InfoCatólica / La Esfera y la Cruz / Etiquetas: iglesia chilena

1.05.15

Crisis moral: el carisma profético del Cardenal Oviedo

OviedoCorría el año 1991 y Chile acababa de comenzar el camino pacífico de la transición a la democracia, cuando el Arzobispo de Santiago publicó la carta pastoral “Moral, juventud y sociedad permisiva”. En ella monseñor Carlos Oviedo Cavada se refería a los primeros signos de “destape” que percibía en la sociedad chilena, y advirtió con fuerza acerca de una incipiente crisis moral.

El arzobispo habló de “un clima de creciente inmoralidad, en el que destaca: el erotismo malsano, la deshonestidad en la administración de los negocios, la práctica de la usura, el comercio de droga, el consumismo exagerado y ostentoso, la creciente desigualdad económica y social, el aumento de la delincuencia y el uso de la violencia”. También era la época en que el Estado comenzaba las campañas masivas sobre el SIDA, y educación sexual, que en opinión de monseñor Oviedo eran “apenas un pretexto para dar respetabilidad al fomento de la promiscuidad”.

En esa época, la Iglesia chilena gozaba de un inusual prestigio en la sociedad chilena que probablemente nunca vuelva a tener, ganado con el mérito de una defensa heroica de los derechos humanos durante la dictadura. Producto de ello, la carta fue recibida con cierto grado de respeto, pero en general fue rechazada su tesis central y se dijo que era exagerada y retrógrada, que no había crisis moral, sino una moral (la cristiana) en crisis.

(Compárese esa reacción con el cálido aplauso de las élites cada vez que habla el P. Felipe Berríos, y díganme quién es un verdadero profeta)

Leer más... »

20.04.15

Conferencia episcopal de Chile: "Elige la vida"

Cech[1]Al concluir 109° asamblea plenaria, la Conferencia Episcopal de Chile emitió una declaración pública sobre el proyecto de despenalización del aborto, que el gobierno de la Presidenta Bachelet envió al Congreso.

El documento comienza recordando Deuteronomio 30, 19:

Hoy tomo por testigos contra ustedes al cielo y a la tierra; yo he puesto delante de ti la vida y la muerte, la bendición y la maldición. Elige la vida, y vivirás, tú y tus descendientes

La declaración de la Conferencia Episcopal continúa explicando el argumento fundamental en contra del aborto: “No matar deliberada y directamente al inocente es un absoluto moral cuyo reconocimiento y protección resulta indispensable para la vida en comunidad”; y “la ciencia biológica confirma que desde el momento de la fecundación se inicia una nueva vida humana, distinta a la del padre y a la de la madre”.

Con estas verdades irrefutables de fondo, los obispos responden a las tres causales de despenalización propuestas en el proyecto de ley:

Leer más... »

7.11.14

La respuesta del Papa a la Iglesia chilena

EzzatiEstás últimas semanas les hemos venido contando acerca del triste espectáculo que está dando la Iglesia chilena, luego que se conociera que tres de sus sacerdotes favoritos, Berríos, Aldunate y Puga, estaban siendo investigados por sus declaraciones contrarias a la doctrina católica. Especialmente llamativo ha sido que todo el rechazo se ha concentrado en la persona del Arzobispo de Santiago, Ricardo Ezzati (incluido el del vocero de la conferencia episcopal Jaime Coiro), a pesar de haberse conocido casi de inmediato que no era él quien había instado por la investigación, mucho menos que la llevara adelante.

La más reciente de las andanadas en esta lamentable batalla había sido una carta abierta de connotados laicosen una variopinta colección que incluía activistas feministas y ex diputados comunistas, donde se solicitaba al Papa Francisco nada menos que una visita apostólica al Arzobispado de Santiago, es decir, contra el Cardenal Ezzati, “para evaluar objetivamente la delicada situación descrita”.

Bueno, como dicen, no preguntes si no quieres escuchar la respuesta.

Leer más... »

31.10.14

Sobre una carta abierta

Continuando con la saga de despropósitos, a propósito la investigación canónica a los dichos de los padres Aldunate, Berríos y Puga, parte de la élite social y artística ha publicado una carta abierta al Papa Francisco, aparentemente en defensa de estos “insignes sacerdotes”, pero en definitiva solicitando una visita apostólica en contra del arzobispo Ricardo Ezzati.

Antes de compartir los “puntos altos de la carta”, creo que el formato de una “carta abierta” debe ser una de las formas de comunicación más pasivo-agresivas que existen: En la forma, parece estoy enviando una carta a alguien importante, pero no quiero dejar de pasar la oportunidad de que todos vean lo que dicen, y lo importante que son los firmantes, que intercambian correspondencia con el Papa. Peor aún en este caso, donde la misiva no tiene otro objeto aparte de atacar a un tercero, bajo la apariencia de una preocupación por la situación de la Iglesia.

La carta comienza con

Querido Hno. Papa Francisco:

Imagino la grave disyuntiva a la que se enfrentaron los redactores al abordar el encabezado: Cómo iniciar la carta, afirmando que la Iglesia no es jerárquica o autoritaria, pero al mismo tiempo pidiendo que el Papa castigara a los denunciantes y al arzobispo. Al final quedó así. Puesto que “Papa” no es más que otra denominación para “Padre”, llamar al Vicario de Cristo “hermano Papa Francisco” sugiere todo tipo de inquietantes irregularidades en la constitución de la familia cristiana.

Leer más... »

14.10.14

La nueva herejía: el chilenismo

BerriosetalDesde que se supo que el Cardenal Ezzati había emitido un informe al Nuncio Apostólico acerca de la actuación de los sacerdotes AldunateBerríos y Puga, una verdadera tormenta se ha cernido sobre la Iglesia chilena.

Primero, surgió la información que el Cardenal Ricardo Ezzati había “denunciado” ante el vaticano a estos tres padres, por sus dichos en diversas oportunidades. Por ejemplo, con ocasión del funeral del reconocido sacerdote Pierre Dubois, Mariano Puga dejó los restos de Dubois a la entrada y se retiró diciendo, mientras apuntaba al interior de la Catedral: “¡Dios no está ahí, Dios está donde estaba el Pierre, con los pobres!”. No tengo que decirles que negarse a comulgar con el obispo de la propia diócesis es inaceptable para un católico, pues equivale a decretar una especie de auto excomunión.

Ya hemos hablado en este espacio acerca del P. Berríos y sus elevación al cargo de profeta oficial de la élite chilena, mientras que el P. Aldunate, de 97 años no se queda atrás y, a través de sus declaraciones a favor del reconocimiento del matrimonio homosexual, propone que las personas con atracción por el mismo sexo profundicen su apego a conductas intrínsecamente desordenadas y que los alejan de NSJC.

Leer más... »