón.

“Cuando me dieron el ok a la publicación, don Alfred me dijo: sobre un punto solamente el Papa no recuerda habérselo dicho en esos términos, se trata del momento místico", indicó el anciano periodista. Y agregó: “A mí me dijo que en el momento en el cual se había retirado le había venido una angustia porque estaba incierto entre aceptar o no, cerró los ojos y se dijo que debía dejar pasar la angustia. Quiso no pensar en nada, pero fue invadido por una luz que lo cegó unos instantes y luego desapareció. Puede ser que yo recuerde mal. Me dijo que eso había ocurrido ahí, de hecho el Papa no salió inmediatamente, se retiró en una habitación antes de asomarse, eso es seguro”.

Eh, sí. Quizás recordó mal. Es difícil grabarse en la memoria 80 minutos de conversación sobre los más variados temas. Tal vez imposible, incluso para los expertos en pnemotecnia. Para eso se usan las grabadoras, los apuntes y todas esas herramientas periodístico-tecnológicas.

Para quienes las ideas, los conceptos y las palabras del Papa son importantes, las comillas son fundamentales. No piensa lo mismo Scalfari. Al menos según una de sus frases más elocuentes. Esta sí, citada a la letra: “Estoy dispuestísimo a pensar que algunas de las cosas escritas por mí y a él atribuidas, el Papa no las comparta. Pero creo también que considere que, dichas por un no creyente, sean importantes para él y para la acción que desarrolla". Con tantos saludos al periodismo de verdad.

33 comentarios

  
Eduardo Mantilla
No se sabe que fue peor, si la entrevista ficticia o el manejo que se le dio dentro y por fuera del vaticano.

Algo mal planeado, mal ejecutado, mal publicado y mal manejado. El Papa Francisco por hacerle un favor a Scalfari y darle un voto de confianza, le salió mal la movida. Así paga el diablo al que bien le sirve.

Esperemos que el Papa, la Curia, el Secretario Xuareb y la Oficina de Prensa, aprendan la lección y no sean tan ingenuos, pues deben aprender que cuando hablan con un periodista no lo están haciendo con una carmelita descalza.
22/11/13 11:20 PM
  
Hermenegildo
El que juega con fuego se acaba quemando...
22/11/13 11:37 PM
  
luis
Qué incompetencia, desde el vértice hasta la base. Un poco más de profesionalismo, que se juega la fe del pueblo.
23/11/13 12:02 AM
  
antonio
Pues tardaron demasiado en aclarar la situación, casi un mes y mientras tanto millones de almas desorientadas, esto no se vale.... estamos hablando de Doctrina
"Pedro me amas...apacienta mis ovejas", pues se quería lío y bien que se ha armado.
Hacer una entrevista y no grabarla se me hace de una ingenuidad poco creíble (Por parte de nuestro Papa y de su equipo).
Sería bueno que se subrayara que avala el Papa de la entrevista y que no.
A rezar mucho por todos y en especial por nuestro Papa y que el señor le haga entender que es Papa y no obispo de Buenos Aires.
Saludos.
23/11/13 1:38 AM
  
Esteban
El Papa nunca desmintió, ni negó lo dicho en la entrevista, pudiendo hacerlo, lo que siguió varias semans después, se hizo para calmar a las conciencias integristas que todavía predominan en el Vaticano y tienen influencia en muchos episcopados, eso es evidente.
23/11/13 2:48 AM
  
fran
pues yo ya estaba listo para darle la razon a los lefebrianos y volverme sedevantista cuando vi esa entrevista y ver la cantidad de elogios por parte de columnistas ultraliberales y otros marxistas que estaba recibiendo el Papa. Me alegro mucho esa rectificacion por parte de la Iglesia, las voces que quieren que el Papa Francisco ponga de rodillas a la Iglesia frente al "progresismo", teologia de la liberacion, ideologia de genero y otras barrabasadas que son invento de los ultimos 50 años terminaran por quedarse calladas.
23/11/13 3:07 AM
  
Paulie
Como decimos por acá: la culpa no es del chancho, sino del que le rasca el lomo...
23/11/13 3:29 AM
  
Maricruz
Mi experiencia con argentinos de Buenos Aires, principalmente, es que siempre ejercían algún tipo de presión para llevarme a límites en los que debía cuestionarme mi posición respecto a determinadas cuestiones. El resultado siempre era el desconcierto.
Cuando supe que habían elegido al cardenal Bergoglio sonreí no sin cierto recelo ya que anticipé que -probablemente- procedería como los argentinos que he conocido. Creo que no me equivoqué.
Dudas no tengo sobre el papa en cuando a su solidez doctrinal lo que me queda claro es que como argentino de Buenos Aires tendrá que suceder una de dos cosas o ambas:
a. que nos habituemos al nuevo papa
b. que el nuevo papa (y su secretario) cambie en ese aspecto
En términos generales me parece que es lo más natural que un obispo cualquiera que llegara a papa aprenda a serlo. Nadie nace ni se forma para ser papa. Hemos de confiar en que el Señor elige y da la gracia.
Que nada de esto nos robe la paz. No tiene sentido.

23/11/13 10:05 AM
  
Menka
Lo peor de todo esto es que no pocos católicos pusieron la mano al fuego por las supuestas frases del Papa, "que hay que entenderlas en el contexto" (aun cuando el contexto era peor aún, si seguías leyendo el párrafo entero), esto es lo peor.
Con lo sencillo que es leer el Caticismo, como por lo demás lo dijo en alguna ocasión el Papa.
23/11/13 11:03 AM
  
Luis I. Amorós
"el Papa dijo ok"

No nos atrevamos a echar toda la culpa a Scalfari. Se le permitió publicar y no se le desmintió durante semanas. Y algunas de las afirmaciones de la pseudo-entrevista eran sumamente dañinas, por ambiguas y suscitadoras de escándalo.

De acuerdo con la opinión de luis y de antonio.

Sin duda me dejo llevar por el maligno, pero me pregunto hasta que punto Scalfari no ha sido simple instrumento para lanzar lo que en España llamamos un globo-sonda.

A partir de ciertos niveles, tal grado de incompetencia ya no resulta creíble.
23/11/13 11:54 AM
  
Martin Ellingham
De acuerdo con Luis I. Amorós.

Sólo recordar que el mismísimo P. Lombardi, vocero del Papa y no de Scalfari, dijo que la entrevista era fiel al sentido de las palabras de S.S., aunque no literales.

Con las palabras de Lombardi y la publicación en L´Osservatore Romano, Parece una forma de "negacionismo" echar culpas al entrevistador y a la prensa secular. O una tomadura de pelo.

Saludos.
23/11/13 1:54 PM
  
Beatriz
Esteban, ojala existan muchas, como ud. las llama, "conciencias integristas" que predominen en el Vaticano y tengan influencia en los episcopados e impidan estupideces como entrevistas que se publican y retiran de la web vaticana o "liturgias interreligiosas" que de liturgia no tiene nada porque no se menciona a nuestro Senor Jesucristo en ningun momento. Dios le oiga!
23/11/13 2:21 PM
  
abc
El Papa cuando habla ex Cathedra es una cosa seria. Y Francisco lo es. Pero cuando habla de una manera amistosa, en conversación normal, por qué no le concedemos que pueda ser un hombre normal que expresa sus sentimientos normalmente sin andar con exquisiteces doctrinales. Para entender al Papa Francisco uno tiene que leer antes a Leonardo Castellani que es autor muy leído por este Papa Y Castellani es clarísimo, mordaz, verdadero, sin remilgos, directo y muy ameno para leer. Y así es la conversación de Francisco. A la vez es un Papa muy espiritual y muy austero Al pan, pan y al vino, vino. Lo demás son...cuchufletas
23/11/13 3:08 PM
  
Néstor
¿Seguimos escuchando a Scalfari, mentiroso confeso, acerca de lo que el Papa dijo o no dijo, hizo o no hizo? ¿De ahí puede venirnos la verdad? Lo primero que tenemos que hacer es mandar a pasear a Scalfari, que con sus ochenta años tendría que estar preocupándose de otras cosas, y quedarnos con lo principal, que es que la entrevista fue retirada del sitio web del Vaticano.
23/11/13 3:23 PM
  
Martin Ellingham
El padre Lombardi (según agencia informativa de la Conferencia Episcopal Italiana, SIR, el 3-oct-2013) ha puntualizado que la entrevista “no es un documento escrito del Papa, ni revisado por él”. Sin embargo, “el sentido de lo que se ha expresado es de confianza”, porque quien lo ha escrito “es una persona autorizada y responsable que ha publicado el contenido de una conversación, autorizada por el Papa”.

Repito dos palabras que usó Lombardi: SENTIDO y AUTORIZADA.

¿Por qué seguimos cargando las tintas sobre Scalfari y la prensa secular? Esto es el "triunfo de la voluntad", pero a esta altura más aburrido que la película de Leni.

Saludos.
23/11/13 5:41 PM
  
Martin Ellingham
Y ahora falta que sigan negando que de hecho la encuesta es para todos. A los episcopados que le han dado tal carácter "democrático" de consulta a las bases, se suma el de Suiza:

secretummeummihi.blogspot.com.ar/2013/11/obispos-de-suiza-encuestan-todo-el-que.html

Pero todo es culpa de la prensa secular que manipula...

Saludos.
23/11/13 6:09 PM
  
Gregory
Estoy entre los que no se escandalizo ante frases como "Dios no es católico" porque la noción de Dios puede ser contemplada fuera de la revelación sin que significa admitirla desde la fe. Lean a Santo Tomás de Aquino o a Ratzinger. Pero quisiera poner el asento sobre el tema del Contenido de Vaticaleaks puestos en duda por unos pero que todo indica que su contenido era real ¿Acaso deben quedar como falsas porque las publico La Reppublica? me gustaria hacerlo pero no voy a pecar de ingenuo.
23/11/13 8:35 PM
  
Enrique G. B. A.
Que la Iglesia "salga de sí misma, hacia la periferia, a dar testimonio del evangelio y a encontrarse con los demás"..."Prefiero una Iglesia accidentada, a una que está enferma por cerrarse"...debe darse "una cultura del encuentro, de la amistad, de hablar aún con los que no piensan como nosotros, incluso con otra fe, porque todos son hijos de Dios"
Papa Francisco citado por Zenit -18-05-13-
Esta entrevista ha sido un accidente.
Oremos por el Papa, que a la cabeza de lo quiere para la Iglesia, no teme las heridas que vengan.
23/11/13 10:16 PM
  
Beatriz
Nestor, mejor seria que el Papa no de entrevistas a un mentiroso confeso. Aquellos vientos, estas tempestades. . .
24/11/13 12:00 AM
  
Légolas
Periodistas amarillistas!!!!
24/11/13 12:25 AM
  
Anamaria
"Estoy dispuestísimo a pensar que algunas de las cosas escritas por mí y a él atribuidas, el Papa no las comparta. Pero creo también que considere que, dichas por un no creyente, sean importantes para él y para la acción que desarrolla".
Que tal si los comentaristas piensan un poco más allá de la contingencia y escuchan lo que dice Scalfari?
24/11/13 10:09 AM
  
Néstor
El P. Lombardi tiene como encargo dar explicaciones más o menos potables, a veces bastante menos, de decisiones difíciles, y lo sabemos todos. El hecho es que retiran la entrevista.

Sin duda, todo el manejo del asunto ha sido desprolijo. Pero ahora me interesa señalar que no podemos seguir dependiendo de Scalfari para saber lo que el Papa piensa, dice, o hace. Eso sería una forma de agravar y continuar el problema.

Eso es importante y grave. Basta con Scalfari. Adiós Scalfari, mentiroso confeso y autorreconocido.

Saludos cordiales.
24/11/13 3:05 PM
  
Julia
Nestor, hablando así de la edad de Scalfari ofendes a nuestros papas
24/11/13 6:33 PM
  
Eleuterio
A mí este individuo que habló con el Papa Francisco me parece bastante "informal": era informal la "entrevista" o lo que fuera aquello con el Papa, informal lo que dijo en un encuentro informal en la sede de la Asociación de la Prensa Extranjera de Roma...En fin, a lo mejor alguien creía que se podía hacer algo positivo con una persona como ésta que, al parecer, en su vida periodística ha gustado mucho de endiñar a la Iglesia católica.

La verdad, es sorprende cómo hay, todavía, personas que creen que con el Mal se puede, siquiera, mantener relación. ¡Qué con su pan se lo coma!

Como ya sabemos que el mundo ha perseguido y perseguirá a la Iglesia católica, al mundo y a sus secuaces hay que dejarlos que se hundan en la fosa de la que tanto habla el salmista. Ahora bien, caer con el mundo en ella... nada de nada.

Seguramente para este individuo habrá supuesto, esto, un cierto momento de gloria porque estar en boca de todos por esto es algo que, a lo mejor, le gusta. Y es que haber engañado al Papa poniendo en su boca palabras que no dijo es algo excesivo pero, al fin y al cabo, algo muy propio de un zote contraeclesial. ¿Qué podemos esperar?... Pues eso, nada de nada.
24/11/13 6:51 PM
  
Alf_3
Y ¿Cuántos habrá que no se enteren de esta confesión de falsedad? Se quedarán con las ideas de que Papa Francisco dijo tanta imprecisión. Palo dado ni Dios lo quita, dicen por ahí.
En estos momentos tan difíciles, Ayúdanos Espíritu Santo.
24/11/13 10:45 PM
  
Beatriz
Quien crea vientos, cosecha tempestades...
24/11/13 10:47 PM
  
Leonardo
En mi modesta opinión es asunto cerrado. Cada vez que dicen que el Papa dijo algo, que no concuerda con la Doctrina, es que alguien se "acordó de memoria"... hábil declarante, Scalfaro...

Porque las expresiones del Papa "de primera mano" son notables. Excelentes para la Fe, aclaratorias y centradas en el Evangelio.

25/11/13 12:16 AM
  
Néstor
Julia, digo simplemente que a la edad que tiene Scalfari haría mejor en prepararse para lo definitivo que en andar haciendo travesuras con lo que dicen los Papas.
25/11/13 1:04 AM
  
Esteban
El integrismo perdió en el último concláve, y fue voluntad de Dios, Beatriz asúmelo y punto. Espero que no quieras terminar como un Lefebvre que no asimilo el Concilio Vaticano II ni las reformas producto del mismo.
25/11/13 10:00 PM
  
tapatio
Que risa es ver a Esteban usar la palabra Integrismo como la peor ofensa posible en el mundo... hoy en dia ser "integrista" (Whatever that means) es el unico pecado no perdonable, sodomita adelante, hereje bienvenido, asesino de niños no hay problema, adultero pase a comulgar pero ser integrista es peor que nazi para esta calaña pero el tiempo pondrá a todos en su lugar y el arbol esteril que es el neo-modernismo postconciliar irá cediendo frente a las nuevas generaciones de jovenes sacerdotes ortodoxos que vienen empujando lentamente a los carcas progres que detentan actualmente el poder y eso es algo que les aterra.
26/11/13 7:14 AM
  
cherry
De aquí en adelante no se separarán de sus grabadoras ni entrevistador ni acompañantes del papa, vaya lío!
26/11/13 3:30 PM
  
Enrique G. B. A.
"...algunos dejan de vivir una pertenencia cordial a la Iglesia por alimentar un espíritu de internas..." Papa Francisco
------------------------------------
Pues a mí, tapatio, me parece mal tanto tratar a Beatriz de "integrista", como sugerir que erra Esteban por de ser cierta "calaña"

Esto es un mancha más al tigre en que se convierten algunas discusiones en unos cuantos blog católicos de este portal.
Señalaba Tertuliano de los primeros cristianos "Mirad como se aman", como ejemplo de conversión de los paganos.
Es fácil entre cristianos quererse cuando además de coincidir en doctrina, se comparten opciones pastorales o litúrgicas. Pero si habiendo diferencias legítimas en lo opinable se cajonea el amor, no sé como llegaremos a "amar a los enemigos", a aquellos de afuera que cuando se acercan es para apedrearnos.

26/11/13 9:01 PM
  
Andrés Beltramo
Amigos, es evidente que la posición de cada uno ya quedó lo suficientemente clara. Antes de que el debate degenere, mejor cierro los comentarios. Saludos y gracias por participar.
27/11/13 12:35 PM

Los comentarios están cerrados para esta publicación.