Serie “De Ramos a Resurrección” - Elegidos por Dios

 De-ramos-a-resurrección

En las próximas semanas, con la ayuda de Dios y el permiso de la editorial, vamos a traer al blog el libro escrito por el que esto escribe de título “De Ramos a Resurrección”. Semana a semana vamos a ir reproduciendo los apartados a los que hace referencia el Índice que es, a saber:

Introducción                                        

I. Antes de todo                                           

 El Mal que acecha                                  

 Hay grados entre los perseguidores          

 Quien lo conoce todo bien sabe               

II. El principio del fin                          

 Un júbilo muy esperado                                       

 Los testigos del Bueno                           

 Inoculando el veneno del Mal                         

III. El aviso de Cristo                           

 Los que buscan al Maestro                      

 El cómo de la vida eterna                              

 Dios se dirige a quien ama                      

 Los que no entienden están en las tinieblas      

 Lo que ha de pasar                                 

Incredulidad de los hombres                    

El peligro de caminar en las tinieblas         

       Cuando no se reconoce la luz                   

       Los ánimos que da Cristo                  

       Aún hay tiempo de creer en Cristo            

IV. Una cena conformante y conformadora 

 El ejemplo más natural y santo a seguir          

 El aliado del Mal                                    

 Las mansiones de Cristo                                

 Sobre viñas y frutos                               

 El principal mandato de Cristo                         

       Sobre el amor como Ley                          

       El mandato principal                         

Elegidos por Dios                                    

Que demos fruto es un mandato divino            

El odio del mundo                                   

El otro Paráclito                                      

Santa Misa                                             

La presencia real de Cristo en la Eucaristía        

El valor sacrificial de la Santa Misa                   

El Cuerpo y la Sangre de Cristo                 

La institución del sacerdocio                     

V. La urdimbre del Mal                         

VI. Cuando se cumple lo escrito                 

En el Huerto de los Olivos                              

La voluntad de Dios                                        

Dormidos por la tentación                        

Entregar al Hijo del hombre                            

       Jesús sabía lo que Judas iba a cumplir       

       La terrible tristeza del Maestro                  

El prendimiento de Jesús                                

       Yo soy                                            

       El arrebato de Pedro y el convencimiento   

       de Cristo

Idas y venidas de una condena ilegal e injusta  

Fin de un calvario                                   

Un final muy esperado por Cristo              

En cumplimiento de la Sagrada Escritura

        La verdad de Pilatos                        

        Lanza, sangre y agua                      

 Los que permanecen ante la Cruz                   

       Hasta el último momento                  

       Cuando María se convirtió en Madre          

       de todos

 La intención de los buenos                      

       Los que saben la Verdad  y la sirven          

VII. Cuando Cristo venció a la muerte        

El primer día de una nueva creación                 

El ansia de Pedro y Juan                          

A quien mucho se le perdonó, mucho amó        

 

VIII. Sobre la glorificación

 La glorificación de Dios                            

 

Cuando el Hijo glorifica al Padre                       

Sobre los frutos y la gloria de Dios                  

La eternidad de la gloria de Dios                      

 

La glorificación de Cristo                                

 

Primera Palabra                                             

Segunda Palabra                                           

Tercera Palabra                                             

Cuarta Palabra                                               

Quinta Palabra                                        

Sexta Palabra                                         

Séptima Palabra                                     

 

Conclusión                                          

 

 El libro ha sido publicado por la Editorial Bendita María. A tener en cuenta es que los gastos de envío son gratuitos.

  

“De Ramos a Resurrección” -  Elegidos por Dios

 

“No me habéis elegido vosotros a mí, sino que yo os he elegido a vosotros, y os he destinado para que vayáis y deis fruto, y que vuestro fruto permanezca; de modo que todo lo que pidáis al Padre en mi nombre os lo conceda.

Lo que os mando es que os améis los unos a los otros”

(Jn 15, 16-17).

  

Jesús manda. No es que lo haga como quien tiene un poder sobre subordinados sino que lo hace como hermano mayor, como el primogénito de entre los hombres, como el amigo estimado como tal por los suyos. Si, además, concurre en su persona una autoridad de las que muchos reconocieron que era muy superior a otras, la razón por la que Jesús manda es, sobremanera, importante.

Lo que Jesús, entonces, transmite a los que le escuchan tiene una importancia vital: amarse los unos a los otros. no se trata de un amor que tenga que ver poco con lo que él hizo sino, como sabemos, muy acorde con su propio modo de ser. Y, aunque ya hayamos tratado este tema arriba, no es poco importante que la cita completa de este evangelio de san Juan termine afirmando lo que había dicho antes de muchas maneras.

De todas formas, hay una realidad que ha de ser tenida en cuenta y sobre la que muchos de los que le escuchaban podían equivocarse: somos elegidos por Dios.

A lo largo de la historia de la humanidad, Dios ha ido haciendo elecciones. En cuanto al pueblo que iba a ser el destinado a transmitir su Palabra, nos dice el Deuteronomio (7, 6) esto:

“Porque tú eres un pueblo consagrado a Yahveh tu Dios; él te ha elegido a ti para que seas el pueblo de su propiedad personal entre todos los pueblos que hay sobre la haz de la tierra.” eLeuTeRio FeRnánDez Guzmán

 

Y es que Dios, que podía haber escogido a cualquier otro pueblo de los que había creado, tuvo a bien hacer lo propio con aquel y no con otro:

 

“No porque seáis el más numeroso de todos los pueblos se ha prendado Yahveh de vosotros y os ha elegido, pues sois el menos numeroso de todos los pueblos; sino por el amor que os tiene y por guardar el juramento hecho a vuestros padres, por eso os ha sacado Yahveh con mano fuerte y os ha librado de la casa de servidumbre, del poder de Faraón, rey de Egipto” (Dt 7, 7-8).

No era el todo a cambio de nada. Al contrario, les pide algo que Jesús luego, como hemos recogido arriba, les pediría a los suyos:

“Guarda, pues, los mandamientos, preceptos y normas que yo te mando hoy poner en práctica. Y por haber escuchado estas normas, por haberlas guardado y practicado, Yahveh tu Dios te mantendrá la alianza y el amor que bajo juramento prometió a tus padres” (Dt 7, 11-12).

Dios, pues, escoge a quien quiere y, por tanto, Jesús hace lo propio con quien cree oportuno. Por eso, poco después de haber transmitido el mandato del amor, les instruye acerca de la elección que hace él mismo:

“Si  fuerais  del  mundo,  el  mundo  amaría  lo  suyo;  pero, como no sois del mundo, porque yo al elegiros os he sacado del mundo, por eso os odia el mundo” (Jn 15, 19).

Vincula Jesús, como vemos, la elección que hace, el hecho mismo de elegir a sus discípulos, con la verdad constatable de que el mundo los va a perseguir porque los va a odiar. Es más, afirma que el mundo ya los odia porque, conocedor como es del corazón de los hombres, sabe que hay quienes lo buscan, a Él, para matarlo y, si se tercia, hacer lo mismo con sus discípulos. 

 

NOVENA AL BEATO MANUEL LOZANO GARRIDO, “LOLO”  www.amigosdelolo.com

 

Día 3º

 

Para todos los días de la novena

 

En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.

 

V/: Señor, ábreme los labios. R/: Y mi boca proclamará tu alabanza.

 

V/: Dios mío, ven en mi ayuda. R/: Señor, date prisa en socorrerme.

 

Gloria al Padre, y al Hijo y al Espíritu Santo. Como era en el principio, ahora y siempre, por los siglos de los siglos. Amén.

 

Oración inicial

Oh Dios, que en el corazón del Beato Manuel Lozano Garrido has infundido una gran alegría y sencillez para que en el sufrimiento irradiara el sentido salvífico del dolor; concédenos, por su intercesión y ejemplo, anunciar dignamente el Evangelio con obras y palabras. Por J.C.N.S. Amén

 

Reflexión propia para cada día (ver en su lugar más adelante)

Oración de los fieles

Confiando en la intercesión del Beato Manuel Lozano Garrido, supliquemos con toda confianza a Dios, nuestro Padre, que escuche nuestras plegarias.

 

1.    - Por la Santa Iglesia que, instituida por Jesucristo y conducida por el Espíritu Santo, peregrina hacia la casa del Padre: para que, en obediencia y comunión con el Santo Padre N., sea luz para los que buscan sinceramente al Señor y anuncie incansablemente su salvación. Roguemos al Señor.

 

2.     -Por nuestro Obispo: para que el Señor esté con él y le fortalezca y su pastoreo al frente de la Diócesis sea para gozo y alegría de esta Iglesia. Roguemos al Señor.

 

3.     - Por los gobernantes y los que tienen en sus manos las riquezas del mundo: para que, por intercesión del Beato Manuel Lozano, sean dotados por Dios de sabiduría y prudencia al administrar el bien común, teniendo en cuenta sobre todo a los más necesitados y desfavorecidos. Roguemos al Señor.

 

4.     - Por los enfermos y los discapacitados: para que en su tribulación experimenten la misericordia de Dios y puedan sentirse como Lolo dichosos de contribuir a la salvación de sus hermanos unidos a la Pasión de Cristo. Roguemos al Señor.

 

5.- Por los responsables de las comunicaciones sociales: para que Dios les infunda la voluntad de informar con honradez y verdad y conceda a los periodistas cristianos el celo ardiente que resplandeció en el Beato Manuel Lozano. Roguemos al Señor.

 

6.- Por los militantes cristianos y los laicos más comprometidos en la misión de la Iglesia: para que se sientan impulsados a anunciar el Evangelio con el mismo ardor con que lo hizo el Beato Lolo, tan identificado con el espíritu de la Acción Católica. Roguemos al Señor.

 

7.- Por los catequistas y educadores cristianos: para que asimilando con amor la verdad de Cristo, acierten a ser como Lolo luz para el ciego, pies para el cojo, oído para el sordo y habla para el mudo. Roguemos al Señor.

 

8.- Por todos nosotros: para que, siguiendo el ejemplo de Lolo, nos revistamos de los sentimientos de Cristo y demos con nuestras obras y palabras testimonio de su amor. Roguemos al Señor.

 

Encomendemos ahora la intención personal o particular de esta novena.

 

Oración: Oh Dios, que animaste al Beato Manuel Lozano Garrido para que alimentara con sus escritos, e iluminara con su ejemplo a tus hijos probados por la enfermedad, atiende nuestras súplicas y haz que, fructificando en buenas obras, avancemos fielmente por tus caminos. Por J. C. N. S.

 

Oración final (Todos):

 

Padre, te damos gracias por encontrarnos con tu Amor extremo a través de la vida del Beato Manuel Lozano Garrido, “Lolo”.

 

Te damos gracias porque por tu Espíritu imprimiste en él la imagen de tu Hijo Jesús.

 

Te damos gracias por su fe firme, por su amor a la Eucaristía, por su celo apostólico, por la valentía en sus escritos, por su paciencia y testimonio en la enfermedad, por su alegría permanente.

 

Te pedimos que, imitando sus pasos de cristiano, te hagamos presente en nuestros ambientes y que, como él, nunca dudemos que contamos siempre con la mano suave y firme de nuestra Madre la Virgen María.

 

(Oración aprobada por el Obispo de Jaén)

 

Reflexión para este día: En el camino a la santidad, junto a la oración, y como su necesaria consecuencia, está el amor al prójimo.

 

Texto bíblico: Mt. 22, 34-40.

 

Bueno, a ver si te das cuenta de lo que sería el mundo si, por la mañana, te levantaras ya con la intención de pegarle a todos aquellos con los que te roces el “bicho” de la bondad, de la alegría o de la dulzura. Primero, tu vecino; luego, tu pueblo; después, tu región, tu patria o tu continente; y al fin, el salto sobre los mares y, todos ayudándose, amando y sonriendo (Mesa redonda con Dios, p. 155).

 

El Señor Jesús nos dejó una palabra suya que puede ser como el termómetro de este “dar y darse”: Hay más dicha en dar que en recibir (Hch. Ap. 20, 35); y para que esa dicha sea incluso llena de ternura, Él -Jesucristo-está en todo el que sufre, en el que tiene hambre o sed; lo que hicisteis a uno de éstos a Mí me lo hicisteis (Mat. 25, 40). Ese amor con obras es amar también sin medida: ¿Cómo cuánto hay que dar? Hasta que todo se agote, hasta que te caigan las manos, hasta que se extinga el último latido del corazón (Bien venido, amor, nº 372).

 

Reflexión personal: ¿Cómo es tu cooperación con la Iglesia en sus necesidades? ¿Ofreces algún tiempo de tu semana en colaborar en obras de la Parroquia, o de la Iglesia diocesana? ¿Cómo ayudas a Cáritas? ¿Conoces a algún “necesitado” concreto al que puedas prestar tu ayuda? (momentos de silencio).

Dios, que es Padre de todos, ha puesto la mesa para que todos los hombres tengan el pan suficiente. Por intercesión de Lolo, que tanto escribió sobre la justicia social, recemos un Padre nuestro por todos los gobernantes que tienen en sus manos lograr una distribución más justa de los bienes de la tierra.

 

Oración de los fieles y oración final: Como todos los días.

Eleuterio Fernández Guzmán

Nazareno

Para entrar en la Liga de Defensa Católica

INFORMACIÓN DE ÚLTIMA HORA

A la venta la 2ª edición del libro inédito del beato Lolo

Segunda edición del libro inédito del beato Lolo

Ya está disponible la 2ª edición de Las siete vidas del hombre de la calle, libro inédito de nuestro querido beato Lolo. La acogida ha sido tal que hemos tenido que reeditarlo para atender la creciente demanda del mismo: amigos de Lolo y su obra, para regalar, para centros de lectura y bibliotecas, librerías,… innumerables destinos para los hemos realizado una segunda edición de hermoso e inédito libro.


Si aún no lo compraste o si aún no lo regalaste ¡ahora es el momento de pedirlo!
 
portada del libro Las siete vidas del hombre de la calle, segunda edición, del beato Lolo

Recuerda que, con la adquisición de estos libros…

  • … enriqueces la vida espiritual de quién lo lea.
  • … colaboras a difundir la obra y devoción hacia nuestro querido Beato Lolo.
  • … colaboras a sufragar los gastos de la Fundación.

Ahora puedes adquirir tu ejemplar de la 2ª edición del libro inédito del Beato Lolo, escrito en el año 1960, “Las siete vidas del hombre de la calle”, pidiéndolo en:

Teléfono: 953692408

E-mail: amigoslolos@telefonica.net.

Colaboración económica: 6 € + gastos de envío

¡No pierdas esta oportunidad!

…………………………..

Por la libertad de Asia Bibi. 
……………………..

Por el respeto a la libertad religiosa.

……………………..

Enlace a Libros y otros textos.

……………………..

Panecillos de meditación

Llama el Beato Manuel Lozano GarridoLolo, “panecillos de meditación” (En “Las golondrinas nunca saben la hora”) a los pequeños momentos que nos pueden servir para ahondar en determinada realidad. Un, a modo, de alimento espiritual del que podemos servirnos.

Panecillo de hoy:

De Ramos a Resurrección es un tiempo de verdadera salvación eterna. 

Para leer Fe y Obras.

Para leer Apostolado de la Cruz y la Vida Eterna.
…………………………….

InfoCatólica necesita vuestra ayuda.

Escucha a tu corazón de hijo de Dios y piedra viva de la Santa Madre Iglesia y pincha aquí abajo:

 

da el siguiente paso. Recuerda que “Dios ama al que da con alegría” (2Cor 9,7), y haz click aquí.

Todavía no hay comentarios

Dejar un comentario



No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.