« Colgaduras del Niño JesúsLa predicación evangélica »

5.12.09

La señal del cristiano

A las 12:43 PM, por Guillermo Juan Morado
Categorías : General

Decía el pequeño catecismo que estudié para la Primera Comunión: “¿Cuál es la señal del cristiano? –La señal del cristiano es la Santa Cruz”. Y continuaba con otra pregunta y su correspondiente respuesta: “Por qué la Santa Cruz es la señal del cristiano? –La Santa Cruz es la señal del cristiano porque en ella murió Jesucristo para redimir a los hombres”.

La Cruz, la Santa Cruz, es una “señal”, un distintivo que identifica a los cristianos y que representa a Jesucristo. San Pablo contraponía a la sabiduría del mundo el escándalo de la Cruz: “el mensaje de la cruz es necedad para los que se pierden, pero para los que se salvan, para nosotros, es fuerza de Dios” (1 Corintios 1,18).

La sabiduría del mundo es aquella que no reconoce a Dios. Es, en realidad, una falsa sabiduría. Pensar, vivir y construir la ciudad al margen de Dios o contra Él es un proyecto vano, que carga sobre los arquitectos el peso de la liviandad, de la desesperanza, de la renuncia a considerar lo que últimamente nos concierne.

“¿Para qué hacemos la señal de la Cruz? –Hacemos la señal de la Cruz para manifestar que somos cristianos y para pedir a Jesucristo que nos ayude en nuestras necesidades y nos libre de peligros”. Manifestar y pedir. La condición de cristianos no es vergonzante, es un título de gloria, es una herencia preciosa que, gratuitamente, hemos recibido de Dios a través de la Iglesia, en esa concreción próxima de la Iglesia que es la familia. Han sido nuestros padres quienes, voluntariamente, nos llevaron a bautizar. Y han sido ellos, junto con el sacerdote y los padrinos, los primeros que trazaron sobre nuestra frente el signo de la Cruz.

Hoy parece que la Cruz molesta. En realidad, como decía San Pablo, ha molestado siempre. En sí misma, la Cruz es una marca ambivalente que contiene, en su sencillez, odio y amor; rechazo y aceptación; pecado y gracia. Ha sido el Crucificado quien ha redimido la Cruz, convirtiendo en vida lo que, sin Él, sería solamente muerte. Y ese caudal de vida que brota del árbol de la Cruz ha generado toda una civilización y una cultura, en cuyo seno se oyó hablar, por primera vez, de “derechos humanos”.

Es un error, y una injusticia, retirar la Santa Cruz de los lugares donde pacíficamente está presente, como un recuerdo del amor más grande, de la confianza más plena, de la esperanza más firme. Pero aquel precioso catecismo situaba la señal de la Santa Cruz en nuestra frente, en nuestra boca y en nuestro pecho, para renovar así nuestras mentes, nuestras palabras y nuestro corazón. Si de verdad fuésemos un poco más cristianos o, al menos, un poco más agradecidos, no nos estorbaría la Cruz.

Guillermo Juan Morado.

15 comentarios

Comentario de conchi
Muchas gracias P.Guillermo.Hoy el mundo está revuelto y nos aturde a todos.Nuestra civilización molesta y mucho, hoy día.Yo tengo plena confianza en las palbras de Cristo:"NO TENGAIS MIEDO YO HE VENCIDO AL MUNDO".
¿Quién sino El,podía decir semejante frase?.Dice bien Padre;el catecismo antes de la 1ª Comunión.Ahora casi no saben hacer la señal de la Cruz,el día que la hacen.Creo que la familia,ha perdido sus valores y solo se piensa en el dinero y trabajar.Debemos empezar por ahí,enseñar a nuestros hijos,nuestras raíces y nuestra cultura.Decir a nuestros hijos que de Dios venimos y a Dios vamos,a través del misterio del sacrificio,(único en la Historia de la Humanidad),de un Hombre que era y es el Cristo, el Mesías.Y su Cruz el árbol que nos dió la vida.Gracias por aguantar mi sermón.Estoy enfadada con esta Patria de tontos y pasotas.¡A si nos va!.
05/12/09 1:33 PM
Comentario de Guillermo Juan Morado
Pues nada, en Reyes a regalarles crucecitas a los niños, rosarios, medallas, etc. Si sacan la Cruz de un sitio, la ponemos de nuevo de otra forma.
05/12/09 1:35 PM
Este artículo es para tenerlo bien a mano y releerlo de vez en cuando. Nos recuerda algo que en medio del mundo se nos puede olvidar: ser cristiano no es una vergüenza, sino "un título de gloria". Así se predica.

Debo darle la razón a luis cuando a veces nos recuerda que la doctrina queda muchas veces "rebajada" en las predicaciones ad usum. No en los psts de este blog. Pero sí en otras ocasiones. Contaré una.

Era verano. El sacerdote se iba 15 días a ver a su familia. Vino al pueblo un sacerdote a celebrar la Misa. Tras las lecturas, sobre el amor al prójimo, o el buens amaritano, o el mandamiento nuevo, comienza la homilía "dialogal" con los fieles.

Al estar la gente poco -o nada- acostumbrada a hablar en público, nadie se atrevía a contestar. Entonces el sacerdote dice:

- A ver, usted, señora, ¿cuál es la señal del cristiano?

Y la señora -la madre del deán- le respondió:

- La señal del cristiano es la Santa cruz.

Y allí viérais al buen preste dar rodeos para llegar a lo que quería decir. Algo así:

- Bueno, en cierto modo es verdad, señora, eso nos dice el catecismo. pero tengo yo aquí un libro más importante que el catecismo, el Evangelio (mostrando el leccionario en alto). Y aquí se dice que la señal del cristiano es amar a los hermanos, porque el amor a los hermanos, sobre todo a los pobres, es....

[llegados al tema de los pobres, la homilía prosiguió sin más interferencias de nadie]

Y mi madre luego decía:

- Quiso dejarme por tonta, pero lo que yo le dije estaba bien.
05/12/09 5:46 PM
Comentario de conchi
P.Guillermo:Yo, a mis 4 nietos, les hago regalos normales,como niños que son.LLega la noche y después de contarles un cuento sea el que sea...les digo: y ...ahora a rezar al Señor y rezamos el Padrenuestro y rogamos a María y luego la señal de la Cruz.Su madre, ya les ha leído algo fácil de la Biblia y les enseña el Padrenuestro y conocen a Jesús.Ahora tienen pocos años dos tienen 6,otro 3 y el mayor 13. Pero a todos el mismo ritmo.Mi hija, ha hecho un matrimonio mixto,(luterano-católica).No practican casi apenas sus creencias;pero no hay rivalidades, en cuanto a la Fe de cada uno.Creo que aquella pequeña llama que ilumina en el alma de mi hija ,todavía puede hacerse grande,pues así lo demuestra enseñando a sus hijos que hay un Dios.Por eso he dicho antes que estamos en un mundo que nos aturde.Hay luz,pero muchas tinieblas.España,ha cambiado y se nota mucho, cuando viajamos a Suiza para estar con los hijos.Creo que nuestra Fe, es más bien floja y que necesitamos que nos evangelicen un poco, de vez en cuando.El Crucifijo es nuestra identidad y si nos avergonzamos ...mal nos va.Algunos no reniegan de su media luna,de su ateísmo,de su budismo ó simplemente son agnósticos(que ahora se lleva mucho).Pues hagamos nosotros lo mismo.¿No?.
05/12/09 6:40 PM
Comentario de Guillermo Juan Morado
Sin duda, Conchi.

Tineo, claro, así sales tú tan buen Deán.
05/12/09 6:51 PM
Comentario de Conchi
¿De qué catedral era el Deán?.
05/12/09 7:44 PM
Comentario de Conchi
P.Guillermo:¿es Ud. gallego?.Lo digo por su humor.Mi marido es de Orense y no se nunca si "sube la escalera ó la baja".Un saludo.
05/12/09 7:47 PM
Comentario de Guillermo Juan Morado
Tineo, Conchi, es Deán de nuestro Cabildo Virtual, como podrá ver leyendo el post "El ómnibus del Blog":


http://infocatolica.com/blog/puertadedamasco.php?blog=8&paged=2


Naturalmente, se trata de bromas nuestras. Pero nos lo pasamos muy bien.

Y sí, soy gallego, pero no de Orense.
05/12/09 8:49 PM
Comentario de Eduardo Jariod
Completamente de acuerdo, Pater. La cruz sigue siendo escándalo para muchos, para aquellos que hoy volverían a ejecutar a Jesucristo.
06/12/09 5:15 PM
Comentario de Guillermo Juan Morado
Pues, nada, a poner colgaduras del Niño Jesús..., como mínimo...
06/12/09 6:53 PM
Comentario de Marcos
Qué bonita es esta entrada en el blog, pater.

"¿Para qué hacemos la señal de la Cruz? –Hacemos la señal de la Cruz para manifestar que somos cristianos y para pedir a Jesucristo que nos ayude en nuestras necesidades y nos libre de peligros"

Me ha encantado recordarlo y verlo por escrito porque suelo llevar casi siempre (menos en verano, por vestimenta) una pequeñita cruz, en la solapa del traje de chaqueta, que mi padre me regaló cuando cumplí los 18 y tiene casi un siglo de antigüedad (familiar).

Y esa pequeña cruz, me ha acompañado siempre en viajes,conferencias, reuniones de trabajo, en países hostiles al cristianismo y en momentos de responsabilidad.

No lo duden, llevarla:

- Manifiesta que somos cristianos
- Es una forma de pedir, implorar a Jesucristo que nos ayude.

Le felicito por esta entrada.
06/12/09 7:21 PM
Comentario de Guillermo Juan Morado
Gracias.

El regalo de su padre era la cruz o el traje de chaqueta? (SPH). Porque un traje con un siglo de antigüedad...



06/12/09 7:40 PM
Comentario de Marcos
jaja
no, no, era la cruz el regalo.

Aunque, no crea, guardar un traje inglés con un siglo de antigüedad, sería una pieza a conservar de gran valor.

06/12/09 8:04 PM
Comentario de Guillermo Juan Morado
Sin duda.

Aunque, sí, suponía que era la cruz.
06/12/09 8:19 PM
Comentario de andres escobar
Muy Bueno Sus Respuestas
24/11/13 5:55 PM

Esta publicación tiene 3 comentarios esperando moderación...

Dejar un comentario


Tu dirección email NO será mostrada en este sitio.
(Los saltos de línea se conviertan a <br />)
(Nombre, email y página web)
  • No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.
  • Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.

Guillermo Juan Morado

Guillermo Juan Morado

Guillermo Juan Morado es sacerdote diocesano. Doctor en Teología por la PUG de Roma y Licenciado en Filosofía.

En este blog

Septiembre 2014
Lun Mar Mié Jue Vie Sáb Dom
 << <   > >>
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30          

Algunos libros de Guillermo Juan



Quiénes somos | Contacta con nosotros | Política de Cookies | Aviso Legal y Condiciones de Uso