Segunda predicación cuaresmal a la Curia

P. Cantalamessa: «El alma que se mira en el espejo de la Palabra aprende a conocerse a sí misma»

El padre Raniero Cantalamessa, predicador de la Casa Pontificia, dedico ayer la segunda predicación de Cuaresma a la constitución dogmática «Dei Verbum», del Concilio Vaticano II.

27/02/16 5:33 AM | Imprimir | Enviar

(Zenit) El P. Cantalamessa ha explicado en primer lugar que Dios es un Dios que habla. «Dios se ha servido de la palabra para comunicarse con las criaturas humanas» asimismo ha indicado que «Dios no tiene boca ni respiración humana: su boca es el profeta, su respiración es el Espíritu Santo». Ninguna voz humana – ha asegurado el predicador– alcanza al hombre en la profundidad en la que lo hace la palabra de Dios.

Pero, el discurso sobre la naturaleza del hablar de Dios cambia radicalmente en el momento en el que se lee en la Escritura la frase: «La palabra se hizo carne». Y es que con la venida de Cristo, «Dios habla también con voz humana, audible con los oídos también del cuerpo».

El padre Cantalamessa ha subrayado que «el hablar de Dios, sea el mediador por los profetas del Antiguo Testamento, sea el nuevo y directo de Cristo, después de haber sido transmitido oralmente, se ha puesto por escrito, y tenemos así las divinas Escrituras».

Acoger, meditar, poner en práctica

Por otro lado, ha dado unas indicaciones sobre la Lectio Divina. Por fortuna, ha indicado el padre Cantalamessa, la Escritura nos propone, por sí misma, un método de lectura de la Biblia al alcance de todos. En la carta de Santiago leemos un famoso texto sobre la palabra de Dios. Del mismo obtenemos un esquema de la Lectio Divina que tiene tres etapas u operaciones sucesivas: acoger la palabra, meditar la palabra, poner en práctica la palabra. Y a continuación, ha meditado sobre cada una de estas etapas.

En la primera etapa debemos tener cuidado con dos peligros. De este modo ha indicado que «el primero es pararse en la primera etapa y transformar la lectura personal de la Palabra de Dios en una lectura impersonal». El otro peligro «es el fundamentalismo: tomar todo lo que se lee en la Biblia a la letra, sin mediación hermenéutica alguna».

La segunda etapa sugerida por Santiago consiste en «fijar la mirada» en la palabra, en el estar largo tiempo delante del espejo, lo que quiere decir en la meditación o contemplación de la Palabra. El alma que se mira en el espejo de la Palabra «aprende a conocer ‘cómo es’, aprende a conocerse a sí misma, descubre su deformidad de la imagen de Dios y de la imagen de Cristo», ha asegurado el padre Cantalamessa.

Y finalmente llegamos a la tercera fase del camino. Esta etapa, ha explicado el padre Cantalamessa, «consiste en practicar, en obedecer a la Palabra». Asimismo, ha asegurado que «las palabras de Dios, bajo la acción actual del Espíritu, se vuelven expresión de la voluntad viviente de Dios hacia mí, en un determinado momento». Y ha precisado que «si escuchamos con atención, nos daremos cuenta con sorpresa que no hay un día en el que, en la liturgia, en la recitación de un salmo, o en otros momentos, no descubramos una palabra de la cual debemos decir: «¡Esto es para mí!, ¡esto es lo que hoy tengo que hacer!».

 




8 comentarios

Comentario de Jose Luis Martinicorena
Entiendo que la primera , por no decir única, consecuencia es la inoportunidad de preguntar, como se hace hoy en día,el porqué, como,qué. . . refiriéndose, el preguntador a la economía, normativa, ordenación, etc. de todo lo que se refiere a la Religión.
A mi me basta con mi fe, pedirle explicaciones a Dios o a la Iglesia me parece propio de tarados sin fe.
Saludos de Jose Luis Martinicorena
27/02/16 10:32 PM
Comentario de Maria Angelica
La vida me ha mostrado que en la Palabra está la respuesta para toda circunstancia humana.
La pedagogia de Dios es Sabiduría en si misma.
28/02/16 1:55 PM
Comentario de Juan Carlos San Juan
Hola..., me encanta estas cosas de la lection Divina. Trato de hacerla todos los días, siempre se aprende una forma nueva de orar. Aunque no paso más de 15 o 20 minutos en contemplación. Voy despacio, y me cuesta un poco, especialmente para alejar otros pensmientos.DLB bye
28/02/16 6:51 PM
Comentario de Rufus T. Firefly
La Lectio Divina es una gran riqueza. Sumergirse en la Palabra de Dios, practicarla... Yo comencé a descubrir lo que supone con un ejemplo real y manifiesto. Un sacerdote que no sólo enseña Sagrada Escritura sino que, además, realiza una gran labor en Sudamérica con niños de la calle. Y al preguntarle de dónde saca la fuerza para todo, contestó: "Mira, yo me levanto a las 5:00 de la mañana, porque mi jornada de trabajo comienza a las 8:00, y no podría hacer nada, nada, si no dedico esas tres primeras horas a la Lectio Divina. La Palabra me alimenta, me inspira, me guía..."
29/02/16 1:27 AM
Comentario de Charo García
MUY cierto! (....) Pues la Palabra de Dios es Sabiduría Plena; y abarca todo tipo de circunstancias humanas. :)
29/02/16 1:36 AM
Comentario de Gustavo
Las actibidades:Acoger, meditar, poner en práctica" se componen de tareas específicas, personales, para ponerlas en práctica. Para esto podemos visualizarlas como un proceso del todo análogo a los procesos de ingeniería y construcción. Si alguien se interesa en conocer un modelo didáctico para esto, podrá solicitarlo a gdelapiedrab@gmail.com o al fono +569 987172583
29/02/16 12:36 PM
Comentario de luis montiel
¡e x e l e n t e! Dios lo bendiga padre Cantalamessa. Asì es.
29/02/16 3:44 PM
Comentario de Elisenda Millán corona
Es muy importante su consejo, ya ke este método de oración desarrollado como Ud. indica, nos lleva a realizar nuestra oración al Señor que nace del conocimiento de su palabra, y nos compromete a darle una respuesta, y esa respuesta es el compromiso de cambiar de vida.
8/03/16 3:37 AM

Dejar un comentario


Tu dirección email NO será mostrada en este sitio.
  • Los comentarios están limitados a 1.500 caracteres. Faltan caracteres.
  • No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.
  • Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.

Los comentarios aparecerán tras una validación manual previa, lo que puede demorar su aparición.

Conferencias de espiritualidad

(26) Caridad-V- a los hombres

por José María Iraburu


Liturgia de las Horas

  • lecturas del tiempo del Año
  • lecturas del Santoral

Opinión

Pedro Fernández Barbadillo

¿Cómo vivían los cristianos en Al-Andalus?, por Pedro Fernández Barbadillo

Monseñor Héctor Aguer

La fornicación, por Monseñor Héctor Aguer

Juan Manuel de Prada

El aislamiento del alma, por Juan Manuel de Prada

Ver todos los artículos►

Suscríbete al boletín gratuito de InfoCatólica

Todos los días en tu buzón de correo


Librería Balmes

La teologia de la historia segun Francisco Canals Testigos

Sugerencias de libros

.

Patrocinios
Fundación Gratis date Traducciones técnicas
Radio María Magnificat.tv
Quiénes somos | Contacta con nosotros | Política de Cookies | Aviso Legal y Condiciones de Uso