«¿Luteranos buenos, católicos malos?»

Tampoco le discuto a César Vidal que así conseguirá algún nuevo fichaje para el liberalismo e incluso el luteranismo, pues es un hombre de brillante palabra aunque algunas de sus afirmaciones sean tan discutibles como las que he repasado. Ahora bien: por cada fichaje que consiga, ¿a cuántos estará espantando?

10/12/11 9:55 AM | Imprimir | Enviar

El 4 de diciembre Libertad Digital publicó un artículo de César Vidal que ese diario ha mantenido en lo alto de su sección de Opinión toda la semana, incluso por encima de otros publicados días después. El sentido de ese artículo lo sintetiza bien el propio autor en el primer párrafo: España se quedó descolgada del regreso a una serie de valores recogidos en la Biblia que se tradujeron en aquellas naciones donde triunfó la Reforma en una nueva ética del trabajo, una superior cultura crediticia, una alfabetización acelerada, una revolución científica y un reconocimiento de la primacía de la ley”, asegura Vidal.

¿La mentira es lo que caracteriza a los que no somos luteranos?

Don César respalda esta idea poniendo varios ejemplos que me parecen muy chocantes. A modo de ejemplo, en el cuarto párrafo el conocido historiador y presentador de esRadio afirma: “Guste o no guste reconocerlo –en esto no pocos españoles son también tuertos y sólo dan importancia a las mentiras que les perjudican o que pronuncian los del otro lado– la mentira es una característica bien triste de las naciones en las que no triunfó la Reforma.” Cuando estudié filosofía me enseñaron que toda generalización es una injusticia, pues atribuye a la totalidad las características de una parte. Según la Wikipedia hay unos 73 millones de luteranos en un mundo con 7.000 millones de habitantes. Tesis del estilo de la mentira es una de las características de los 6.927 millones de seres humanos que no comparten mi religión me parecen bastante atrevidas, por ser suave en la calificación.

Lo que de verdad dice el Catecismo católico sobre la mentira

Lo paradójico del caso es que don César, por quien siento mucho respeto -algo que nunca ha empañado el hecho de que él sea luterano y yo católico- falta a la verdad a la hora de respaldar su insostenible tesis con las siguientes palabras:

“A lo mejor es verdad que la mentira carece de relevancia salvo en casos especiales como enseña el último Catecismo de la iglesia católica, pero no da la sensación de que el Dios que le entregó los mandamientos a Moisés pensara lo mismo.”

Tengo la sensación de que a don César se le ha escapado algún párrafo del Catecismo. Traigo estos cuatro que cualquiera puede leer en la web de la Santa Sede:

2483 La mentira es la ofensa más directa contra la verdad. Mentir es hablar u obrar contra la verdad para inducir a error. Lesionando la relación del hombre con la verdad y con el prójimo, la mentira ofende el vínculo fundamental del hombre y de su palabra con el Señor.

2484 La gravedad de la mentira se mide según la naturaleza de la verdad que deforma, según las circunstancias, las intenciones del que la comete, y los daños padecidos por los que resultan perjudicados. Si la mentira en sí sólo constituye un pecado venial, sin embargo llega a ser mortal cuando lesiona gravemente las virtudes de la justicia y la caridad.

2485. La mentira es condenable por su misma naturaleza. Es una profanación de la palabra cuyo objeto es comunicar a otros la verdad conocida. La intención deliberada de inducir al prójimo a error mediante palabras contrarias a la verdad constituye una falta contra la justicia y la caridad. La culpabilidad es mayor cuando la intención de engañar corre el riesgo de tener consecuencias funestas para los que son desviados de la verdad.

2486 La mentira, por ser una violación de la virtud de la veracidad, es una verdadera violencia hecha a los demás. Atenta contra ellos en su capacidad de conocer, que es la condición de todo juicio y de toda decisión. Contiene en germen la división de los espíritus y todos los males que ésta suscita. La mentira es funesta para toda sociedad: socava la confianza entre los hombres y rompe el tejido de las relaciones sociales.

Después de leer estos cuatro párrafos, ¿alguien puede sostener en serio que “la mentira carece de relevancia” para la Iglesia Católica?

La propiedad privada: echándole la culpa al semáforo

César Vidal también se refiere a la propiedad en los siguientes términos: Históricamente, el español no ha contemplado la propiedad privada como un derecho inviolable frente a los poderosos que es tanto más esencial cuanto más ayuda a proteger la libertad individual. Ésa es una idea neta y rotundamente protestante, surgida de las páginas de la Biblia, pero no ha arraigado jamás en las naciones donde no triunfó la Reforma.” De esto último, en fin, tendría que deducir que la siguiente afirmación es obra de algún teólogo protestante: “Infligir voluntariamente un daño a las propiedades privadas o públicas es contrario a la ley moral y exige reparación.” Pero resulta que no, que esto no es obra de ningún autor protestante, sino que aparece en el Catecismo de la Iglesia Católica (2409).

Es injusto atribuir a la Iglesia Católica las desobediencias a sus enseñanzas, mientras se hace lo contrario con el luteranismo. Es como si yo me salto a sabiendas un semáforo en rojo y atropello a alguien y resulta que le echan la culpa al semáforo…

¿Eran Isabel I de Inglaterra y Sir Francis Drake grandes católicos?

Pero bueno, asumiendo la tesis de César Vidal en lo relativo a la propiedad, quizás deberíamos suponer que Sir Francis Drake y otros piratas a los que la reina Isabel I de Inglaterra dio patente de corso eran, como dicha monarca, personas dominadas por una errónea idea católica sobre la propiedad privada. Tal vez Oliver Cromwell era un católico y por eso desposeyó de sus haciendas, en el siglo siguiente, a muchos miles de irlandeses que se negaron a abandonar su fe católica (vaya paradoja). En los dos siglos siguientes debieron ser católicas las autoridades coloniales que discriminaron a los irlandeses católicos -¿otra nueva paradoja?- en la compra y posesión de propiedades y en su herencia, haciendo que éstas pasaran masivamente a manos de protestantes, una tremenda falta de respeto por la propiedad privada seguramente atribuible a que allí no triunfó la Reforma protestante…

Pero no. Isabel fue la que consolidó la Iglesia de Inglaterra separada de Roma por su padre, Enrique VIII; Iglesia encaminada al luteranismo por su hermano Eduardo VI, que ordenó encarcelar e incluso mandar a la hoguera a muchos católicos que se negaron a someterse a la nueva religión del Estado; Iglesia, en fin, reafirmada en el luteranismo por la propia Isabel. El citado Sir Francis Drake, por cierto, era hijo de un granjero y predicador luterano. En cuanto a Oliver Cromwell era puritano, es decir, miembro del ala más radical del luteranismo. Y las autoridades coloniales que pisotearon el derecho de los irlandeses a su propiedad privada fueron inglesas y para más señas anglicanas. ¿Significa esto que debemos asociar el luteranismo con la piratería, el saqueo, las quemas de disidentes y la usurpación de propiedades? Pues claro que no. Errores y pecadores los ha habido en todas las religiones (y en la ausencia de ellas), y de esto no nos libramos ni católicos ni luteranos. Humanos somos y, por tanto, erramos y pecamos. Ésa es la triste realidad, señor Vidal.

¿Es el ateo y comunista Gaspar Llamazares un ejemplo de católico?

Lo que más me ha llamado la atención del artículo de don César es que para respaldar su tesis recurre a unas declaraciones de Llamazares tachando de “luterana” la política de ajustes de la Unión Europea. No he conseguido encontrar dichas declaraciones del excoordinador de Izquierda Unida, conocido ateo que ha dirigido contra la Iglesia Católica ataques de todo tipo. ¿Será ése un arquetipo del católico español para don César? El presentador de esRadio también se refiere a un sacerdote que apareció en una tertulia televisiva arremetiendo contra el capitalismo, y eso lo pone como un hecho que demuestra “la realidad de nuestras diferencias”. Esto es como deducir de la militancia comunista del Padre Llanos que los católicos somos unos rojos (borrando de un plumazo las condenas católicas contra el comunismo), o como tomar el ejemplo de los pastores luteranos de los Deutsche Christen para concluir, injustamente, que los protestantes son unos nazis (olvidando la crítica e incluso la resistencia al nazismo que sostuvieron muchos pastores y laicos luteranos).

¿Por qué no recordó César Vidal que hace dos meses docenas de católicos se manifestaron ante la Embajada de Irán para pedir la liberación de un pastor luterano? Desde este blog -e insisto, yo soy católico- he pedido la liberación de Youcef Nadarkhani sin esconder en ningún momento su condición de pastor evangélico, porque eso no me hace olvidar que es un ser humano como yo, pero que por su condición de cristiano habrá muchos que pasen olímpicamente de él, igual que hay quien pasa de los judíos agredidos por fanáticos antisemitas mientras desde blogs de católicos como éste se apoya a los hebreos agredidos. No me verá a mí dedicar entradas a marcar distancias con judíos y luteranos mientras se sigan produciendo estas cosas, desde luego. No me parece serio.

¿Remarcar lo que nos diferencia, o remarcar lo que nos une?

Precisamente hay que decir que con el señalado ya son seis artículos seguidos de don César dedicados al propósito de marcar distancias con los católicos. En fin, no le discuto su tenacidad a la hora de hacer proselitismo: es tan loable su dedicación como cuestionable es el método. Tampoco le discuto a César Vidal que así conseguirá algún nuevo fichaje para el liberalismo e incluso el luteranismo, pues es un hombre de brillante palabra aunque algunas de sus afirmaciones sean tan discutibles como las que he repasado. Ahora bien: por cada fichaje que consiga, ¿a cuántos estará espantando? Los comentarios del citado artículo pueden servir de muestra. Me quedo con uno firmado por Munzenbe ayer por la tarde:

En esos EEUU que Vidal tanto admira, católicos, protestantes sensatos y judíos unen fuerzas en las “culture wars” (aborto, familia, educación, etc.) frente a los progres. Buscan lo mucho que tienen en común, y ponen entre paréntesis lo que les separa. Es lo propio de los hombres de buena voluntad y de los cristianos que tengan dos dedos de frente.

Pero no, Vidal, tras haber conseguido notoriedad nacional y miles de lectores gracias a su paso por la emisora católica COPE, aguarda cucamente a salir de la misma para soltar “tó lo que lleva dentro”. Y lo que llevaba dentro resultó ser sectarismo anticatólico de la peor especie. ¡En lugar de estrechar lazos entre católicos y protestantes frente al enemigo común progre, a desenterrar polémicas estériles!

Por mi parte, tomo nota de lo que dice este señor. La Iglesia Católica ha tenido sus luces y sus sombras a lo largo de sus casi 2.000 años de historia; lo propio de una institución formada por seres humanos, el primero de cuyos Papas, además, cometió la vergüenza de negar tres veces a Cristo. Juan Pablo II y Benedicto XVI -y cito a éstos porque son los que yo he conocido desde que tengo memoria- han pedido perdón en varias ocasiones por los errores de la Iglesia como jamás lo había hecho ningún otro líder religioso. No hace falta que don César Vidal nos recuerde lo torpes que somos, pues ya lo sabemos. Por mi parte, conozco a excelentes personas que son luteranas y no le veo sentido a batallitas más propias del siglo XVI que del siglo XXI, por mucho que satisfagan a algunos católicos y a algunos luteranos que están tan preocupados por don César por resaltar lo que nos diferencia, en vez de lo que nos une. Yo tengo claro lo que me une al resto de los cristianos y a todas aquellas personas que, no siendo cristianas, comparten principios como la defensa de la vida y de la libertad, y desde luego no dedicaré ni seis artículos, ni tan siquiera seis líneas a remarcar diferencias con ellos. Haga el señor Vidal, por su parte, lo que le parezca.

 

Elentir

Publicado originalmente en "Contando estrellas"

13 comentarios

Vidal se está desacreditando él solito. El sabra lo que hace, que como es protestante es más listo que nosotros...

El sostener una falsedad notoria es un pecado contra el Espíritu santo. No hablamos de la pillería y la torpeza humanas, de las que solo dos personas han estado libres en toda la historia, hablamos de individuos que distorsionan la verdad metódicamente, a sabiendas y con malicia.

El pecado contra el Espiritu Santo, según la doctrina católica, es imperdonable.
10/12/11 11:42 AM
Comentario de Fortis
José Luis López Aranguren lo dijo muy bien y para siempre: El Protestantismo es un humanismo. Es una deformación de la fe cristiana. César Vidal lo sabe muy bien. Pero se hace el longuis y habla, habla, habla y habla, pero a la gente seria no la puede convencer. Porque el protestantismo es un humanismo.
10/12/11 3:38 PM
Me llamo Noemí y soy protestante, a veces leo alguna web católica o protestante buscando algún matiz de unidad entre los cristianos, me gusta este artículo pues aunque aprecio profundamente a Don César Vidal, en estas líneas veo el corazón sincero de un católico más preocupado por lo que nos une que por lo que nos separa. También aparece un término precioso para mi es la "libertad religiosa". Me ofende tanto leer a católicos menospreciando a protestantes como cuando leo a protestantes menospreciando a católicos. Es necesario dejar el menosprecio y aprender a honrarnos unos a otros y juntos honrar al Dios que amamos y a nuestro Señor Jesucristo por quien vivimos, muchos estamos cansados de tantas "batallitas" mientras nuestra sociedad se desmorona. Un sincero abrazo para todos.
10/12/11 9:04 PM
Comentario de Arnulfo
NOEMI, De verdad como católico te agradezco el gesto de buena voluntad que expresas; pero sabrás que cuando hablas de menospreciar, y mas allá de eso: de ofender, los laureles se los llevan los protestantes, de eso tengo un buen conocimiento, pues como tu visito sitios de la Web y ocasionalmente participo en algunos debates, además que miro algún video en YouTube. Con todo, podrás ponderar aquí mismo en estas páginas de infoCatólica, y en otras de igual tenor católico, si lo que prevalece es el ataque ruin y sistemático al protestantismo.
Vidal es expresión de la primera realidad, y lo hace de una forma muy elaborada, aprovechándose de su prestigio como historiador, con generalizaciones injustas, como dice el autor del post, "atribuyendo a la totalidad las características de una parte". Usando los hechos, personajes o referencias históricas fuera de contexto, sesgadamente, tomando solo lo que le interesa, y mintiendo, como afirman otros foristas católicos que le han respondido. Son, creo, seis entregas del señor Vidal en esa misma tónica.
Ahora, dices que aprecias profundamente a Vidal, y está bien; pero de seguidas con una actitud casi que de perdonavidas, cambias el enfoque y despachas el asunto señalando que ves en las lineas del autor del artículo "un católico preocupado por lo que nos une", soslayando el contenido del artículo y la razón que mueve al autor a escribirlo.
Por último, ¿No sería mucho pedirte, que en aras de ese llamado a la unidad que pregonas, publica
11/12/11 1:31 AM
Comentario de Elentir
Agradezco tus palabras, Noemi, y agradezco a InfoCatólica que haya reproducido mi artículo. Aprovecho para decirte, Noemi, que sigo desde años la suerte de diversos cristianos perseguidos en todo el mundo. Católicos y protestantes comparten sufrimiento en no pocos países, como China e Irán. A mí son esos los protestantes que más me preocupan, y a los que he dedicado más entradas. Ante ese panorama, no entiendo que haya católicos o protestantes más preocupados en iniciar batallas estériles como éstas que en centrar sus esfuerzos en conseguir para sus hermanos perseguidos un marco de libertad en el que poder vivir su fe. En fin, espero que don César se lo piense. Por mi parte, aquí tienes a un hermano cristiano que te aprecia con sinceridad. Un abrazo.
11/12/11 1:49 AM
Comentario de Crispal
Si César Vidal viviera una temporadita en un país como Arabia Saudí se daría cuenta de dónde está el enemigo y cómo protestantes y católicos NO se dedican a descalificarse mutuamente y a tirarse los trastos a la cabeza.
11/12/11 7:01 AM
Comentario de Auden Lasso
El problema de Martin Lutero no fue que vio un problema e intento resolverlo si no la forma en que intento resolver el problema dandole todo derecho a un rey de practicar monogamia diciendo que por que esta escrito en el AT es una buena practica? Para mi eso es una hipocresia. Quiziera viajar en el tiempo y comerme bacon vivo por lo inutil que fue ya que ese enfermo mental fue el influyo a Lutero
11/12/11 7:43 AM
Comentario de Francisco Javier
A mi me parece que Vidal es calvinista, lo cual es todavía más relacionado con el "liberalismo"... pues los luteranos son simples cesaropapistas de tres al cuarto.
11/12/11 6:35 PM
No hay más celadores que los apostatas, nuevos conversos. Lastima ver eso, ya que Vidal tenía talentos y ahora está gastándolos y también su energía, en asuntos malos, en vez de ver que los enemigo no son los católicos. El resentimiento es siempre peor concejero.
13/12/11 9:28 PM
Comentario de Iconodulo
Breve apunte: los puritanos ingleses, en su origen, eran una rama de la congregación herética Anglicana (no me gusta denominar a estas confesiones "iglesias", porque el propio Vaticano muestra reparos a reconocerlas como tales) que, insatisfecha por la insuficiente "protestantización de su congregación en tiempos de Eduardo VI e Isabel I, defendían organizarla en sentido netamente calvinista.

En conclusión, que, aunque el calvinismo es la herejía llevada al extremo, no puede considerarse simplemente un luteranismo extremo. Por ende, el calificativo que aquí se aplica a los puritanos entiendo que es incorrecto.

Vamos, que, sin pretender sentenciar infaliblemente como el Papa, dejo caer esa consideración. El rigor es importante, porque el mejor artículo puede desacreditarse fácilmente cuando incurre en pequeños errores como ese. Sobre todo por parte de gente como César Vidal.
15/12/11 11:44 AM
Comentario de Leovigildo-Rokan
Es una pena la dedicación que pone el señor Don Cesar Vidal en atacar la filosofía del grupo católico del cristianismo; creo que tiene complejo de ser Celtíbero frente a sus admirados estadounidenses ( que tienen cosas admirables y otras deleznables, como cada hijo de vecino ); le deja en muy mal lugar atacar con tanto ahínco a sus compatriotas; día tras día, no hay momento en que no desaproveche una ocasión en su programa " La Noche De Cesar " para cacarear un improperio contra los católicos o alguna acción del pasado con la que él no está de acuerdo; la pena es que no lo haga también refiriéndose a su propio grupo, para mantener un equilibrio de críticas, ver datos positivos y negativos de cada cual. Creo que el problema que tiene es no haber nacido en alguna región de La Confederación y no poder lucirse en algún grupo de Rockabilly. Por cierto a mi me vuelve loco toda esa música y le escucho en el programa " Regreso Al Camino Del Sur ", pero también es cierto que ya desconfío de él, a pesar de todos los libros religiosos e históricos suyos que he comprado. Es una pena esa malicia de una persona tan inteligente, pero los españoles no somos tontos y notamos las malas intenciones cuando las críticas pretenden fundamentálmente perjudicar. Viva el Rock and Roll, pero siempre detrás de la Jota, la Triquitricha y la Seguidilla. ¡¡ Aúpa !! Salve Hispania. Uno de Vizcaya residente en Lucentum-CostaBlanca.-
15/12/11 3:16 PM
El telepredicador Cesar Vidal en sus escritos y prédicas se ha mostrado holigans de Calvino, para él, el mejor teólogo que ha existido, mejor que Lutero. Es lógico que el odio agareno que tiene a la Iglesia Católica y el desprecio que manifiesta a España y a los españoles por ser católicos fundamentalmente. Ha emprendido una campaña en el grupo exponente del calvinismo liberal, Libertad Digital, de ataque a la Iglesia Católica, a todo lo que representa y a los paises tradicionalmente católicos. Es curioso que el odio a lo católico le iguale a Zapatero: ambos han decidido ganar guerras perdidas y vencer a difuntos. Zapatero a Franco y a la Guerra Civil y destruir la Iglesia. Cesar Vidal: vencer y destruir a Felipe II, La Iglesia Católica y destruir de paso a España por católica. Zp ha hecho mucho daño, pero no ha vencido. Vidal está haciendo mucho daño a muchos de sus oyentes, la mayoría católicos, conseguidos en la Cope, que le siguen al beaterio calvinista del grupo Libertad Digital. Al final veremos si el telepredicador consigue su objetivo o dejar a la cadena para vender sus canciones yanquis y jamones. Gracias a Bruno, a Pío Moa y a los numerosos lectores del blog que ponen luz y veracidad.
16/12/11 8:23 AM
Comentario de Carlos
Pues acaban de echar a Pío Moa de LD y cerrarle el blog desde el que rebatía a César Vidal.

Intereconomía le ha dado asilo mediático y continuará con su blog desde la web de La Gaceta.
22/12/11 8:41 AM

Dejar un comentario


Tu dirección email NO será mostrada en este sitio.
  • Los comentarios están limitados a 1.500 caracteres. Faltan caracteres.
  • No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.
  • Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.

Los comentarios aparecerán tras una validación manual previa, lo que puede demorar su aparición.

Conferencias de espiritualidad

(140) Vida nueva Utopía evangélica 1

por José María Iraburu


Liturgia de las Horas

  • lecturas del tiempo del Año
  • lecturas del Santoral

Suscríbete al boletín gratuito de InfoCatólica

Todos los días en tu buzón de correo

Librería Balmes

C. S. Lewis y la Iglesia católica Cuando todos se van, ellos se quedan



Sugerencias de libros

.

Patrocinios
Fundación Gratis date Traducciones técnicas
Radio María Magnificat.tv
Quiénes somos | Contacta con nosotros | Política de Cookies | Aviso Legal y Condiciones de Uso