InfoCatólica / Eleuterio Fernández Guzmán / Categoría: Serie El Rincón del hermano Rafael

30.11.17

El rincón del hermano Rafael – “Saber esperar”- Las pruebas de Dios

“Rafael Arnáiz Barón nació el 9 de abril de 1911 en Burgos (España), donde también fue bautizado y recibió la confirmación. Allí mismo inició los estudios en el colegio de los PP. Jesuitas, recibiendo por primera vez la Eucaristía en 1919.”

Esta parte de una biografía que sobre nuestro santo la podemos encontrar en multitud de sitios de la red de redes o en los libros que sobre él se han escrito.

Hasta hace bien poco hemos dedicado este espacio a escribir sobre lo que el hermano Rafael había dejado dicho en su diario “Dios y mi alma”. Sin embargo, como es normal, terminó en su momento nuestro santo de dar forma a su pensamiento espiritual.

Sin embargo, San Rafael Arnáiz Barón había escrito mucho antes de dejar sus impresiones personales en aquel diario. Y algo de aquello es lo que vamos a traer aquí a partir de ahora.

             

Bajo el título “Saber esperar” se han recogido muchos pensamientos, divididos por temas, que manifestó el hermano Rafael. Y a los mismos vamos a tratar de referirnos en lo sucesivo.

 

“Saber Esperar” - Las pruebas de Dios

 

“Llevo dos días en la enfermería de la Trapa, separado como es natural de la vida de comunidad.

Dios ha dispuesto para mayor bien mío y gloria suya, que me faltara por unos días la salud que me hacía gozar de mis hermanos en los trabajos del campo, y que me permitía acompañarles en los rezos del coro.

Sea Dios bendito, que sin yo merecerlo, me prueba”.

 

Someter nuestra vida a la santa Providencia de Dios no es que sea una teoría que supone, en sí misma, la aceptación de la voluntad del Todopoderoso sino que supone saber dónde estamos, qué somos y a Quién le debemos todo.

Leer más... »

23.11.17

El rincón del hermano Rafael – “Saber esperar”- Así de difícil es

“Rafael Arnáiz Barón nació el 9 de abril de 1911 en Burgos (España), donde también fue bautizado y recibió la confirmación. Allí mismo inició los estudios en el colegio de los PP. Jesuitas, recibiendo por primera vez la Eucaristía en 1919.”

Esta parte de una biografía que sobre nuestro santo la podemos encontrar en multitud de sitios de la red de redes o en los libros que sobre él se han escrito.

Hasta hace bien poco hemos dedicado este espacio a escribir sobre lo que el hermano Rafael había dejado dicho en su diario “Dios y mi alma”. Sin embargo, como es normal, terminó en su momento nuestro santo de dar forma a su pensamiento espiritual.

Sin embargo, San Rafael Arnáiz Barón había escrito mucho antes de dejar sus impresiones personales en aquel diario. Y algo de aquello es lo que vamos a traer aquí a partir de ahora.

             

Bajo el título “Saber esperar” se han recogido muchos pensamientos, divididos por temas, que manifestó el hermano Rafael. Y a los mismos vamos a tratar de referirnos en lo sucesivo.

 

“Saber Esperar” - Así de difícil es

 

“¡Vida de enfermo…, tristeza para el que en lo presente cifra su dicha! ¡Vida de enfermo, vida quizá sin esperanza, vida que sólo vive para esperar la muerte…, dichoso el que espera, y en su enfermedad no ve más que la Voluntad de Dios!”

 

Dos formas de ver las cosas que son más que distintas.

Podemos decir que no es nada anormal ni raro lo que nos dice nuestro hermano Rafael. Y es que es la forma propia de cada cual la que manifiesta lo que somos al respecto de nuestra fe pero, sobre todo, con lo que podemos hacer con ella porque, en materia corporal la fe tiene mucha importancia.

Como a San Rafael Arnáiz, no pocos de nosotros pasamos por malos momentos, digamos, físicos. Es decir, es casi seguro que nadie, de las personas que puedan leer esto, podrá decir que no ha pasado por alguna enfermedad o que está a salvo de las mismas.

El caso, pues, es que todos nos toca, como se dice, pasarlo mal.

Leer más... »

16.11.17

El rincón del hermano Rafael – “Saber esperar”- No separarse de Cristo


“Rafael Arnáiz Barón nació el 9 de abril de 1911 en Burgos (España), donde también fue bautizado y recibió la confirmación. Allí mismo inició los estudios en el colegio de los PP. Jesuitas, recibiendo por primera vez la Eucaristía en 1919.”

Esta parte de una biografía que sobre nuestro santo la podemos encontrar en multitud de sitios de la red de redes o en los libros que sobre él se han escrito.

Hasta hace bien poco hemos dedicado este espacio a escribir sobre lo que el hermano Rafael había dejado dicho en su diario “Dios y mi alma”. Sin embargo, como es normal, terminó en su momento nuestro santo de dar forma a su pensamiento espiritual.

Sin embargo, San Rafael Arnáiz Barón había escrito mucho antes de dejar sus impresiones personales en aquel diario. Y algo de aquello es lo que vamos a traer aquí a partir de ahora.

             

Bajo el título “Saber esperar” se han recogido muchos pensamientos, divididos por temas, que manifestó el hermano Rafael. Y a los mismos vamos a tratar de referirnos en lo sucesivo.

 

“Saber Esperar” -No separarse de Cristo

 

“En la armonía perfecta de la Creación, cada hombre, cada cosa, sigue el curso trazado por Dios.

¡Cuánta alegría nos causa el sabernos apoyados en su Voluntad!… Aquí…, allí…, ¿qué más da? Allá donde vayamos, estemos donde estemos, si el corazón no lo separamos de Jesús, ¿qué podremos temer?

 

Cuando decimos que todo ha sido creado por Dios y que nunca lo ha abandonado manifestamos algo más. Y es que el Creador es Todopoderoso y eso significa que lo hecho está bien hecho. Por eso la Santa Biblia recoge, precisamente, eso de que, al ir creando Dios pensó que todo estaba “bien”.

Leer más... »

9.11.17

El rincón del hermano Rafael – “Saber esperar”- Esperarlo todo por Dios

“Rafael Arnáiz Barón nació el 9 de abril de 1911 en Burgos (España), donde también fue bautizado y recibió la confirmación. Allí mismo inició los estudios en el colegio de los PP. Jesuitas, recibiendo por primera vez la Eucaristía en 1919.”

Esta parte de una biografía que sobre nuestro santo la podemos encontrar en multitud de sitios de la red de redes o en los libros que sobre él se han escrito.

Hasta hace bien poco hemos dedicado este espacio a escribir sobre lo que el hermano Rafael había dejado dicho en su diario “Dios y mi alma”. Sin embargo, como es normal, terminó en su momento nuestro santo de dar forma a su pensamiento espiritual.

Sin embargo, San Rafael Arnáiz Barón había escrito mucho antes de dejar sus impresiones personales en aquel diario. Y algo de aquello es lo que vamos a traer aquí a partir de ahora.

             

Bajo el título “Saber esperar” se han recogido muchos pensamientos, divididos por temas, que manifestó el hermano Rafael. Y a los mismos vamos a tratar de referirnos en lo sucesivo.

 

“Saber Esperar” - Esperarlo todo por Dios

 

“¡Qué alegre confianza tiene en medio de todos los desastres del mundo el que de veras todo lo espera de Dios!

 

“El que de veras todo lo espera de Dios”. Estas palabras, dichas por quien, en efecto, todo lo esperaba de Dios, nos hablan de qué es lo que creemos y qué es lo que no podemos olvidar nunca.

El caso es que, aquí, en esto de la fe, resulta de todo punto importante saber que Dios ni nos ha abandonado ni nunca ni nos va a abandonar. En eso consiste, en suma, la fe: en creer, en confiar en Quien se debe creer y confiar y en nada ni nadie más. Dios sobre todas las cosas y realidades nuestras es la premisa sin la cual todo lo demás… ni puede salir adelante ni nunca podrá salir.

Leer más... »

26.10.17

El rincón del hermano Rafael – “Saber esperar”- Con su Voluntad basta

“Rafael Arnáiz Barón nació el 9 de abril de 1911 en Burgos (España), donde también fue bautizado y recibió la confirmación. Allí mismo inició los estudios en el colegio de los PP. Jesuitas, recibiendo por primera vez la Eucaristía en 1919.”

Esta parte de una biografía que sobre nuestro santo la podemos encontrar en multitud de sitios de la red de redes o en los libros que sobre él se han escrito.

Hasta hace bien poco hemos dedicado este espacio a escribir sobre lo que el hermano Rafael había dejado dicho en su diario “Dios y mi alma”. Sin embargo, como es normal, terminó en su momento nuestro santo de dar forma a su pensamiento espiritual.

Sin embargo, San Rafael Arnáiz Barón había escrito mucho antes de dejar sus impresiones personales en aquel diario. Y algo de aquello es lo que vamos a traer aquí a partir de ahora.

             

Bajo el título “Saber esperar” se han recogido muchos pensamientos, divididos por temas, que manifestó el hermano Rafael. Y a los mismos vamos a tratar de referirnos en lo sucesivo.

 

“Saber Esperar” -  Con Su Voluntad basta

 

“Hay una cosa, mejor que los cilicios y las disciplinas, que es conformarse en todo con la voluntad de Dios, y no pedirle nada ni desear nada” (Saber esperar, 127).

 

Es bien cierto que, en materia de fe católica, los que somos hijos de Dios sabemos que tenemos muchas formas de manifestar la misma. Es decir, bien con la oración, con la acción (con las obras), con el ejemplo, etc., es posible decir al mundo que estamos aquí, en el siglo, pero que sabemos a la perfección que no somos de aquí sino del Cielo. Y, también, que aspiramos a la vida eterna y por eso queremos caminar hacia el definitivo Reino de Dios de la forma que nuestro Creador quiere.

Y ya está.

Cuando decimos que ya está queremos apuntar que con eso, a lo mejor, podría parecer suficiente. Sin embargo, como suele pasar en materia espiritual siempre hay algo más que podemos hacer y siempre, pero siempre, Dios espera de nosotros que demos el máximo o, lo que es lo mismo, que seamos perfectos como Él lo es.

Leer más... »